Mundo
Jo Navarro se prepara para mover el cuerpo de una persona que falleció a causa de la COVID-19 en Los Ángeles, el 14 de diciembre de 2021.

La COVID causa más pérdidas humanas a EU que la Guerra Civil y II Guerra Mundial

16/05/2022 - 11:00 am

Apenas el 12 de mayo, el Presidente Joe Biden pidió a los gobernantes del mundo que renueven sus compromisos de luchar contra la COVID-19, advirtiendo que el propio Estados Unidos se acercaba al “hito trágico” de un millón de muertes por el coronavirus.

Por Carla K. Johnson

WASHINGTON (AP).- Las muertes por COVID-19 en Estados Unidos alcanzan el millón, anuncian los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

La trágica cifra representa un ataque de la magnitud de los del 11 de septiembre cada día por 336 días. Equivale aproximadamente a la suma de todas las muertes sufridas por el país en la Guerra Civil y en la Segunda Guerra Mundial, o al exterminio completo de las poblaciones de Boston y Pittsburgh.

“Es difícil imaginarse un millón de personas desaparecidas de la Tierra”, comentó Jennifer Nuzzo, directora de un centro de estudios sobre la pandemia de la Escuela de Salud Pública de la Universidad Brown en Providence, Rhode Island.

Pasajeros en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, el lunes 25 de abril de 2022 en Los Ángeles.
Pasajeros en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles, el lunes 25 de abril de 2022 en Los Ángeles. Foto: Marcio Jose Sanchez, AP

“Esto es algo que sigue desarrollándose, y estamos permitiendo que siga desarrollándose”, añadió.

Entre los dolientes, hay quienes juran que jamás podrán volver a la normalidad. Escuchan mensajes dejados por sus seres queridos en las grabadoras de sus teléfonos, contemplan sus videos. Cuando alguien les dice que está harto de la pandemia, los miran con rencor y silencio.

“Normalidad. Cómo odio esa palabra. Los que perdimos a alguien jamás volveremos a la normalidad”, comenta Julie Wallace, una residente de Elyria, Ohio, de 55 años de edad, quien perdió a su marido por la COVID-19 en el 2020.

Tres de cada cuatro fallecidos eran personas de 65 años o más. Murieron más hombres que mujeres. Las personas de raza blanca constituyeron la mayoría de las muertes en general. Pero los afroamericanos, los hispanos y los indígenas norteamericanos han tenido aproximadamente el doble de probabilidades de morir a causa de la COVID-19 que los blancos.

Los pasajeros del transporte público llevan mascarillas al desplazarse por el distrito financiero del Bajo Manhattan, el martes 19 de abril de 2022, en Nueva York.
Los pasajeros del transporte público llevan mascarillas al desplazarse por el distrito financiero del Bajo Manhattan, el martes 19 de abril de 2022, en Nueva York. Foto: John Minchillo, AP

La mayoría de las muertes se produjeron en zonas urbanas, pero los lugares rurales -donde la oposición a las mascarillas y las vacunas suele ser elevada- pagaron a veces un alto precio.

El número de muertes en menos de dos años y medio de brote se basa en los datos de los certificados de defunción recopilados por el Centro Nacional de Estadísticas Sanitarias de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades.

Sin embargo, se cree que el número real de vidas perdidas por la COVID-19, ya sea directa o indirectamente, como resultado de la interrupción del sistema de atención sanitaria en el país más rico del mundo, es mucho mayor.

La semana pasada, Joe Biden, Presidente de Estados Unidos, ordenó enarbolar las banderas a media asta en honor a los muertos del virus y afirmó que el mundo no debe darse por satisfecho con lo avanzado hasta ahora contra la pandemia.

Un peatón con mascarilla como medida preventiva contra la propagación del coronavirus camina el viernes 22 de abril de 2022 en Filadelfia.
Un peatón con mascarilla como medida preventiva contra la propagación del coronavirus camina el viernes 22 de abril de 2022 en Filadelfia. Foto: Matt Rourke, AP

“Esta pandemia no ha terminado”, declaró en la segunda cumbre global sobre la COVID-19. “Hoy tenemos un hito trágico aquí en Estados Unidos: un millón de muertes causadas por la COVID, un millón de sillas vacías en torno a la mesa familiar”.

El Presidente pidió al Congreso que provea más fondos para pruebas, vacunas y tratamientos, algo que los legisladores se han mostrado reticentes a aprobar hasta ahora.

La falta de fondos —Biden ha pedido 22 mil 500 millones de dólares adicionales que considera cruciales— es un reflejo de la voluntad que flaquea en el país y pone en peligro la respuesta global a la pandemia.

Ocho meses después de la primera cumbre, en la que anunció la promesa ambiciosa de donar mil 200 millones de vacunas para el mundo, el sentido de urgencia de Estados Unidos y otros países para responder se desvanece.

El Presidente Joe Biden habla en un evento en Kankakee, Illinois, 11 de mayo de 2022. Biden es el anfitrión de una cumbre global sobre el coronavirus cuando EU se acercaba al millón de muertes el jueves 12 de mayo de 2022.
El Presidente Joe Biden habla en un evento en Kankakee, Illinois, 11 de mayo de 2022. Biden es el anfitrión de una cumbre global sobre el coronavirus cuando EU se acercaba al millón de muertes el jueves 12 de mayo de 2022. Foto: Andrew Harnik, AP

Ha disminuido el impulso de distribuir vacunas y tratamientos, al tiempo que aumentan las variantes más infecciosas y millones de personas en el mundo no están inmunizadas.

Biden inició la cumbre virtual con un discurso pregrabado en el que dijo que la lucha contra la COVID-19 “debe seguir siendo una prioridad internacional”. Los anfitriones de la cumbre son Estados Unidos, Alemania, Indonesia, Senegal y Belice.

“Esta cumbre es una oportunidad para renovar nuestros esfuerzos y mantener el pie en el acelerador para poner esta pandemia bajo control y prevenir futuras crisis de salud”, dijo Biden.

en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas