Esto, como resultado de un cateo realizado en un domicilio ubicado en el calle Francisco I. Madero en la localidad de Comanja, en donde también se aseguraron cinco vehículos, tres de ellos con reporte de robo.

Además, los presuntos responsables fueron identificados por personal de la Fiscalía General del Estado de Michoacán.

Ciudad de México, 19 de febrero (SinEmbargo).- La Fiscalía General del Estado de Michoacán (FGE-Michoacán) localizó al menos 10 cuerpos en estado de descomposición al interior de un inmueble que era utilizado para inhumaciones clandestinas en el municipio de Coeneo.

Esto como resultado de un cateo realizado en un domicilio ubicado en el calle Francisco I. Madero en la localidad de Comanja, en donde también se aseguraron cinco vehículos, según informó la dependencia en un comunicado.

“Una camioneta Ford, tipo Bronco, color gris; un automóvil Chevrolet, tipo Chevy, color gris; una camioneta Honda, tipo CRV, color negro; una camioneta GMC, tipo Terrain y una camioneta Toyota, tipo Tundra, color gris; estas últimas tres, tienen reporte de robo”, detalló la Fiscalía.

De acuerdo con la Fiscalía, la Unidad Especializada en Investigación y Persecución del Homicidio Doloso, Homicidio Doloso contra la Mujer y Feminicidio obtuvo “datos contundentes” de que el inmueble era utilizado para las inhumaciones clandestinas.

Por lo que solicitó y obtuvo de un Juez de control una orden de cateo, misma que fue ejecutada por agentes del Ministerio Público local, en coordinación con elementos de la Unidad de Servicios Periciales y de la Escena del Crimen.

“En las labores que hasta el momento se han realizado en el punto de inspección, se localizaron 10 cadáveres en estado de descomposición, mismos que fueron trasladados al Servicio Médico Forense, en apego a los protocolos, para que se practique la necropsia de ley y los respectivos dictámenes periciales”, explicó la FGE-Michoacán.

Resultado de las primeras indagatorias, se ha identificado a los presuntos responsables, por lo que en breve se les imputará la presunta responsabilidad. En el sitio, continúan las tareas de inspección e investigación.