Consejo inglés pide a padres no permitir que menores vean El juego del calamar

17/10/2021 - 9:00 am

En la serie surcoreana los participantes son personas endeudadas que juegan por dinero, pero las consecuencias pueden ser mortales. Sin embargo, los niños han cambiado esos castigos por golpes.

Ciudad de México, 17 de octubre (SinEmbargo/RT).- Un consejo del sur de Inglaterra recomendó a los padres de familia que no permitan que sus hijos vean la aclamada serie de Netflix El juego del calamar, que acaparó la atención de más de 111 millones de personas en los primeros 28 días de emisión, debido a distintos reportes que señalan que niños de 6 años están copiando los desafíos violentos.

The Guardian reveló que el equipo de protección de la educación del consejo de Central Bedfordshire envió un correo electrónico a padres y tutores en el que los instó a estar atentos después de escuchar los informes en los que niños y jóvenes están copiando los juegos de la serie que tiene una clasificación de 15 años en adelante.

En la serie coreana, los participantes son personas endeudadas que juegan una serie de actividades infantiles por dinero, pero en el caso de que fallen, son asesinados a tiros.

Los participantes endeudados de la serie juegan por un premio millonario. Foto: Netflix

Cabe destacar que muchos de los juegos requieren de armas y equipos especializados, sin embargo, algunos otros son versiones violentas que se pueden recrear por los niños durante los recreos, como canicas y tira y afloja.

Gran parte de los niños no ven la serie, pero se enteran sobre los desafíos virales mediante TikTok, en donde los usuarios comparten su propia versión de ellos.

Según The Guardian, algunos informes destacan que los niños utilizan la violencia en los recesos como una forma de “castigo” para los perdedores y sustitución de la muerte que originalmente ocurre en la producción surcoreana.

Uno de los juegos más populares de El juego del calamar es “luz roja, luz verde”, donde los participantes intentan llegar a la línea de meta mientras el maestro de juegos está de espaladas, y deben congelarse cada vez que se da la vuelta. Una escuela de Bélgica detalló que los niños golpeaban a otros en lugar de dispararles.

Otras advertencias que encienden los focos rojos son sobre el juego del panal de abejas, donde los jugadores cortan una de las cuatro formas del disco delgado del panal con una aguja y sin romper la imagen. Esto se ha vuelto viral en TikTok, pero lo que preocupa es que los niños intenten hacer los panales y puedan quemarse.

“Recientemente, ha habido algunos informes preocupantes sobre niños y jóvenes que ‘juegan’ Calamares mientras están en la escuela. Squid Game también se está viendo a través de otras plataformas como YouTube y TikTok, y dada la popularidad de los juegos en el programa, los desarrolladores han creado varios minijuegos basados ​​en Squid Game en Roblox y otras plataformas de juegos. Recomendamos encarecidamente que los niños no vean Calamares. El programa es bastante gráfico con mucho contenido violento”, expresó el correo del consejo de Central Bedfordshire.

Los profesores han pedido a los padres y tutores que revisen la configuración de los dispositivos electrónicos, pues los niños pueden acceder a ver la serie sin restricciones ni el conocimiento de los padres.

CASOS EN ESPAÑA

Los colegios españoles han dado la voz de alarma porque se ha comenzado a detectar que los pequeños, niños de infantil y primaria (entre los tres y los 12 años), están empezando a imitar algunos de sus juegos en el recreo.

Uno de los últimos casos que ha saltado a la opinión pública es el del colegio infantil y primaria “Teresa de Calcuta”, en San Sebastián de los Reyes, una localidad al norte de Madrid. Desde la administración del centro se ha enviado un comunicado a las familias de todos los alumnos para advertir de que algunos estudiantes llevan a cabo “actitudes y juegos” similares a los de la famosa ficción.

Se explica que los juegos que llevan a cabo los pequeños poseen “un alto contenido de violencia explícita” y pide a los responsables de los alumnos que vigilen los contenidos que consumen los menores, puesto que esta serie no está recomendada para menores de 16 años. Asimismo, ha prohibido que en la fiesta de Halloween de este año se vistan disfraces inspirados en esta serie.

La consejera de cultura, turismo y deporte de la Comunidad de Madrid, Marta Rivera de la Cruz, solicitó este viernes a las familias a ejercer mayor “control” sobre los niños, “estableciendo unos límites” y teniendo en cuenta las recomendaciones por edades.

Casos similares se han registrado en otros puntos del país, como la Región de Murcia, en el sureste, o en Bilbao, en el País Vasco.

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas