México

Más niños en México fueron víctimas de trata, homicidios y secuestros en 2022: Redim

06/08/2022 - 6:07 pm

Durante la primera mitad de este 2022, delitos como corrupción de menores, extorsión, feminicidio, homicidio, lesiones, secuestro y trata de personas fueron los que principalmente se cometieron entre la población de 0a 17 años de edad, de acuerdo con el informe titulado Delitos contra niñas, niños y adolescentes en México (a junio de 2022) publicado por la Red por los Derechos de la Infancia en México.

Ciudad de México, 2 de agosto (SinEmbargo).- Corrupción de menores, extorsión, feminicidio, homicidio, lesiones, secuestro, trata de personas son los principales delitos que se cometieron contra menores de entre 0 y 12 años en el país, de enero a junio de este 2022, de acuerdo con el informe Delitos contra niñas, niños y adolescentes en México (a junio de 2022) publicado por la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim).

En el informe emitido el pasado 20 de julio se indicó que, con base en cifras de incidencia delictiva del fuero común del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) retomadas por la Redim, dichos delitos presentaron un incremento entre enero y junio de este 2022 en comparación con el mismo periodo del 2021.

Por ejemplo, el delito de lesiones en contra de menores de edad pasó de seis mil 765 casos durante los primeros seis meses de 2021 a ocho mil 781 casos en la primera mitad de este 2022, un incremento de 29.8 por ciento. En tanto, la corrupción de menores pasó de 980 casos de enero a junio de 2021 a mil 189 casos en el mismo periodo pero de 2022, un aumento del 21.3 por ciento, y las extorsiones de 106 casos a 128, respectivamente, una alza de 20.8 por ciento.

Otro delito que afectó a los menores de edad y que presentó un incremento de enero a junio de este 2022 fue el feminicidio, que de 52 casos que se presentaron en el mismo periodo de 2021 pasó a 59 durante los primeros seis meses del presente año, un aumento del 13.5 por ciento; el secuestro incrementó 11.1 por ciento, ya que en la primera mitad del 2021 se registraron 27 casos, mientras en en el mismo periodo de este año llegaron a 30.

El pasado 8 de abril, la Fiscalía General de Querétaro localizó el cuerpo sin vida de Victoria Guadalupe, una niña de seis años de edad que fue reportada como desaparecida dos días antes, el 6 de abril en la colonia Paseos del Marqués, municipio de El Marqués.

Los restos de la menor, quien salió de su domicilio presuntamente a la tienda de su colonia, tras lo cual no se supo más de su paradero, fueron encontrados en un lugar cercano a su casa, a donde regresaba después de haber ido a la tienda, envueltos en plástico. Dos días después de estar desaparecida, sus restos fueron encontrados en un lugar cercano a su casa, a donde regresaba, envueltos en plástico.

“Se realizará el traslado del cuerpo al SEMEFO, para determinar la causa de la muerte. (…) se advierte que el cuerpo de la niña fue depositado en el lugar de forma posterior a su búsqueda, se inician nuevas líneas de investigación y se activa el protocolo de investigación en feminicidios“, informó en ese momento la Fiscalía del estado a través de su cuenta de Twitter, la cual detalló que el caso sería investigado con protocolo de feminicidios.

Por su parte, el Gobernador del estado, Mauricio Kuri González, condenó los hechos y se comprometió a emitir un castigo ejemplar en contra de quien resulte responsable de los hechos. “Este crimen nos indigna como sociedad y garantizo: no quedará impune”, escribió desde Twitter.

Apenas el 17 de julio, la Policía Municipal de Matehuala, San Luis Potosí, localizó a dos menores de edad que fueron víctimas de un secuestro virtual. Ambas víctimas se encontraban en un terreno baldío, en donde les habían ordenado esconderse mientras se pedía dinero a su familia.

De acuerdo con información recogida por el diario digital Pulso, los dos menores recibieron una llamada telefónica, en donde mediante amenazas los obligaron a buscar un sitio para esconderse y ellos se fueron a refugiar a un terreno baldío que se ubica en las calles de Xicoténcatl y Avenida de las Torres.

Posteriormente los delincuentes empezaron a llamar a la familia para exigirles dinero diciendo que los menores estaban secuestrados, por lo que los parientes pidieron ayuda a la Policía Municipal, la cual les hizo saber que se trataba de una mera extorsión y alertaron para que no depositaran ninguna cantidad de dinero. Al mismo tiempo comenzando una intensa búsqueda de los menores hasta que finalmente pudieron encontrarlos, y los reunieron sanos y salvos con sus familiares.

El 18 de enero, un informe de la Redim elaborado junto a la Comisión Nacional de Búsqueda (CNB) reveló que la violencia de género está profundamente relacionada con la desaparición, específicamente de mujeres, adolescentes, niñas y niños, en el Estado de México.

Durante la presentación del estudio titulado “Desaparición de Mujeres, Adolescentes, Niñas y Niños en el Estado de México y su vínculo con la explotación sexual o la trata de personas con ese u otros fines”, se dio a conocer que en México el índice más alto de personas desaparecidas lo conforman mujeres entre 15 y 19 años de edad.

La desaparición de “mujeres, niñas y adolescentes, tiene un sesgo de género, que aunque va paralelo al tema de la criminalidad”, que impera en cada entidad, “lo real es que la situación, y la violencia de género en nuestro país de manera generalizada, tiene que ser atendida de manera diferenciada”, dijo durante su intervención Sol Berenice Salgado, titular de la Comisión de Búsqueda de Personas en el Estado de México.

El estudio arrojó que las principales víctimas de desaparición son niñas y adolescentes, de entre 12 y 17 años, de complexión delgada, soltera, estudiantes de secundaria, o que llegaron hasta este nivel educativo, sin antecedentes penales y originarias del Estado de México.

“Es el promedio del tipo de información que encontramos cuando nosotros hablamos de personas desaparecidas en el Estado de México, la mayoría de las personas que encontramos allí son mujeres entre 12 y 17 años, de complexión delgada,solteras con escolaridad secundaria, con ocupación estudiantes, que han nacido en el Estado de México y que tiene nacional mexicana”, detalló dijo Adriana González Veloz, Directora de Análisis de Contexto de la CNB.

En múltiples ocasiones, colectivas feministas han protestado por la violencia ejercida a niñas menores de edad. Foto: Cuartoscuro.

Respecto a los homicidios contra menores de edad sumaron mil 272, de enero a junio de este 2022, en comparación con los mil 214 que hubo en los primeros seis meses el 2021, lo que se traduce en un aumento de 4.8 por ciento; y por último la trata de personas pasó de 205 casos durante la primera mitad del 2021 a 214 entre enero y junio de este 2022, un incremento de 4.4 por ciento.

En el informe, la Redim detalló que los delitos como “el feminicidio, la trata de personas y la corrupción de menores afectan principalmente a las mujeres” de entre 0 y 17 años de edad, y del total de los 59 que se presentaron en la primera mitad de este 2022, “11 fueron con arma de fuego y nueve con arma blanca”. Respecto a las entidades en donde la incidencia de estos crímenes fue mayor, en el documento se señaló que fueron el Estado de México, Nuevo León y Veracruz.

En tanto, “los homicidios, las lesiones y el secuestro” afectaron en mayor medida a los hombres de 0 a 17 años de edad. De enero a junio de 2022, “552 niñas, niños y adolescentes han sido víctimas de homicidio doloso a nivel nacional”, de los cuales, se detalló, 88 fueron mujeres y 464 fueron hombres, delito que se cometió sobre todo en los estados de Guanajuato, Zacatecas y Michoacán, incluso en este último se refirió al multihomicidio de seis adolescentes en el municipio de Tangamandapio.

La noche del 1 de noviembre de 2021, fueron localizados 11 cuerpos sin vida en un camino de terracería cerca de la localidad de Tarecuato, del municipio de Tangamandapio, Michoacán, de los cuales seis correspondían a menores de edad: cinco de 17 años y uno de 15 años, sin que se diera mayores detalles de su identidad.

De acuerdo con la Fiscalía General del Estado (FGE), los cuerpos, que presentaban heridas por disparo de arma de fuego, fueron hallados aproximadamente a las 22:30 horas, cuando personal de la Unidad Especializada en Servicios Periciales y Escena del Crimen, acudió al predio Los Lavaderos, perteneciente a la tenencia de Tarecuato.

Aunque de manera general en el informe del Redim se destacó que el Estado de México, Nuevo León y la Ciudad de México son las tres entidades en donde se registraron más delitos contra menores entre 0 y 17 años de edad durante la primera mitad del presente año.

El pasado 2 de mayo, cuatro niños fueron localizados sin vida al interior de su hogar, ubicado en el municipio de Juchitán de Zaragoza, Oaxaca, quienes, de acuerdo con los primeros informes de la Fiscalía General del estado, presuntamente fueron envenenados por su propia madre.

Los cuerpos de los menores fueron hallados sobre una cama dentro de su vivienda, en la comunidad indígena Chicapa de Castro, que se localiza en la región del Istmo de Tehuantepec. Además, la madre de los pequeños también habría atentado contra su propia vida, por lo que fue llevada de emergencia a un hospital para su atención inmediata y protegida por elementos de la Fiscalía estatal.

En días recientes, Mario Cordero, titular del Área de Crimen Organizado y Drogas de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), afirmó que el delito de trata de personas incrementó durante la contingencia sanitaria que desató la pandemia por COVID-19.

“En términos estadísticos parece ser que aumentaron los casos, por qué lo digo así, durante la pandemia, claro las personas pasamos más tiempo en línea, entonces utilizamos más redes sociales, plataformas digitales, y eso hizo que estuviéramos más expuestos a ser enganchadas, cuando me refiero a enganchadas es justamente este acto de abuso, puede ser de enamoramiento o de engaño en donde, sobre todo, afectó a niñas y a niños”, quienes, dijo, no sabían la identidad de las personas que platicaba con ellos, por lo que los casos de trata de personas incrementaron y “todavía no están siendo catalogados como tal”, agregó.

“En 2019, de acuerdo al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, existieron 679 casos, ¿Qué pasa en 2020?, claro pandemia, y hay 677 casos, es decir, sólo bajo dos, y en 2021, 744 víctimas en total, y lo que va de enero a mayo de 2022 podemos ver un incremento, ya que hay alrededor de 400 casos”, detalló el experto.

Explicó que la trata de personas cuenta con once modalidades entre las que se encuentran: “la esclavitud, la condición de ciervo, la prostitución ajena, o cualquier forma de explotación sexual, la explotación laboral, que es distinta de los trabajos o servicios forzados, la mendicidad forzosa, la utilización de personas menores de 18 años en actividades ilícitas, la adopción ilegal de personas menores de 18 años, el matrimonio forzoso o servil, el tráfico de órganos, de tejidos y células de seres vivos, y la experimentación biomédica”.

Cordero también puntualizó que existen dos tipos de estrategias utilizadas por los delincuentes para enganchar a sus víctimas, una fue denominada “pesca”, en la que utilizan mensajes o anuncios en redes sociales con los que contactan los internautas, que de tener alguna necesidad caen fácilmente. “Una vez que toman el anzuelo, por así decir, empieza ya esta interacción, y empieza toda una dinámica, justamente de engaño, de abuso, de confianza, y de este abuso de una situación de vulnerabilidad, algo muy importante aquí es que hay que recordar que todas y todos tenemos una necesidad, puede ser económica, afectiva, psicológica, y las y los tratantes se aprovechan de esa necesidad”, comentó.

En este sentido, el informe de la Redim enfatizó que garantizar los derechos de niñas, niños y adolescentes del país es una obligación del Estado mexicano, por lo que exhortó a éste a desarrollar “una estrategia integral de seguridad y prevención” dirigida a combatir el incremento de la violencia que afecta principalmente a niños, niñas y adolescentes del país.

Dicha estrategia deberá contener un “enfoque de derechos” y se deberá complementar con “un proyecto prioritario para proteger el derecho a la vida y desarrollo de la infancia”, destacó la Redim, que recordó que el pasado mes de enero propuso al Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, y la Secretaría de Gobernación (Segob) un proyecto denominado #Proyecto26, con el que se busca implementar una estrategia a nivel nacional para hacer frente a la violencia armada contra la niñez mexicana.

“#Proyecto26 es una oportunidad para construir alternativas basadas en la comunidad, el fortalecimiento de las instituciones de infancia, la participación de la niñez y juventud en la prevención de la violencia, y especialmente importante avanzar en la construcción de paz en los territorios más conflictivos”, indicó la Redim en su informe.

Nora Nancy Gaspar Resendiz
Comunicóloga por la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM). Busca ejercer un periodismo libre, crítico y con responsabilidad social. Actualmente es parte de la Unidad de Investigación y Multimedia de SinEmbargo.
en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas