Foto: Twitter vía @hectorglza.

Dos mil habitantes de Ciudad Victoria marcharon para pedir seguridad en Tamaulipas y la renuncia de su Gobernador, Egidio Torre Cantú. Foto: Twitter vía @hectorglza.

Ciudad de México, 19 de mayo (SinEmbargo).– Por segundo domingo consecutivo, miles de habitantes de Tamaulipas salieron a manifestarse en contra de la inseguridad que hoy tiene amagados a los ciudadanos de ese estado, su demanda: que el Gobernador de la entidad, el priista Egidio Torre Cantú, ponga un alto a la ola de violencia o renuncie a su cargo.

Hartos de los atentados contra la seguridad y de la indiferencia de las autoridades estatales, por tercera vez en lo que va del año los tamaulipecos unieron sus voces, esta vez en Ciudad Victoria [la semana pasada fueron los habitantes de Tampico] para pedir paz y el fin de la violencia desatada por la disputa que mantienen los cárteles del Golfo y Los Zetas por el control del territorio.

Pese a que la semana pasada el gobierno federal lanzó una estrategia para controlar la violencia ésta continúa en ascenso, pues tan sólo el sábado pasado se registraron al menos tres hechos violentos que dejaron cuatro muertos en distintos eventos, además del rescate de una joven que había sido secuestrada.

Desesperados por estos hechos, cerca de dos mil personas de Ciudad Victoria se vistieron de blanco y al grito de “Egidio, entiende, protege a la gente”, “no quiero vivir con miedo” y “queremos paz” marcharon de la Plaza Hidalgo hasta la Casa de Gobierno, donde ya molestos exigieron la renuncia de Torre Cantú.

Los tamaulipecos entonaron el “Himno Nacional” y guardaron un minuto de silencio en honor a los fallecidos por los enfrentamientos entre federales e integrantes del crimen organizado, posteriormente concluyeron el acto con la poesía “México Creo en ti”, de Ricardo López Méndez.

EL INTENTO POR FRENAR LA VIOLENCIA

image_55

El Secretario de Gobernación (centro) lanzó el pasado martes la nueva estrategia de seguridad en la entidad . Foto: Cuartoscuro

Luego de los actos violentos registrados durante el mes de abril y las primeras semanas de mayo, el Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, se reunió el martes pasado con el Grupo de Coordinación Tamaulipas (GCT), los integrantes del Gabinete de Seguridad Nacional y los gobernadores de los estados de Nuevo León, Rodrigo Medina de la Cruz; San Luis Potosí, Fernando Toranzo Fernández; Tamaulipas, Egidio Torre Cantú, y de Coahuila, Rubén Moreira Valdéz, para delinear el plan de seguridad en el estado a través del cual se busca poner un freno al crimen organizado.

La nueva estrategia de seguridad seguirá tres ejes: desarticular en su composición y operación a las organizaciones delictivas; sellar las rutas de trafico ilícito de personas, sustancias, armas y dinero y garantizar las instituciones locales de seguridad para que sean suficientes, eficientes y confiables.

El plan contempla además la creación de nuevas fiscalías para dar atención a las cuatro regiones en las que se dividió al estado. Sin embargo, tres días después de la creación del nuevo plan, cinco civiles murieron luego de enfrentarse con soldados y marinos en Nuevo Laredo y Díaz Ordaz.

Pero la violencia en Tamaulipas continúa, incluso por parte de quienes deben resguardar la seguridad de los ciudadanos, pues José Miguel Vivanco, director de la División de las Américas de Human Rights Watch (HRW), envió el pasado 15 de mayo una carta al Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, donde denunció el hostigamiento por parte de elementos de la Secretaría de Marina a integrantes del Comité de Derechos Humanos de Nuevo Laredo.

El director de la División de las Américas precisó que oficiales de la Marina realizaron un operativo en el barrio la Joya, en Nuevo Laredo, donde se ubica la oficina de la organización y allanaron también 20 más casas más a razón de la búsqueda a hombres armados que habrían huido, argumentaron.

El representante de HRW comunicó a Osorio Chong “que adopte las medidas necesarias para que se suspendan de inmediato las acciones de hostigamiento e intimidación que están ejerciendo contra la mencionada organización, y que sus oficiales se retiren de inmediato de las inmediaciones de esta organización”.

“Es absolutamente esencial que la nueva ‘Estrategia de Seguridad’ de Tamaulipas, que anunció la administración del Presidente Peña Nieto hace unos días, respete los derechos fundamentales de los ciudadanos del estado, tanto como a los defensores de derechos humanos que los resguardan”, reiteró .

A la estrategia recién lanzada le antecede  el nombramiento del General Miguel Amado Jiménez González como Comisionado para resguardar la la zona sur del estado.

LOS ENFRENTAMIENTOS QUE ATERRAN

Captura de pantalla 2014-05-18 a la(s) 19.25.54

Ciudadano caído presuntamente por enfrenar al crimen organizado: Foto: Facebook/ ValorPorTamaulipas

El sábado pasado medios y autoridades dieron a conocer la muerte de al menos cuatro personas. De acuerdo la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, los cuerpos de dos hombres fueron hallados atrás del estadio de futbol en Ciudad Madero.

En otro hecho, el Grupo de Coordinación Tamaulipas informó que en Ciudad Madero hubo una balacera entre civiles armados y policías federales, lo que provocó la muerte de un civil. Los hechos ocurrieron en las avenidas Rigo Tovar con bulevar Manuel Cavazos Lerma, del centro de la metrópoli, el viernes.

También se reportó una persecución en la zona centro de Tampico entre integrantes del crimen organizado y fuerzas federales, sin que dejara personas lesionadas ni detenciones. Ese mismo día, en la colonia Morelos, de Tampico, un hombre fue ejecutado, según reportaron las autoridades.

Además, ese mismo viernes, la Procuraduría General de Justicia de Tamaulipas, (PGJE) informó sobre el rescate de una joven de 17 años, que permanecía secuestrada desde el 10 de mayo y quien fue violada varias veces por su agresor.

El rescate fue realizado por parte del Personal de la Coordinación Estatal Antisecuestros que logró poner a salvo a la víctima luego de que el responsable del plagio, junto con otra mujer, intentaran cobrar el dinero que exigieron a la familia de la joven.

La PGJE detalló que el presunto secuestrador, de 20 años, privó de la libertad a su víctima con engaños.

El presunto delincuente también es investigado por el asesinato que reconoció haber cometido en Ciudad Victoria, mismo que delató en su cuenta de Facebook al exponer que enterró a su víctima en terrenos de la colonia Las Enfermeras, de esa ciudad.