DF tiene el Congreso más caro y los diputados que más dinero se llevan; le sigue el Edomex

07/12/2015 - 12:03 am

En un país con 55.3 millones de pobres, legisladores de los congresos de los estados llegan a cobrar 941 veces más en un año que lo gana un trabajador con salario mínimo. ¿Quieres saber quiénes son los diputados locales que mejores sueldos recibieron en 2015?

LUNES06DEDICIEMBRE_v LUNES06DEDICIEMBRE_h

Ciudad de México, 6 de diciembre (SinEmbargo).– Cada Diputado de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal costó en 2015 6.4 veces que un congresista de Tamaulipas, cuyo monto anual fue de 3 millones 746 mil 500 pesos, mientras que el de uno capitalino significó 24 millones 81 mil 53 pesos.

El calculo para identificar al Diputado local con el costo más relevante para su estado lo estimó el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO) tomando en cuenta el presupuesto destinado para el Congreso de la entidad en este año y el número de legisladores que lo integran. En el caso del Distrito Federal, el presupuesto para 2015 fue de mil 589 millones 349 mil 499 pesos entre 66 asambleístas.

Con base en esas cifras, los legisladores de la ALDF reciben en un año 941 veces más que un trabajador con salario mínimo, pues a partir de octubre de este año, el sueldo promedio se ubicó en 70.10 pesos por día; es decir 25 mil 586 pesos anual.

Sin embargo, de acuerdo con datos del IMCO, el salario de los asambleístas no fue necesariamente el más alto. En su estudio Finanzas Legislativas Estatales, los diputados del Estado de México son los que reciben el salario mensual más elevado, que es de 108 mil 938 pesos.

La entidad gobernada por el priista Eruviel Ávila, supera todos los rubros tomados en cuenta por el IMCO, pues tiene el mayor número de diputados (75), con uno de los presupuesto más altos (mil 321 millones 513 mil 448 pesos) y los mejores sueldos por año.

Su caso resulta relevante además porque es la entidad con más personas en situación de pobreza, según el Consejo Nacional de Evaluación de la Política Social de Desarrollo Social (Coneval) al 2014 se contabilizaron 8 millones 269 mil 900.

México tiene 55.3 millones de personas en situación de pobreza y 63.8 millones de mexicanos viven con ingresos inferiores a la línea de bienestar. En ese contexto, los recursos destinados a cada legislador resultan contradictorios para combatir la desigualdad en el país.

LOS QUE MÁS CUESTAN  Y GANAN

El estudio del IMCO detalla que seguidos de los legisladores de la ALDF,  se encuentran los diputados de Baja California con un costo promedio de 21 millones 421 mil 24 pesos, pues sólo tiene 25; detrás está Michoacán con 20 millones 589 mil 744 pesos por cada uno de los 39 legisladores que tiene. En el puesto cuatro está el Edomex y en el quinto Jalisco debido a que cada Diputado cuesta 17 millones 210 mil 73 pesos.

Del lado opuesto, los que menor costo tienen son Tamaulipas, Hidalgo, Colima y Puebla, cuyo monto no rebasa los 4 millones en ninguno de los casos.

Los diputados que mejores sueldos reciben, de acuerdo con el estudio del IMCO, están en Edomex, Guanajuato, San Luis Potosí, Zacatecas y Sonora.

Un legislador guanajuatense gana sólo 755 pesos menos que un mexiquense. Los sueldos mensuales de los diputados potosinos y zacatecanos rebasa los 95 mil pesos. Esto es 45 veces más que lo que recibe por día una persona con salario mínimo.

Así, los legisladores de Tlaxcala, Yucatán, Querétaro, Hidalgo y Tabasco son los que menor sueldo al mes perciben con 34 mil 238 pesos, 44 mil 880, 47 mil 48 mil 48 y 50 mil pesos. En esta relación, un tlaxcalteco recibe tres veces menos que los mexiquenses.

En términos de presupuesto al Congreso, los cinco estados con los mayores recursos otorgados fueron el Distrito Federal, seguido del Estado de México. Detrás se encuentra Michoacán, con 803 millones; Jalisco, con 671 millones 192 mil 833 pesos, y por último Veracruz con 616 millones.

En total hay mil 132 diputados locales con conforman los 31 congresos del país y la ALDF. En la mayoría de los casos, los pertenecientes al Partido Revolucionario Institucional (PRI) dominan los espacios legislativos.

TRAS LA PISTA

El director general del IMCO, Juan Pardinas, destacó la importancia de que los gobiernos estatales y locales expliquen en qué gastaron y cómo gastaron su presupuesto para evitar problemas de opacidad que podrían derivar en otros de desarrollo y crecimiento.

Durante la presentación  del Índice de Información Presupuestal Estatal 2015, investigadores del Instituto explicaron que las finanzas públicas estatales presentan cuatro grandes desafíos actualmente: alta dependencia hacia las transferencias de recursos federales, la caída del precio del petróleo, lo que implica menores transferencias de la federación a los estados; baja generación de ingresos propios y la creciente deuda pública.

También aseguraron que “las Leyes de Ingresos (LI) y los Presupuestos de Egresos (PE) estatales deben considerarse como los documentos de política pública más importantes de los gobiernos porque sin dinero no hay gobierno”.

El organismo no gubernamental detalló que en ellos se sustenta la planeación del gasto público y de los proyectos que beneficiarán a la sociedad, por eso es indispensable que las LI y los PE cuenten con información de calidad que permita a los ciudadanos conocer cómo y en qué se pretende gastar, en qué proyectos de infraestructura se invertirá, cuánto se está endeudando el gobierno y si transparentan y rinden cuentas sobre las finanzas públicas