Los lazos entre ambos países se han deteriorado marcadamente bajo el Gobierno Trump, que durante su campaña presidencial prometió construir un muro fronterizo y ha culpado a México por los problemas económicos y sociales de Estados Unidos.

Hoy la comitiva se reunió con el Presidente Enrique Peña Nieto. Estuvieron el Secretario de Estado estadunidense, Michael Pompeo, la Secretaria de Seguridad Interna, Kirstjen Nielsen, el Secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, y el Asesor Senior del Presidente de Estados Unidos, Jared Kushner.

Después se fueron a la colonia Roma con el Presidente electo Andrés Manuel López Obrador, con quien estuvieron cerca de 45 minutos.

Ciudad de México, 13 de julio (SinEmbargo).–  La comitiva enviada por el Presidente Donald Trump a México se ha reunido este día con el Presidente Enrique Peña Nieto y luego con el mandatario electo para el próximo sexenio, Andrés Manuel López Obrador, con quienes dialogaron sobre distintos temas de interés bilateral. Con Peña estuvieron una hora; con AMLO, cerca de 45 minutos.

El próximo canciller mexicano, Marcelo Ebrard Casaubón, informó posteriormente en una conferencia dijo que fue una reunión con un ambiente “excelente”. Através de Ebrard, el Presidente Electo agradeció la visita de la delegación estadounidense. El tabasqueño la calificó de “ágil y cálida”.

Hoy el Secretario de Estado de Estados Unidos (EU), Mike Pompeo, llegó a la Ciudad de México acompañado del Secretario del Tesoro, Steven Mnuchin; la Secretaria de Seguridad Nacional, Kirstjen Nielsen, y el yerno y asesor del Presidente, Jared Kushner. A  las 11.30 horas se reunieron con el Presidente Enrique Peña Nieto a Los Pinos. Posteriormente, la delegación estadounidense se trasladó a la embajada de Estados Unidos donde conversó con su personal, para finalmente arribar a la casa de transición de López Obrador a las 13:20 horas.

El Presidente electo le ha entregado una propuesta a los enviados de Donald Trump, dijo Ebrard. Contiene cuatro pilares: el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN); la búsqueda de condiciones en México para que la gente no tenga que migrar; integrar a los países de Centro América en un esfuerzo conjunto de desarrollo y en materia de seguridad.

Junto a Benito Juárez, cuya frase “el respeto al derecho ajeno es la paz” es de uso recurrente por parte de AMLO. Foto del equipo de transición el Presidente electo

Los dos equipos, reunidos. Foto del equipo de transición de AMLO

“Vamos a esperar la respuesta del Presidente Trump para darlo a conocer”, dijo Ebrard. “Fue un diálogo franco, respetuoso y cordial”.

Y lo calificó: “Optimismo razonado”.

“Es una propuesta de base de entendimiento, donde la base es el respeto de ambas partes”, agregó.

La conferencia de Ebrard fue muy breve. El documento entregado por López Obrador está en proceso de ser puesto en manos de Donald Trump.

Por parte del equipo mexicano asistieron el próximo Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón; Alfonso Durazo, quien se desempeñará como Secretario de Seguridad Publica; Carlos Urzúa, siguiente Secretario de Hacienda, así como Martha Barcenas, propuesta por López Obrador como embajadora de México en Estados Unidos.

Más tarde, el Secretario de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, estuvo con Mike Pompeo en la cancillería. Allí, Videgaray dijo que Peña y López Obrador acordaron hacer un frente común. Lo aplaudió.  “Quiero reiterar que Peña Nieto ha acordado, con el equipo del Licenciado Andrés Manuel López Obrador, que se trabajará en un solo frente. Así se ha trasmitido al Secretario Pompeo y al equipo que lo acompaña”, indicó.

Pompeo también dijo que habló con López Obrador sobre empleo y oportunidades.

“Queremos hacer de América el Norte una región pujante”, dijo Pompeo. “Estamos trabajando en el riesgo que implican los cárteles de la droga, y necesitamos ponerles un alto”.

“México es un aliado clave para que Estados Unidos pueda responder a desafíos”, agregó. “Somos naciones aliadas, socias y amigas”.

“Con el Presidente de López Obrador hablamos sobre cómo se puede trabajar. Vamos a seguir trabajando en temas de seguridad y otros que afectan a ambos países”, dijo Pompeo. “El TLC es un objetivo del Gobierno de Trump y vamos a seguir trabajando. Tenemos compromisos y queremos que la seguridad de ambos lados de la frontera sean seguros”.

“Seguiremos trabajando para desarticular a organizaciones criminales que producen violencia. Reconocemos que la demanda de droga está en nuestro lado de la frontera. Esta es la razón por la que el Presidente Donald Trump está decidido a combatir. México es un socio regional y mundial y como ejemplo es que podemos trabajar juntos. La reunión de hoy reafirma que ambos países somos socios y amigos”, indicó.

Ebrard los recibe a su llegada a la casa de transición en la colonia Roma. Foto: Cuartoscuro

En un comunicado, Presidencia informó durante la reunión que Peña externó su agradecimiento venir al país para dialogar durante el proceso de transición del Gobierno de la República. incluso, presumió la Jornada Electoral del pasado primero de julio pasado, “fue ejemplar y muestra de la madurez democrática de nuestro país”.

La llegada a México. Foto: Cuartoscuro

En relación con la política de separación de familias migrantes instrumentada por el Gobierno estadounidense, Peña expresó su preocupación, por lo que pidió al Secretario de Estado “la rápida reunificación de las familias separadas en la frontera y destacó la necesidad de encontrar una alternativa permanente que dé prioridad al bienestar y derechos de los menores”.

En particular, el mandatario mexicano habló del ataque que sufrió en días pasados Rodolfo Rodríguez, un ciudadano mexicano de 92 años con residencia legal en Estados Unidos, pues “estos incidentes alimentan un clima de odio y racismo que debemos evitar”.

Finalmente, sobre el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) coincidieron en que la prioridad es “el avanzar de manera constructiva” y “continuar la negociación con el objetivo de finalizarla lo más pronto posible”.

Marcelo Ebrard durante su llegada a la casa de la colonia Roma, antes de recibir con López Obrador a la delegación estadounidense. Foto: Diego Simón Sánchez, Cuartoscuro.

Cabe recordar que el encuentro entre ambos países derivó de la llamada que Trump hizo a López Obrador el 1 de julio, horas después de que el Instituto Nacional Electoral reconociera la delantera del tabasqueño en la contienda, en la conversación hablaron sobre la posibilidad de que el representantes del Gobierno estadounidense acudieran a México.

Esta semana el morenista confirmó la reunión en una conferencia.  “Se va hacer la propuesta para iniciar una nueva era”, dijo Ebrard. El virtual Presidente enfatizó que pondría sobre la mesa el desarrollo de los países de Centroamérica.

López Obrador, virtual Presidente, durante su llegada a su casa en la colonia Roma, donde recibirá al Secretario de Estado del gobierno norteamericano. Foto: Diego Simón Sánchez, Cuartoscuro.

REUNIÓN BUSCA LIMAR TENSIONES

Pompeo encabeza una delegación de miembros del Gabinete estadounidense, enviados por Donald Trump, cuando las elecciones han generado un cambio radical de Gobierno, con la llegada de nuevo partido político

Los lazos entre ambos países se han deteriorado marcadamente bajo el Gobierno Trump, que durante su campaña presidencial prometió construir un muro fronterizo y quien ha culpado repetidamente a México por los problemas económicos y sociales de Estados Unidos.

Los aranceles impuestos a manera de represalias entre México y Estados Unidos en medio de tensas negociaciones para la renovación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte han detonado los temores de una guerra comercial. Trump ha catalogado el pacto de libre comercio, que también incluye a Canadá, como uno que afecta los empleos para los estadounidenses.

Sin embargo, después de la victoria de Andrés Manuel López Obrador, de tendencia izquierdista, las tensiones se han relajado. Ambos líderes han hecho comentarios positivos después de una conversación telefónica realizada a principios de este mes; el muro no fue mencionado.

El Departamento de Estado señaló que la visita tiene la intención de demostrar la fuerza e importancia de las relaciones entre México y Estados Unidos y la disposición del Gobierno de Trump de trabajar con el próximo Gobierno mexicano.