México

Autoridades de BC alertan sobre falta de insumos para atender COVID-19; ventiladores se agotarán, dicen

11/04/2020 - 6:08 pm

La mañana de este sábado autoridades de Baja California confirmaron 337 pacientes afectados por coronavirus y 27 decesos alertaron que carecen de ventiladores para atender casos en los hospitales.

Tijuana, Baja California, 11 de abril (Zeta/SinEmbargo).– Los hospitales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) de Baja California solo cuentan con ventiladores disponibles para atender a los pacientes con coronavirus para dos días, mientras que en el resto de los nosocomios del estado se prevén se agoten en una semana, “si continuamos con la misma tendencia” de pacientes graves, expuso el Secretario de Salud de la entidad, Alonso Pérez Rico.

La mañana de este sábado autoridades de Baja California confirmaron 337 pacientes afectados por coronavirus y 27 decesos, registrando el municipio de Ensenada su primer fallecimiento por COVID-19, mientras que Tijuana sumó 18 defunciones y Mexicali ocho. De las casi mil 500 pruebas realizadas, un total de 743 dieron negativo y 409 personas se mantienen como sospechosas de haber contraído el virus.

Pérez Rico precisó que para la atención de afectados por la pandemia que requieran hospitalización el IMSS cuentan sólo con 12 ventiladores, cantidad que será suficiente únicamente para atender a los pacientes que lo requieran durante este fin de semana.

Tomando en cuenta que son 10 días el tiempo promedio de recuperación de un paciente, anotó que en siete días se estarían agotando los respiradores en el resto de los hospitales reconvertidos en el estado para la atención de las personas contagiadas por coronavirus.

Para atender el déficit de respiradores, “estamos buscando estrategias, que la comunidad médica que nos apoye con ventiladores […]. Ahorita lo crítico, lo que nos urge, son ventiladores, médicos y enfermeras, camas hospitalarias”, asentó Pérez Rico.

Respecto al déficit de personal médico que enfrenta Baja California agregó que “estamos considerablemente reducidos de médicos y enfermeras entre el personal que se resguardó, el que no está disponible, el que desafortunadamente está enfermo, tenemos cada vez menos”, expuso.

Ante este panorama, el Gobernador de la entidad, Jaime Bonilla Valdez, pidió al rector de la Universidad Autónoma de Baja California (UABC) que “apoye con el personal que retiraron, que nos ayude porque este es el momento cero en nuestro estado”.

Y añadió, “sabemos el riesgo, todos corremos un riesgo desde el momento que andamos en la calle, yo no me puedo retirar, yo tengo que seguir al frente del Gobierno. Claro que me cuido, me resguardo de la distancia que tenga que tener, pero en este caso los estudiantes que tienen la vocación, creo que ellos mismos se quieren quedar”.

Bonilla Valdez también convocó a personal médico retirado a sumarse a la atención de la pandemia, a lo que Alonso Pérez Rico le recordó que ellos formaban parte de la comunidad de riesgo por la edad y el registro de morbilidades. Sin embargo,  Bonilla consideró que “el doctor está acostumbrado a poner su vida de por medio a la salud de los demás, esa es su vocación, sabemos eso, están en una edad… En esta emergencia pueden salvar varias vidas todos ellos”.

Respecto a la tendencia de aumento en los casos positivos de coronavirus, el mandatario estatal subrayó que “desafortunadamente el fenómeno de la frontera nos penaliza, Baja California va a ir de la mano con California, con la ventaja que ellos tienen los recursos, si no todos los recursos cuando menos todos los ventiladores que necesitan”.

TIJUANA: “ZONA DE GUERRA”

Personal médico de Tijuana describió que dentro de las salas de emergencia y hospitales, las y los profesionales de la salud ya se ven superados, trabajan en turnos dobles y triples y sin el equipo que necesitan, de acuerdo con un reportaje publicado ayer en The San Diego Union Tribune firmado por Wendy Fry y Alexandra Mendoza.

Personal médico aseguró que pacientes son atendidos en las áreas de recepción y vestíbulos y aseguran que carecen de personal y ventiladores para atender casos de coronavirus.

“Al salir del hospital hoy, sentí que me iba de una zona de guerra”, dijo un médicos en entrevista anónima.

Mientras que enfermeras del Hospital General en Tijuana describieron la situación que enfrentan con la pandemia¡ como “desesperada” y “muy grave”.

Autoridades estatales confirmaron que hasta el jueves pasado al menos 14 trabajadores del sectros salud han dado positivo por COVID-19.

en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video