Matthew Sterling fue detenido en el 2017 tras intentar introducir armas en la Comic con de Fénix con el propósito de asesinar a Jason David Fran, el Power Ranger verde de los 90.

Madrid, 26 de enero (EuropaPress).- En 2017, un hombre fue detenido tras intentar introducir armas en la Comic Con de Fénix con el propósito de asesinar al Power Ranger verde de los 90, Jason David Frank. Ahora, la justicia estadounidense ha condenado Matthew Sterling, nombre al que responde el sujeto, a 25 años de cárcel.

Sterling cumplirá su condena en el hospital psiquiátrico del Estado de Arizona, tras ser declarado mentalmente enfermo. Los 25 años de pena son el fruto de varios cargos que se suman al de asesinato en primer grado, entre ellos, agresión a un agente de la ley, resistencia a la autoridad y tenencia ilícita de armas en un lugar no autorizado.

Antes de intentar llevar a cabo el asesinato de Frank, el agresor publicó en sus redes sociales de forma continuada amenazas contra el intérprete. Los agentes de la ley pudieron actuar gracias al aviso de uno de los contacto de Sterling que alertó sobre la situación.

En el momento de su detención, el condenado portaba una escopeta, tres pistolas, un cuchillo de combate, munición y otras armas que no han llegado a especificarse. También ha trascendido que en su móvil contaba con una alarma para el día de la convención bajo el nombre “matar a JDF”.

El intérprete se pronunció al respecto al ser entrevistado por la televisión de Fénix, cuando los sucesos aún estaban recientes: “¿Que si quiero que vaya a la cárcel y que tenga ayuda psicológica? Por supuesto”.

Además, Jason David Frank compartió el pasado diciembre, a través de su Instagram, un video con un fragmento de la última sesión del juicio contra su agresor.