Pekín, 13 Jun (Notimex).- Equipos de rescate trabajaban la mañana de este lunes en una autopista de la occidental Región Autómoma del Tíbet, en China, donde unos 60 vehículos y alrededor de 100 personas quedaron atrapados por un deslave.

El percance es una de las consecuencias que han traído las lluvias a lo largo del río Yangtze, las cuales a cambio han aliviado la peor sequía que en los últimos 60 años haya vivido China.

Liu Wanlin, jefe de uno de los escuadrones de rescate, señaló a la agencia Xinhua que el deslave ocurrió hacia las 08:00 horas (00:00 GMT) y enterró unos 30 metros de la autopista Sichuan-Tíbet.

Los rescatistas laboran con tres máquinas para limpiar el lodo así como dejar a salvo a las personas atrapadas, y por el momento se ignora cuando terminarán estos trabajos.

Las lluvias han beneficiado sobre todo a las provinciass de Hunan, en el centro y Jiangxi en el oriente del país asiático, con efectos parciales en las de Hubei, Jiangsu y Anhui.

Las precipitaciones han prácticamente reducido a la mitad la superficie afectada por la sequía, que pasó de 3.7 miilones de hectáreas al pasado día dos de junio, a 1.86 millones de hectáreas al medio día de este lunes.

El número de personas con problemas de abasto también ha descendido, pues ahora suman 1.2 millones cuando en el segundo día de este mes llegaban a 3.83 millones.