Abraham Enyanche Quintanar, de 17 años de edad; Alan Fernando Alabat Montoya, de 20, y Ximena Sánchez Aranda, de 16, fueron enterrados hoy. Los tres jóvenes fueron reportados como desaparecidos y después los hallaron muertos en el Estado de México.

Por Javier Miranda

Edomex/Ciudad de México (A Fondo Edomex/SinEmbargo).- Abraham, Alan Fernando y Ximena tenían en común ser jóvenes y habitar el Estado de México. Los tres fueron sepultados hoy, en Naucalpan, Coyotepec y Melchor Ocampo. Los tres también sufrieron muertes violentas.

ABRAHAM

Abraham Enyanche Quintanar, de 17 años de edad, cursaba el tercer semestre en el Colegio de Ciencias y Humanidades (CCH) Naucalpan. El pasado 23 de noviembre acudió a la escuela y después fue a una fiesta en un campo de Gotcha ubicado en la zona de Los Remedios. Festejaban el fin de semestre. Esa fue la última vez que lo vieron con vida.

Sus familiares organizaron brigadas de búsqueda y recorrieron el bosque de Los Remedios, el paradero del Metro Cuatro Caminos y el camino del plantel al domicilio del joven. Repartieron volantes, preguntaron por él y buscaron indicios. No hallaron nada.

El pasado 11 de diciembre el cuerpo del joven fue encontrado entre el agua de la presa Las Julianas, ubicada en la zona de Los Cipreses, en Naucalpan, cerca del campo de Gotcha donde desapareció.

Abraham fue sepultado hoy en el cementerio de Los Cipreses, a 17 días de su desaparición.

Autoridades del CCH Naucalpan exigieron justicia, que sea investigada y aclarada la muerte del joven. Familiares y amigos de Abraham igualmente pidieron esclarecer los hechos.

ALAN FERNANDO

Alan Fernando Alabat Montoya, de 20 años de edad, era alumno del cuarto semestre de la Ingeniería en Mecatrónica del Instituto Tecnológico de Tlalnepantla (Ittla), ubicado en la colonia Los Reyes Iztacala, en Tlalnepantla.

El joven, originario de Coyotepec, acudió el pasado viernes 7 de diciembre al plantel educativo, pues estudiaba en el turno vespertino. Después se encontró con un amigo, ex alumno de la escuela.

Ambos fueron detenidos por supuestos policías en la autopista México-Querétaro, en Cuautitlán Izcalli.

Familiares de Alan Fernando relataron que los supuestos policías despojaron de mil 500 pesos y de su tarjeta bancaria al otro joven, al que obligaron dar el NIP y después liberaron.

Añadieron que Alan Fernando no llevaba dinero y los supuestos policías se lo llevaron en la patrulla.

Alrededor de las 5:00 horas del pasado 10 de diciembre el cuerpo sin vida de Alan Fernando fue hallado en carriles laterales de la autopista México-Querétaro, a la altura del kilómetro 38, en Cuautitlán Izcalli, dirección a la Ciudad de México, con huellas de atropellamiento.

Esta tarde fue sepultado el joven. Primero realizaron una misa en la iglesia San Cristóbal Mártir, en el centro de Coyotepec, y después fue trasladado al panteón de la localidad.

Lo acompañaron alumnos y profesores del Ittla. También sus familiares y amigos. Muchos de ellos portaban globos blancos.

Alumnos del Ittla montaron una ofrenda en el exterior del plantel y exigieron justicia para Alan Fernando. Pidieron a las autoridades que investiguen la supuesta detención por parte de policías y que sean detenidos y sancionados los responsables.

XIMENA

Ximena Sánchez Aranda tenía 16 años de edad y embarazo de un mes. La adolescente desapareció en mayo pasado y en julio sus padres se enteraron que su cuerpo estaba en la fosa común del panteón de San Lorenzo, en Zumpango.

Tras largo batallar de sus padres, a los que dijeron que podían recuperar los restos de su hija después de siete años, esta mañana el cadáver de Ximena fue exhumado de dicho panteón de Zumpango y sepultado en el panteón La Soledad, en Melchor Ocampo, donde habitan los padres de la joven.

Juan David Sánchez Mendoza relató que su hija Ximena tuvo el último contacto con su madre el pasado 10 de mayo, aunque fue hasta el 15 de mayo cuando intentaron denunciar su desaparición.

La joven vivía con su pareja en Zumpango. En ese municipio desapareció y a pesar de que intentaron denunciar los hechos el Ministerio Público no inició la carpeta de investigación, pues requería primero acta de nacimiento certificada y luego el domicilio exacto de la joven en Zumpango.

A pesar de que el cadáver de Ximena fue hallado días después de su desaparición, sus padres la identificaron hasta julio, cuando el cuerpo de la joven ya había sido sepultado en la fosa común del panteón de San Lorenzo, en Zumpango.

La agente del Ministerio Público, Nancy Negrete Ríos, informó a los padres de Ximena que solicitó al juez orden de exhumación pero la negó, por lo que les dijo que tenían que esperar siete años para recuperar los restos de la fosa común.

Sánchez Mendoza contactó por redes sociales a la activista Frida Guerrera, quien lo apoyó para recuperar los restos de su hija, lo que logró hoy.

El hombre afirma que prometió a Ximena que la iba a sacar de la fosa común y lo cumplió. “Ahora tengo dónde visitarla y llorarle”, afirmó.

Mencionó que seguirá con su exigencia de que se haga justicia y la Fiscalía mexiquense investigue los hechos y detenga y sancione a los responsables del homicidio de su hija.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE A Fondo Edomex. Ver ORIGINAL aquí. Prohibida su reproducción.