Ciudad de México, 9 de diciembre.– En México, la falta de educación ambiental, infraestructura y políticas públicas adecuadas para la gestión y disposición final de los residuos, han generado principalmente dos problemáticas: contaminación visual, e insuficiente recolección, tratamiento y disposición final de los residuos sólidos urbanos.

De acuerdo con el reporte “Visión nacional hacia una gestión sustentable: Cero residuos” de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, en el País se generan más de 44 millones de toneladas anuales de residuos y se espera que este número alcance 65 millones para el año 2030.

En esta línea, de acuerdo con la asociación Ecología y Compromiso Empresarial (ECOCE), en la Ciudad de México se producen más de 13 mil toneladas por día, de las cuales 4 mil 600 toneladas, son reutilizadas.

Para promover la gestión de los residuos, nuestro país cuenta con diversos instrumentos regulatorios y de política pública, tales como los Programas Nacionales para la Prevención y Gestión Integral de los Residuos, en los que se busca fomentar su valorización y minimizar el impacto en el medio ambiente y salud humana que la basura puede ocasionar.

Asimismo, han sido firmados convenios internacionales para el correcto manejo de residuos sólidos y residuos de manejo especial y peligroso de prioridad global, complementado así la gestión integral a nivel nacional.

Como resultado de ello, se ha logrado cierto avance con algunos materiales. Existen numerosas iniciativas que impulsan el correcto manejo de los residuos, la creación de infraestructura y la inversión en nuevas tecnologías, pero una de las acciones más importantes es el fomento de una cultura del manejo correcto de residuos post consumo.

Los residuos si se gestionan de una manera adecuada, presentan un sinfín de oportunidades y una de ellas es el reciclaje.

En relación con el tema de infraestructura, actualmente el país cuenta con la planta de reciclaje más grande del mundo, PetStar, e IMER, la primera planta construida en Latinoamérica. En conjunto tienen la capacidad de procesar más de 85 mil toneladas de resina reciclada, equivalente a más de 4 mil millones de botellas o a llenar tres veces el Estadio Azteca.

Cada vez son más las marcas del portafolio de IMCC que integran un compromiso en favor del planeta, como la botella azul de Ciel, que es hecha 100 por ciento de otras botellas. Foto: Coca-Cola.

Estamos viviendo una nueva realidad respecto al plástico (PET), por lo que la suma de esfuerzos de todos: gobierno, sociedad y empresas son indispensables para lograr hacer un cambio positivo por el medio ambiente,.

Ejemplo de ello es el trabajo y compromiso de la Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC), quien afirma que, aunque ya reciclan 6 de cada 10 botellas, saben que no es suficiente, por lo que continuamente buscan sumar esfuerzos y voluntades para amplificar el resultado de cada una de sus iniciativas en favor del planeta.

La IMCC se ha planteado la ambiciosa meta de alcanzar un Mundo sin Residuos, buscando recuperar y reciclar el 100 por ciento de sus envases vendidos para 2030, además de que para ese mismo año sus envases incluyan cuando mínimo 50 por ciento de material reciclado. De igual forma se han trazado para 2025 que el 50% de su portafolio sea compuesto por envases retornables y que el 100 por ciento de sus envases sean reciclables.

De acuerdo con Jesús Lucatero, subdirector de Sustentabilidad Corporativa de Coca-Cola México, “aún hay mucho trabajo por hacer para conseguir, recuperar y reciclar el 100 por ciento de los residuos que se generan en México, por lo que continuaremos buscando diariamente distintas oportunidades de colaboración con el gobierno y la sociedad para impulsar el buen manejo y aprovechamiento de los residuos en el país”.

En línea con sus esfuerzos por alcanzar un Mundo sin Residuos, Coca-Cola, como parte de la IMCC, presentó su nueva campaña “Hagamos esto Juntos”, con la que busca sumar esfuerzos y fomentar una cultura de reciclaje para conseguir un verdadero cambio en México y en el planeta.

Se espera que para 2030 se produzcan 65 millones de toneladas de residuos en México. Por ello, es importante el trabajo de la mano, gobierno, sociedad e iniciativa privada para su correcta gestión. Foto: Coca-Cola

Somos más de 129 millones de mexicanos y la IMCC quiere que todos se involucren, por ello creó y promueve unmundosinresiduos.com una plataforma donde las personas pueden compartir sus opiniones e ideas, además de obtener información relevante para continuar fomentando una correcta cultura para el manejo y disposición de residuos.

“La conciencia en torno a la contaminación por plásticos ha mostrado una creciente relevancia en el país y en el mundo. Por lo que resulta muy relevante que no satanicemos el plástico, ni a cualquier otro material, por el solo hecho de ser plástico, lo importante es hacer una correcta disposición de los distintos envases para asegurar que se reciclen y todos tengan más de una vida útil”, señala Lucatero.

Añade que la compañía ha trabajado en el tema desde hace más de 18 años en el país, lo que ha permitido generar grandes resultados. Como el contar con las plantas de reciclaje PetStar e IMER, anteriormente mencionadas, que el 98 por ciento de sus empaques sean reciclables, que el 43 por ciento de su portafolio sea retornable y que en promedio el 27 por ciento de cada envase sea resina reciclada.

Cada vez son más las marcas de su portafolio que integran un compromiso en favor del planeta, tal es el caso de la botella azul de Ciel, la cual es hecha 100 por ciento de otras botellas y Sprite, que este verano consiguió sumar esfuerzos con más de 3 mil jóvenes para la limpieza de 10 cuerpos de agua y entornos urbanos en México, logrando la recuperación de 24 toneladas de residuos.

“La meta es ambiciosa, pero estamos seguros de que si trabajamos todos juntos podremos alcanzar un Mundo sin Residuos. Hoy invito a todos a participar a través de la plataforma unmundosinresiduos.com y desarrollar nuevas ideas en favor de nuestro planeta”, reiteró el directivo.

Se espera que para el año 2030, se produzcan 65 millones de toneladas de residuos en nuestro país. Por ello, es importante que se continúe trabajando de la mano, gobierno, sociedad e iniciativa privada para la correcta gestión, obtención de recursos, continuidad en la operación, desarrollo de programas de inclusión social e infraestructura especializada para el manejo integral de los residuos y así conseguir un Mundo sin Residuos.