Según la información emitida por el Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición “Salvador Zubirán”, 0,5 por ciento de la población del país es intolerante al gluten,  por lo que este producto representaría una alternativa para ofrecer más alternativas nutricionales a las personas que así lo necesiten.

Ciudad de México, 18 de julio (SinEmbargo).–  Estudiantes de la Licenciatura en Nutrición del Instituto Politécnico Nacional (IPN) crearon una harina a base de camote, chía y arándanos; esta harina posee vitaminas, minerales, fibra, Omega 3 y antioxidantes.

Los alumnos indicaron que esta creación puede ser empleada para la realización de productos de panificación para los intolerantes al gluten y a las personas que padecen diabetes.

Tania Yatziry Morales Flores, Mariela Flores Cruz, Martha Leticia Calixto Mosqueda y Adrián Olvera Campos, los estudiantes responsables resaltaron los beneficios que puede tener esta harina para personas con obesidad, sobrepeso y altos niveles de colesterol en la sangre; así como para las mujeres embarazadas.

Una característica central del camote, rico en vitamina B6, es que contiene grandes cantidades de almidón, carbohidratos y fibra; además de poseer un bajo índice glucémico; lo que libera lentamente el azúcar en el torrente sanguíneo, lo que sirve para estabilizar los niveles de glucosa para las personas diabéticas.

La chía es una fuente de aminoácidos que son componentes esenciales de las proteínas, Omega 3, así como antioxidantes como los flavonoides. Por último, los arándanos aportan alta fibra, antioxidantes, además de inhibir la formación de colesterol malo.

A pesar de que la harina creada por los estudiantes del Centro Interdisciplinario de la Salud (CICS), Unidad Milpa Alta fue probada en un principio en platillos como hotcakes, sus creadores mencionaron que el propósito es introducir esta harina al mercado para poder diversificar su uso en distintos productos de panificación.