“El incremento de la transmisión con la variante británica parece subir de 1.1 personas por paciente a entre 1.5 y 1.7, eso no es bueno pero no es catastrófico, no indica que esté fuera de control”, explicó la responsable de la célula técnica anticovid de la OMS, Maria Van Kerkhove.

Ginebra, 6 de enero (EFE).- Las nuevas mutaciones del coronavirus que se han detectado en Reino Unido y Sudáfrica no parecen por ahora tener un impacto en las vacunas desarrolladas contra la COVID-19, ni obligan a cambiar las medidas de prevención individuales, señalaron hoy expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

“El incremento de la transmisión con la variante británica parece subir de 1.1 personas por paciente a entre 1.5 y 1.7, eso no es bueno pero no es catastrófico, no indica que esté fuera de control”, explicó la responsable de la célula técnica anticovid de la OMS, Maria Van Kerkhove.

“Tampoco significa que no funcionen las medidas actuales” (distanciamiento físico, mascarilla, higiene de manos, etc), indicó en el encuentro semanal de expertos de la OMS con internautas, donde la habitual moderadora, que se encuentra en cuarentena, intervino desde una localización distinta a los expertos.

El director de Emergencias Sanitarias de la OMS, Mike Ryan, añadió que las nuevas variaciones “no significan que el coronavirus se comporte de forma diferente” y explicó que es habitual que cuando un virus muta lo haga a una variante más contagiosa, no más mortal.

“Al virus le interesa expandirse lo más posible, no matar al organismo que lo acoge”, subrayó, y añadió que una de las formas de hacerlo es aumentando la cantidad de carga vírica que tiene el portador, lo que facilita que por ejemplo al toser expela más partículas contagiosas.

“Incluso aumentando la cantidad de virus en el ser humano y su capacidad de transmisión, tenemos que hacer lo mismo que hasta ahora”, recalcó, aunque subrayó que hay que “estar más vigilantes”.

El experto irlandés insistió en que todavía quedan “entre tres y seis meses muy duros” en la lucha contra la pandemia, mientras que Van Kerkhove, en los minutos finales de consejos a la población, recomendó “evitar viajes y desplazamientos innecesarios”.

“Muchas personas afortunadas tienen internet, servicios de entrega a domicilio y formas de contactar a distancia con sus seres queridos, así que hay que continuar con ciertos sacrificios a fin de ayudar a los trabajadores sanitarios”, resumió.