Después de que Boris Johnson celebrara su nombramiento como Primer Ministro británico, agradeció a los votantes laboristas y aseguró que gracias a la mayoría obtenida en las elecciones, no hay posibilidades de que surja otro referéndum.

Londres, 13 de diciembre (EFE).- El Primer Ministro británico de corte conservador Boris Johnson, dijo este viernes que el Reino Unido trabajará “como amigos e iguales en soberanía” con la Unión Europea (UE) para “construir una nueva relación” en 2020.

En un discurso hacia la nación a puertas abiertas desde su residencia oficial en Londres, Johnson dijo que el nuevo Ejecutivo “tory”, que cuenta con mayoría absoluta tras el resultado de las elecciones generales celebradas este jueves, gobernará para el conjunto de los británicos, aunque hayan votado o no a favor del Brexit en el referéndum de 2016.

Johnson fue investido hoy Primer Ministro del Reino Unido por la reina Isabel II, aunque llevaba en el cargo desde el pasado 24 de julio, cuando sustituyó a Theresa May. En su primer discurso tras su nombramiento, el líder conservador urgió a los británicos a “permitir que empiece la sanación” por las divisiones surgidas debido al referéndum, mediante el cual un 52% frente a un 48 % de los ciudadanos respaldó la salida de la UE.

Del mismo modo, Johnson agradeció su apoyo a los antiguos votantes laboristas que en los comicios celebrados le brindaron su apoyo, y prometió hacer todo lo posible para mantener esa “confianza” y gobernar para “una sola nación”.

El Primer Ministro reiteró que los resultados de estas elecciones confirman “un amplio mandato” para ejecutar el Brexit en la fecha prevista para el 31 de enero.

Horas antes de celebrar su victoria, Johnson afirmó que la mayoría obtenida a favor de concretar la salida del bloque europeo “pone fin a la miserable amenaza de que haya otro referéndum”, como defendían otros partidos.

En este sentido, Johnson se comprometió a cumplir otras promesas hechas durante su campaña como la inversión pública a la salud, y reconoció su importancia para mantener el voto laborista en el norte de Inglaterra.

El Primer Ministro Británico concluyó su breve discurso asegurando a los británicos que pueden celebrar la Navidad sintiéndose “seguros y tranquilos” de que su Gobierno avanzará en el proceso del Brexit sin las divisiones que hasta ahora lo han caracterizado.

Por otra parte, medios británicos, no prevén que Johnson haga cambios en su equipo de Gobierno hasta el próximo lunes, y en todo caso serían menores.

La apertura de las sesiones del Parlamento, suspendidas por la campaña electoral, está prevista para el 19 de diciembre, y se espera que el primer ministro impulse al día siguiente el proyecto de ley de salida de la Unión Europea.

Una portavoz de la Cámara de los Comunes detalló a EFE que sería “técnicamente” posible que la legislación del Brexit quedara aprobada antes de fin de año, sin embrago, lo anterior implicaría habilitar días de trabajo durante el receso navideño, lo que parece improbable.

Con la totalidad de los 650 escaños de la Cámara de los Comunes ya adjudicados, el Partido Conservador ha obtenido mayoría absoluta con 365, frente a los 203 del Partido Laborista, el cual pierde 59, y el Partido Nacionalista Escocés (SNP), se queda sin 48.