El Secretario de Relaciones Exteriores afirmó que el Gobierno de México ya le hizo saber de manera escrita a Estados Unidos su “profundo descontento” por no haberle compartido la información sobre la investigación que se tenía en contra de Salvador Cienfuegos, exsecretario de la Defensa Nacional.

Ciudad de México, 29 de octubre (SinEmbargo).– El Canciller Marcelo Ebrard Casaubón reveló esta mañana que México protestó formalmente ante el Gobierno de Washington por no haber informado sobre la investigación que llevó al arresto del General Salvador Cienfuegos Zepeda, Secretario de la Defensa Nacional con Enrique Peña Nieto y quien, según la DEA, era conocido como “El Padrino” o “Zepeda” en el bajo mundo.

“Le hemos hecho saber a Estados Unidos nuestro profundo descontento con que no se haya compartido esa información con nuestro país”, dio a conocer en la conferencia matutina del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Desde Palacio Nacional, el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) detalló que dicho descontento se manifestó al Gobierno de Estados Unidos de manera verbal hace una semana y a través de un formato escrito ayer.

Asimismo, reiteró que en cuanto Cienfuegos Zepeda fue detenido el pasado 15 de octubre en el Aeropuerto de Los Ángeles, California, se le brindó asistencia consular por parte de las autoridades mexicanas, ya que “tenemos que garantizar que tenga un debido proceso y su defensa, que no se cometan atropellos y abusos”.

Frente a los medios de comunicación, el funcionario señaló que “se evaluarán una serie de acciones subsecuentes en función de los elementos que se vayan presentando a lo largo del juicio”, sin embargo, aclaró que podrán proporcionar más detalles del tema después de las elecciones presidenciales en Estados Unidos.

Luego una reportera le cuestionó sobre cuál fue la postura que tuvo Christopher Landau, Embajador de Estados Unidos en México, sobre el descontento que ya expresó el país.

“Lo que él me señaló simplemente es que por disposición legal en Estados Unidos, por el Gran Jurado, él no podía comunicar nada. Pero lo importante es que le manifestamos cuál es el sentir y el opinar de México”, añadió.

Previamente, a López Obrador también se le pregunto respecto a la situación de Salvador Cienfuegos, pues hace dos días el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del Partido Revolucionario Institucional (PRI) propuso al Gobierno mexicano pagar del erario la defensa del exsecretario de la Defensa Nacional (Sedena) durante su juicio ante autoridades de Estados Unidos, en Nueva York.

“Existe la asistencia consular cuando se trata de mexicanos detenidos en el extranjero. Se les apoya. Hay asistencia consular, pero no se utilizan recursos para defender a un presunto responsable de delitos. No se está contemplando esa posibilidad”, respondió el mandatario.

Además, recordó que apenas está iniciando el juicio, por lo que “tanto el que acusa como el acusado van a presentar pruebas y si no hay elementos, pues se tiene que dejar en libertad en este caso al General Cienfuegos y él también tendría la posibilidad de denunciar a quienes sin pruebas, sin fundamentos lo acusaron por los daños que le causen a sus familiares, a sus bienes, sobre todo los daños morales que puedan ocasionarse”.

“Hay que esperar nada más lo que se resuelva de estos asuntos, pero no se puede utilizar dinero del presupuesto para pagar la defensa de los detenidos en Estados Unidos”, aseguró el Jefe del Ejecutivo federal.

El pasado 20 de octubre, el Juez Alexander F. MacKinnon decidió no otorgarle la libertad bajo fianza al General Salvador Cienfuegos Zepeda, quien fuera Secretario de la Defensa Nacional con Enrique Peña Nieto, por los cargos de narcotráfico que le hace el Departamento de Justicia de Estados Unidos después de que los fiscales argumentaran que podría darse a la fuga.