Juan Miguel Ortiz Marmolejo, Juez Séptimo de Distrito en Procesos Penales de Toluca, determinó la posibilidad de que el ex funcionario pueda regresar a casa si cumple con el pago de una garantía de 40 millones de pesos y con presentarse de forma periódica cada 15 días ante el juzgado federal que lleva su caso. Asimismo, tiene prohibido salir del país sin autorización y la obligación de portar un localizador electrónico.

En febrero de este año, una juez federal del Estado de México determinó dictar formal prisión al ex Gobernador por el presunto lavado de más de 11 millones de pesos. Antes, en diciembre de 2017, una autoridad judicial había cancelado esa acusación, aunque confirmó la formal prisión por defraudación fiscal.

Ciudad de México, 26 de noviembre (SinEmbargo).– Guillermo Padrés, ex Gobernador de Sonora, podrá continuar su proceso por presunto lavado de dinero en libertad, luego de que un juez federal le sustituyera la prisión preventiva por cuatro medidas cautelares, entre las que se encuentra, el pago de una garantía de 40 millones de pesos.

De acuerdo con información publicada por medios nacionales, Juan Miguel Ortiz Marmolejo, Juez Séptimo de Distrito en Procesos Penales de Toluca, determinó la posibilidad de que el ex funcionario pueda regresar a casa si además de la garantía económica, cumple con presentarse de forma periódica cada 15 días ante el juzgado federal que lleva su caso. Asimismo, tiene prohibido salir del país sin autorización y la obligación de portar un localizador electrónico.

Por su parte, el Consejo de la Judicatura Federal informó que Ortiz Marmolejo consideró en su decisión el hecho de que ahora el Código Nacional de Procedimientos Penales y la Miscelánea Penal de 2016 permite que los acusados de lavado lleven su proceso en libertad.

Una vez que se cumpla con los cuatro puntos de la causa penal 11/2018 del juzgado, tendrá validez la sustitución de la prisión preventiva, la cual fue solicitada por el ex mandatario sonorense después de que también pidiera revisar su caso.

El pasado 17 de agosto, Padrés Elías obtuvo la libertad por el delito que enfrenta de defraudación fiscal, a cambio del pago de una garantía de 100 millones de pesos, no podrá salir del país y deberá presentarse al juzgado para firmar cada semana en el libro de procesados.

El diario Reforma reportó que el juez décimo segundo de distrito en Procesos Penales Federales de la Ciudad de México, Guillermo Francisco Urbina Tanús, fue quien le otorgó la libertad. El ex mandatario estaba procesado por defraudación fiscal de 70 millones 415 mil 367 pesos.

El juez Urbina Tanús solicitó el pasaporte del ex panista e informó al Instituto Nacional de Migración (INM) que el político tenía prohibido dejar México mientras se desahoga el proceso en su contra. De incumplir alguna de las medidas será reaprehendido, señaló el diario nacional.

En febrero de este año, una juez federal del Estado de México determinó dictar formal prisión al ex Gobernador por el presunto lavado de más de 11 millones de pesos. Antes, en diciembre de 2017, una autoridad judicial había cancelado esa acusación, aunque confirmó la formal prisión por defraudación fiscal.

Cabe recordar que los Padrés (el ex Gobernador, su hijo, padre y hermanos) son investigados desde 2014, sin embargo, la Fiscalía Anticorrupción de Sonora informó en diciembre de 2015 que se encuentran abiertos más de 30 expedientes diferentes para investigar las sospechas de casos de corrupción durante la administración del ex Gobernador panista.

El 21 de mayo de 2015, el Departamento de Justicia estadounidense comunicó a la Procuraduría General de la República (PGR) que había iniciado una investigación contra Padrés Elías en Arizona y solicitó intercambiar información con México para reforzar sus pesquisas.

Padrés está preso en el Reclusorio Oriente de la capital de la Ciudad de México desde noviembre de 2016, aunque cada vez está más cerca de continuar su proceso en libertad condicional.