Nueva York, 15 Jun (Notimex).- Organismos civiles, activistas y dueños de pequeños negocios en esta ciudad criticaron hoy la iniciativa de ley federal que obligaría a los empleadores de Estados Unidos a verificar la condición migratoria de sus nuevos empleados.

La iniciativa, introducida este miércoles en la Cámara de Representantes por el republicano de Texas, Lamar Smith, haría obligatorio el uso del sistema E-Verify, que miles de empresas han utilizado hasta ahora de manera voluntaria.

“La ley expandiría nacionalmente un programa de verificación laboral con fallas, lo que pondría en riesgo a millones de trabajadores, negocios y comunidades”, de acuerdo con el organismo Haz Camino Nueva York.

Según testimonios recabados por este organismo, empleadores temen que la ley los convierta en virtuales agentes de migración, lo que aumentaría el miedo y la desconfianza entre los pequeños negocios y las comunidades donde operan.

“El programa E-Verify es un sistema poco confiable que divide a trabajadores y negocios, y que sólo servirá para empujar a los inmigrantes aún más en las sombras y hacerlos más vulnerables a la explotación”, afirmó Leni Juca, dueño de Oxium Copy Corporation, en el condado de Queens.

Por su parte, la Coalición de inmigrantes de Nueva York expresó que la iniciativa “no hace nada para mejorar el sistema migratorio”, además de que afecta a la economía cuando más se necesita su dinamismo.

“El Congreso debe rechazar esta ley polarizante y enfocarse en encontrar soluciones reales”, expresó el grupo.

De acuerdo con la Coalición de inmigrantes de Nueva York, la aprobación de esta ley tendría un costo adicional de dos mil 600 millones de dólares anuales para los pequeños negocios en Estados Unidos.