La PGR contará el próximo año con casi dos millones de pesos menos para la búsqueda de personas desaparecidas, pese a que esta tragedia, de acuerdo con organizaciones civiles, ha marcado el sexenio del Presidente Enrique Peña Nieto. Al menos 15 mil 647 personas desaparecieron, según datos oficiales, durante el actual Gobierno. Con el ex Presidente Felipe Calderón fueron alrededor de 13 mil 549 desaparecidos.

Ciudad de México, 23 de diciembre (SinEmbargo).- Pese a que el Presidente Enrique Peña Nieto suma más desaparecidos que su antecesor, la Fiscalía de Búsqueda de Personas Desaparecidas sufrirá un recorte para el próximo año de 1 millón 912 mil pesos. Y activistas advierten que esto traerá un costo político para el mandatario en turno.

“Creo que es uno de las temáticas que ha marcado la presidencia de Peña, no sólo por los 43, sino por las miles de personas desaparecidas”, dijo Roberto Villanueva, coordinador del Programa de Atención a Víctimas de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM).

Los recortes en la Procuraduría General de la República (PGR) alcanzaron a la Fiscalía Especializada de Búsqueda de Personas Desaparecidas, que pasará de contar con un presupuesto de 28 millones 114 mil pesos este año a uno de 26 millones 201 mil para el 2017.

“No sólo hay una reducción en el presupuesto de la Fiscalía, sino que incluso en la propuesta de Ley [contra de las Desapariciones Forzadas ], no hay presupuesto. Y es porque no hay una voluntad política real para atender estos casos”, dijo Héctor Cerezo, coordinador del área de acompañamiento del Comité Cerezo.

El 10 de diciembre del año pasado, el Presidente Enrique Peña Nieto envió al Congreso de la Unión las leyes generales para Prevenir y Sancionar los Delitos en materia de Desaparición de Personas y para Prevenir y Sancionar la Tortura. Ninguna de ambas ha sido aprobada.

Las organizaciones de la sociedad civil advirtieron que de no aprobarse en el siguiente periodo de sesiones, que inicia en febrero, habría un alto costo político. Ya que estos delitos han marcado el sexenio, con especial relevancia, la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, la noche del 26 y 27 de septiembre del 2014.

A diferencia de otras iniciativas de Ley, el Presidente no ha dado seguimiento a estas dos, sino ha preferido guardar silencio.

Este 20 de diciembre, durante la 41 sesión del Consejo Nacional de Seguridad, el Presidente Enrique Peña Nieto reiteró al Congreso un llamado a aprobar las leyes en materia de seguridad, como el Mando Único policial y la Ley de Seguridad Interior.

¿Por qué con la iniciativas contra las desapariciones no sucede igual? “El Gobierno quiere hacer una Ley que evada su responsabilidad. Y que este abocada a buscar a todo tipo de desapariciones, menos las forzadas [aquellas cometidas por la autoridad]”, dijo Cerezo.

El Registro Nacional de Datos de Personas Extraviadas o Desaparecidas, (RNPED) reporta que 15 mil 647 personas desaparecieron con Peña Nieto en el poder. Mientras que durante el Gobierno del ex Presidente Felipe Calderón fueron 13 mil 549.

A pesar de la demanda, la iniciativa contra las desapariciones forzadas no ha sido aprobada en el Senado. Foto: Armando Monroy, Cuartoscuro

A pesar de la demanda, la iniciativa contra las desapariciones forzadas no ha sido aprobada en el Senado. Foto: Armando Monroy, Cuartoscuro

Sin considerar los registros de años previos al 2007, ni los casos que no cuentan con un año de registro, ambos mandatarios sumaron 29 mil 196 casos de desapariciones en 10 años.

Los especialistas coincidieron en que aún hace falta una base de datos confiable, y que logre representar el número total de los casos.

El 11 de diciembre del 2006, Felipe Calderón Hinojosa declaró la guerra contra el narcotráfico, una estrategia que abonó en el número de desaparecidos.

“Lo que estamos viendo es que ese combate frontal no es tal. Y ya van 10 años y los cárteles no se han visto disminuidos, ni se ha visto disminuido el tráfico de drogas. Es una estrategia de control social, mediante el miedo”, dijo Cerezo.

Sin embargo, en la sesión del Consejo Nacional de Seguridad, Enrique Peña Nieto aseguró que continuará, como hasta ahora, las labores de lucha contra el crimen.