“Yo me mando a hacer, tengo un buen sastre, ya también, es de Ecatepec, de primera, ya para que se sepa”, dijo el mandatario.

Ciudad de México, 28 de septiembre (SinEmbargo).- El Presidente Andrés Manuel López Obrador reveló esta mañana que su sastre, esa persona que le hace los trajes a la medida, es del municipio de Ecatepec, en el Estado de México.

En conferencia matutina, el Jefe del Ejecutivo federal hizo un recuento de los 100 compromisos que adquirió su Administración en torno a la austeridad republicana y recordó que el 47 consistía en eliminar presupuesto para vestuario o gastos de protocolo varios.

“Yo me mando a hacer, tengo un buen sastre, ya también, es de Ecatepec, de primera, ya para que se sepa”, dijo el mandatario.

“Se eliminarán partidas para vestuario o cualquier gasto de protocolo y ceremonial dedicado al Presidente, a sus colaboradores cercanos y a familiares”, señala el compromiso 47 de la lista.

López Obrador aseguró que su sastre es de Ecatepec. Foto: Victoria Valtierra, Cuartoscuro.

En ese sentido, el tabasqueño también hizo mención de aquellos compromisos que le quedan por cumplir, pues, indicó, le faltan cuatro años aún y al fin del mandato habrá llevado a cabo los 100.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador llegó a su Segundo Informe de Gobierno con 37 de sus 100 compromisos cumplidos; 26 están en proceso de cumplirse; ocho no se han cumplido y de 29 no hay elementos para evaluar su estatus.

Este ejercicio realizado por SinEmbargo inició al cumplirse los 100 días de Gobierno y para ese momento contabilizó un total de 22 compromisos cumplidos, para este día el Gobierno de México avanzó en 15. Sobre los no cumplidos, en esa primera medición sumó 12 y al corte de hoy, está en ocho.

La realidad para los planes del Presidente es muy distinta a la que pudo prever. No es para menos: le tocó enfrentar una pandemia que vino a romper toda economía.

Los compromisos, que el Presidente presentó el 1 de diciembre de 2018, son una serie de acciones que dependen de leyes aprobadas y políticas de las secretarías; otros son simbólicos y reposan en el ideal de una clase política que ahora tiene prohibido cometer actos de corrupción.

Como se ha especificado en los anteriores textos, algunos de los compromisos que estableció el Presidente tienen la acotación de cumplidos “hasta el momento”, ya que se trata de acciones que pueden cambiar en cualquier momento, a diferencia de, por ejemplo, los compromisos a los que ya sustenta una ley vigente. También se incluye el rubro de los compromisos “sin elementos para evaluar”, ya que no se han abordado o son temas abstractos.

El terreno que el actual gobierno tiene ganado es el de los programas sociales y el de la austeridad. Ambos temas fueron prioridad desde el día 1 y en los primeros meses se empezó a agilizar la inscripción para la entrega del dinero y a la par, en las oficinas de gobierno empezaron las nuevas normas, así se recortaron plazas y privilegios salariales.