Durante una sesión extraodinaria del Consejo Estatal de de Protección Civil, Ochoa Gallegos mencionó que la intención de repartir el “apoyo” entro todas aquellas personas que perdieron a un familiar durante el sismo es expresar un mensaje del Gobernador (Manuel Velasco Coello) de que está al pendiente de ellos”.

Ciudad de México, 13 de septiembre (SinEmbargo).- Óscar Ochoa Gallegos, Coordinador Ejecutivo para el Fomento Económico de Chiapas, causó controversia e indignación luego de que asegurara que los familiares de las víctimas por el sismo de 8.2 grados Richter del pasado jueves, ya cuentan con un apoyo económico y con un “kit” el cual incluye un ataúd, pan y café para aminorar el dolor de las personas.

En un video grabado durante una sesión extraodinaria del Consejo Estatal de de Protección Civil, Ochoa Gallegos menciona que la intención de repartir el “apoyo” entro todas aquellas personas que perdieron a un familiar durante el sismo es expresar un mensaje del Gobernador (Manuel Velasco Coello) de que está al pendiente de ellos”.

“Todos tienen ya, los que aparecen en la lista, su ataúd, su apoyo también del acta de defunción, su café, su pan, su carpa, para que sea un dolor menor y un mensaje de usted Gobernador de que está al pendiente de ellos”, mencionó Ochoa Gallegos, ante la mirada incrédula de algunas personas que se encontraban en la sesión.

Tras la difusión del material audiovisual, usuarios de redes sociales criticaron severamente las palabras del funcionario y aseguraron que los “apoyos” no pueden reparar las pérdidas humanas.

Hasta el momento Óscar Ochoa ni el Fomento Económico de Chiapas han dado algún tipo de declaración al respecto.

El día de ayer el Presidente, Enrique Peña Nieto, elevó a 98 el número de muertos en el terremoto del jueves pasado, y aseguró que estará de manera regular en las zonas devastadas para supervisar el apoyo a los damnificados y los avances en la reconstrucción.

En un acto público celebrado en el central Estado de México, Peña Nieto dijo que “hasta ahora 98 personas han fallecido” en el movimiento telúrico de magnitud 8.2 en la escala de Richter que el 7 de septiembre sacudió el centro y sur del país.

Además, “muchas personas perdieron su patrimonio, perdieron sus casas”, otras están “tan deterioradas que habrá que derruirlas”, afirmó el mandatario, quien destacó que todo su gabinete está trabajando en Chiapas y Oaxaca, los estados más afectados por el sismo, para atender la población en sus necesidades básicas.

Recordó que se está llevando a cabo un censo de los daños para iniciar “de inmediato” la etapa de reconstrucción, a fin de aliviar a la población.