Ciudad de México, 20 de sep (sinembargo.mx) – Durante la octava sesión ordinaria de la LXII Legislatura, los diputados federales se quedaron sin luz, al registrarse dos apagones en San Lázaro.

De acuerdo con diversos medios, los percances tuvieron una duración de 25 y 5 minutos. El primero se registró a las 9:15 horas, debido a una falla en la subestación eléctrica que provocó que todos los edificios en la Cámara permanecieran a oscuras.

Debido a que a esta hora llegan empleados y legisladores, algunos se quedaron atrapados en los elevadores, esperando a que se restableciera en suministro eléctrico.

En el segundo apagón, de mucha menor duración, hubo algunas lámparas que se mantuvieron encendidas.

Sin embargo; estos hechos no impidieron que los legisladores estrenaran el equipo nuevo del Sistema Eléctrico de Asistencia y Votación, que debió haberse usado desde el 1 de septiembre, cuando se instaló el Congreso General.

De esta manera, los 271 diputados, con quienes se obtuvo el quórum para iniciar la sesión de este jueves, se registraron de manera electrónica, pero por precaución también lo hicieron de la manera tradicional: por escrito.

El equipo que registrará, a partir de hoy, la asistencia, votación y controlará el audio de las participaciones de los diputados tuvo un costo de más de 100 millones de pesos.

El plan de modernización del sistema electrónico contempla la instalación de computadoras personalizadas, en cada una de las 500 curules de los legisladores federales.

-Con información de Notimex