El día de ayer, la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias de los Pueblos Fundadores denunció la irrupción de la organización criminal y advirtieron que sus integrantes pretendían generar una masacre en la población de Rincón de Chautla.

Por Zacarías Cervantes

Chilpancingo 23 de octubre (El Sur).– El coordinador David Sánchez Luna demanda la intervención del Ejército, la Guardia Nacional y la Policía Estatal para evitar un enfrentamiento.

La Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias de los Pueblos Fundadores (CRAC-PF) de los municipios de Chilapa y José Joaquín de Herrera (Hueycantenango), denunció ayer la irrupción de integrantes del grupo delictivo “Los Ardillos” a su territorio, y advirtió que pretendían entrar a “masacrar” a los pobladores de Rincón de Chautla, donde tienen su Casa de Justicia.

El coordinador David Sánchez Luna demandó vía telefónica la intervención del Ejército, la Guardia Nacional y la Policía Estatal para evitar un enfrentamiento.

Informó que desde la una de la tarde unos 200 hombres armados llegaron a la localidad El Caracol, municipio de José Joaquín de Herrera, a unos 20 minutos al norte de Rincón de Chautla, que es territorio de la CRAC-PF.

Agregó que otro grupo de unas 300 personas fue avistado por el lado sur de Rincón de Chautla que pretendía llegar caminando a la comunidad de Zacapexco, vecina de Rincón de Chautla y que también pertenece al sistema comunitario.

“La Policía Comunitaria hace un llamado a los tres niveles de Gobierno para que intervengan ya que el grupo delictivo de ‘Los Ardillos’ nuevamente quiere entrar al territorio comunitario para hacer una masacre”, alertó Sánchez Luna vía mensaje de whatsapp.

Demandó por la misma vía el apoyo y la intervención del Gobierno para evitar un enfrentamiento de la Policía Comunitaria de la CRAC-PF con el grupo delictivo, “que ya está en la comunidad de El Caracol, municipio de José Joaquín de Herrera, y otro grupo del mismo bando está entrando por las veredas que conducen hacia  Rincón de Chautla”.

En la tarde, vía telefónica, informó que los hombres armados permanecían en esos puntos con la intención de entrar a Rincón de Chautla, donde tienen su Casa de Justicia y se encontraban concentrados los policías comunitarios de esa localidad y de Zacapexco.

El 27 de enero pasado ya hubo un ataque al pueblo de Rincón de Chautla por el mismo grupo que ayer fue avistado cerca. Esa vez 30 policías comunitarios de la CRAC-PF les hicieron frente a unos 150 miembros del grupo delictivo que pretendían entrar a la localidad, allí murieron dos de los agresores y al huir el resto dejaron abandonadas cinco camionetas en las que llegaron.

El ataque ocurrió a las 3 de la tarde y 3horas antes se había dado otro enfrentamiento cerca de Paraíso de Tepila, comunidad vecina de Rincón de Chautla, en este lugar hubo 10 muertos que también formaban parte del grupo agresor.

El pasado 16 de octubre policías de la Comisaría municipal de Zelocotitlán, con la que tienen un conflicto agrario los de Rincón de Chautla y Zacapexco, fueron emboscados cerca de Tlalixtlahuacan en donde murieron cuatro, tres más resultaron heridos y cinco salieron ilesos.

Los familiares de las víctimas y pobladores de Zelocotitlán responsabilizaron de la emboscada a la Policía Comunitaria de la CRAC-PF, pero el domingo pasado la agrupación se deslindó de los hechos.

Ese mismo día, Sánchez Luna denunció que gente de “Los Ardillos” secuestraron el viernes anterior a Fidel Bolaños Rojas de 69 años, vecino de Ayahualtempa, municipio de José Joaquín de Herrera, y también se llevaron a su hijo, Félix Isidro Bolaños Hernández de 45 años, vecino de Cotapaztlán, municipio de Chilapa.

Informó que a Fidel Bolaños Rojas se lo llevaron aproximadamente a las 9:00 de la mañana de entre las comunidades de Cotapaztlán y El Epazote, cuando iba a vender maíz a la segunda comunidad.

Mientras que su hijo fue privado de la libertad en Colotlipa, municipio de Quechultenango, cuando andaba buscando a su papá.

La mañana de ayer antes de que la CRAC-PF denunciara la irrupción del grupo armado a su territorio, demandó mediante un comunicado a los tres niveles de Gobierno permanecer atentos, porque alertó que había la intención de vulnerar su territorio.

“Hacemos el llamado por acuerdo de la asamblea regional de las 20 comunidades que nos respeten el territorio comunitario, si se meten en nuestras comunidades ténganlo por seguro que nos defenderemos”, advirtió al grupo delictivo.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE EL SUR. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.