En agosto de 2017, el cantante Julio César Álvarez Montelongo, “Julión”, fue incluido en la lista de individuos que actuaban como prestanombres o testaferros del narco. 

Ciudad de México, 1 de abril (SinEmbargo).– Julio César Álvarez Montelongo, cantante mexicano, narró cómo ha sido su vida después de que autoridades de Estados Unidos lo señalaran por su supuesta relación con el narco. 

Durante una conversación con el youtuber “Escorpión Dorado”, Álvarez Montelongo señaló que en México ya logró arreglar su situación, pero en Estados Unidos lo mantienen congelado.

“Hay mucha a gente a la que le debemos. Hay gente que nos sigue apoyando. No tenemos plataformas. No tenemos redes. Me tienen amarrado”, dijo el cantante.

“Llevamos tres años con estos señalamientos. En México se soluciona todo. En Estados Unidos esperamos que también, poco a poco”, añadió.

De acuerdo con su testimonio, plataformas borraron sus contenidos porque no podían tener ningún tipo de relación con él.

“¿Cómo le haces para reponerte de un pedo así?”, preguntó el “Escorpión Dorado”. “Fue algo… Lo más chingón de todo… Recibo la noticia un miércoles, yo estaba en Chiapas, el jueves vengo a México a dar cara. Saliendo de la rueda de prensa me da la noticia mi esposa de que voy a ser papá”, contestó el cantante.

“Julión” narró que se le cancelaron proyectos en televisión. Tampoco pudo realizar su gira en los Estados Unidos.

“Fue un golpe muy duro, pero la gente nos sigue apoyando. El Gobierno mexicano nunca me impidió dejar de trabajar. Ahorita estoy viviendo discriminación de los bancos. Ya cuando tengo un papel que dice que todo está bien, voy al banco y no me quieren como cliente”, relató.

“Me subo a un avión y tengo que ver cómo se chingan unos refrescos y unas patitas”, añadió.

En agosto de 2017, el futbolista Rafael Márquez Álvarez, “Rafa”, y el cantante Julio César Álvarez Montelongo, “Julión”, fueron incluidos en la lista de individuos que actuaban como prestanombres o testaferros del narco, de acuerdo con la Oficina de Control de Bienes de Extranjeros del Departamento del Tesoro de Estados Unidos (OFAC, por sus siglas en inglés).

Estados Unidos sancionó en total a 22 mexicanos y 42 empresas por su relación con las actividades encabezadas por el narcotraficante Raúl Flores Hernández. A Márquez lo acusó de “tener una larga relación” con el delincuente y “haber manejado activos” para él.