El Fiscal General de Chihuahua, César Augusto Peniche Espejel, señaló en entrevista con este medio que el ataque a las familias LeBarón ocurrió en el municipio de Bavispe, Sonora. Ahí murieron tres mujeres y siete menores; otros seis menores fueron heridos y uno más está aún desaparecido, confirmó el activista Julián LeBarón.

Ciudad de México, 4 de noviembre (SinEmbargo).– Julián LeBarón, activista y miembro de la comunidad mormona LeBarón en Chihuahua, confirmó este lunes que tres madres y siete de sus hijos menores fueron asesinados en un ataque armado en el Rancho La Mora, Bavispe, Sonora, en una zona serrana limítrofe con el estado de Chihuahua.

Aquí estamos, [en el lugar de los hechos]. Nosotros los encontramos [los cuerpos]. Eran tres amas de casa que venían en tres camionetas distintas y les abrieron fuego. Mataron a las tres señoras y siete niños chiquitos asesinados”, indicó el activista esta noche en entrevista con SinEmbargo.

Al menos seis niños más sobrevivieron, algunos están heridos. Los pequeños lograron escapar de los hechos, y se reportó que al menos una niña seguía desaparecida hasta las 10:30 de la noche.

Se trata de tres familias que viajaban en el mismo número camionetas Suburban desde La Mora, en el municipio Bavispe, Sonora, hacia la comunidad LeBarón, en el municipio de Galeana, Chihuahua. Iban a visitar a unos familiares, dijo Julián LeBarón. Sin embargo, durante el trayecto fueron atacadas por presuntos integrantes de la delincuencia organizada.

De acuerdo a la información, en total iban 17 personas en tres camionetas diferentes, tres mujeres y trece menores –diez niños y tres bebés–.

Por la tarde, Lafe Langford Jr, familiar de las víctimas, subió un video donde informaba inicialmente de la muerte de una mamá, Rhonita Miller LeBarón y sus cuatro hijos: Howard Jr, Krystal, y los gemelos Titus y Tiana. Ellos iban a bordo de la camioneta se incendió tras el ataque.  Además, daba a conocer que dos mujeres más y sus hijos estaban desaparecidos. Se trataba de Dawna Ray Langford con sus nueve hijos y Christina Langford Johnson con su bebé, Faith.

Horas más tarde, Langdord también confirmó a esta redacción que el trágico saldo había subido – hasta el cierre de edición– a tres mujeres sin vida y al menos seis niños fallecidos, en tanto que otros menores habían sobrevivido.

“Hemos rescatado a 6 niños, tres están gravemente heridos por las balas y niña sigue desaparecida”, escribió Lafe Langfor a SinEmbargo, en una entrevista vía mensajes.

¡OJO! Atención a todo el mundo!!! Somos una comunidad de ciudadanos con doble nacionalidades, paisanos y estadounidenses, que viven y operan entre México y los Estados Unidos. Estamos bajo ataque mientras hablamos por los carteles en México … Hemos estado solicitando a las embajadas estadounidenses en México todo el día sin resultado … ¡Necesitamos que se compartan esto y que todo el mundo sea testigo de los atroces actos inhumanos y bárbaros que se cometieron contra nosotros hoy! Rhonita Miller y sus 4 hijos fueron asesinados a tiros en este vehículo y en este mismo momento hay DOS más Suburban con 2 de nuestras familias, con un total de 2 esposas y 10 niños desaparecidos y / o secuestrados por el cartel … ¡Necesitamos ayuda de inmediato! .. ¡Ayudenos!

Posted by Lafe Langford Jr on Monday, November 4, 2019

 

Julián LeBarón explicó que los demás niños lograron sobrevivir porque escaparon. De acuerdo al relato, los menores –algunos con heridas de bala– habrían caminado hasta el Rancho La Mora, que está como a 15 kilómetros.

“Unos niños están heridos, a uno le pegó una bala en un cachete, creo que a otro niño le pegó la bala en la pierna. Aquí mismo encontramos a la niña de Christina, que tiene menos de un año. Estaba en su carreola todavía, ni siquiera estaba llorando, tenía todo el día sin tomar agua. Al parece, todavía hay una niña que no encuentran”, indicó el activista.

En el lugar de los hechos, se encontraron las otras dos camionetas baleadas y los cuerpos de las mujeres: “Nosotros estamos donde están las camionetas, y aquí estaban las dos amas de casa y dos niños que quedaron asesinados. Una de las señoras estaba tirada en el suelo, al lado de la camioneta, me imagino que estaba tratando de ocultarse para sobrevivir cuando le dispararon; y la bebé, pues está ilesa”, agregó LeBarón.

El activista destacó que el Ejército y la Policía ya se encuentran en el lugar.  Sobre los hechos, lase presume que al parecer hubo un enfrentamiento y las familias quedaron en medio: “no sé si hubo una confusión, porque son mujeres y niños que van inocentemente de su casa”, dijo LeBarón.

SIN DETALLES OFICIALES

Por su parte, ni las autoridades de Chihuahua, ni de Sonora, han confirmado el número de víctimas de los hechos.

El Fiscal General de Chihuahua, César Augusto Peniche Espejel, precisó en entrevista con este medio que el ataque ocurrió en el municipio de Bavispe, Sonora. Reiteró que fallecieron varias personas, entre ellas menores de edad, y que hay sobrevivientes con heridas; sin embargo, el funcionario se reservó a dar detalles.

“Vamos a esperar a la confirmación oficial del Gobierno de Sonora y vamos a seguir con presencia en la zona de la sierra, en esa región, sobre todo para apoyar en el posible traslado y apoyo a las víctimas, que sabemos que hay personas heridas, y con independencia de eso, para coadyuvar en las tareas de custodia en caso de que hubiera todavía personas desaparecidas. Vamos a esperar la información oficial por parte del estado de Sonora”.

En relación a los hechos, el Fiscal del estado dijo que desconocen las circunstancias exactas que originó la agresión, sin embargo, reconoció que se trataría de un ataque de la delincuencia organización.

“Nuestra teoría por lo pronto, en términos de estos hechos, es que alguna organización criminal estuvo atrás de esta agresión”, expresó.

La Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) informó esta noche en su cuenta de Twitter que a través de la Mesa de Seguridad para la Construcción de la Paz en Sonora se instruyó el reforzamiento del estado de fuerza en el municipio de Bavispe, con motivo de las denuncias sobre la desaparición y agresión a varias personas que se desplazaban a La Mora. Además, que “elementos de Guardia Nacional, del Ejército y de la Policía Estatal están en la región desplegando un operativo de búsqueda”.

En tanto que el Gobierno de Sonora, hasta el momento sólo ha emitido un boletín donde indicó que “ya se investigan hechos suscitados en la sierra entre ambos estados”, sin que se brinden mayores detalles de los hechos.

 

ZONA EN DISPUTA POR EL NARCO

La zona donde colindan los estados de Chihuahua y Sonora es región que se disputan principalmente dos organizaciones criminales: La Línea, grupo delictivo afín del Cártel de Juárez, y el cártel de Sinaloa, “Los Chapos”, confirmo el Fiscal.

“Estas son las organizaciones criminales que de alguna u otra manera tienen presencia en esa zona de la sierra, y entre quienes nosotros suponemos podría haber enfrentamientos por el control de la zona de Agua prieta Sonora”, expresó Peniche Espejel.

Este es un territorio que por su colindancia con Estados Unidos es proclive “a la actividad de organizaciones criminales dedicadas al tráfico de estupefacientes y al tráfico de migrantes”, explicó el Fiscal.

Al cierre de esta edición, luego de que en diversos medios trascendiera que el número de fallecidos ascendía a más 12, Julián LeBarón nuevamente confirmó que la cifra que ellos tienen es de 10 personas fallecidas, tres mujeres y siete menores, seis niños rescatados, y la séptima menor, que seguía desaparecida, al parecer habría sido localizada con vida y en severo estado de shock nervioso, hacía unos momentos, sin embargo, que era información pendiente de corroborar.

LEBARÓN, COMUNIDAD LASTIMADA

La comunidad LeBarón ha sido por severamente lastimada por la delincuencia desde hace más de una década. En mayo de 2009, cuando el estado aún era gobernado por el priísta José Reyes Baeza Terrazas, el joven Erick LeBarón, de entonces 17 años, fue secuestrado. Sus captores pedían un millón de dólares, sin embargo, la familia se negó a pagar el rescate motivados por la idea de que no alentarían que más casos como ese ocurrieran no sólo en su comunidad, sino en todo el país.

El plagio del joven mormón levantó un fuerte movimiento de protesta. Cientos de ciudadanos de Galeana se trasladaron hasta la Ciudad de Chihuahua para manifestarse contra la inseguridad.

Las protestas fueron encabezadas por Benjamín LeBaron, de 36 años de edad, quien luchaba contra la inseguridad, extorsiones y secuestros que vivían los miembros de su comunidad tras la llegada de grupos de la delincuencia organizada.

Ante la presión social que alcanzó el movimiento de LeBaron, los secuestradores dejaron libre a Erick, pero esa lucha costó la vida dos integrantes de la familia: Benjamín LeBarón y Luis Widmar Stubbs, fueron secuestrados y asesinados dos meses después.

Luego del asesinato, una manta fue colocada cerca del domicilio de la víctima. En ella se decía que el crimen contra Benjamín ocurrió como represalía por sus movilizaciones y activismo contra de la inseguridad.