Enrique Alfaro Ramírez, Gobernador de Jalisco, dijo que compartía el sentir de los manifestantes que exigen justicia por el asesinato de Giovanni López Ramírez, pero aseguró que había infiltrados que buscaban provocar a sus policías.

Ciudad de México, 4 de junio (SinEmbargo).– Enrique Alfaro Ramírez, Gobernador de Jalisco, pidió esta noche que el Presidente Andrés Manuel López Obrador le diga a los miembros de su partido que midan “el daño que están haciendo”, y aseguró que manifestaciones violentas que ocurrieron hoy en Jalisco fueron orquestadas desde los sótanos del poder en la Ciudad de México. 

“Detrás de todo lo que está sucediendo en Jalisco hay intereses muy precisos y puntuales, construidos desde la Ciudad de México, desde los sótanos del poder, que lo que buscan es dañar a Jalisco, no a su Gobierno, lastimar al estado en un momento difícil como el que vivimos en una emergencia sanitaria”, dijo el mandatario en un video compartido en sus redes sociales.

“Vamos a ir demostrando lo que está sucediendo. Le pido al Presidente de la República que le diga a su gente del partido que ojalá estén midiendo el daño que están haciendo, el daño que le están generando al país con este ambiente de confrontación, son ellos los que han generado todo esto”, agregó.

Con pancartas con leyendas “Giovanni no murió, lo mataron”, “Gobierno asesino”, cientos de manifestantes se reunieron en el centro de Guadalajara, capital del estado de Jalisco, forzando la entrada a la sede del Gobierno estatal.

Durante casi dos horas, se dedicaron a pintarrajear las paredes interiores, a romper vidrios de una oficina recaudadora y a arrojar piedras a los policías, quienes repelieron las agresiones, primero con gases lacrimógenos y después con palos.

Alfaro dijo que compartía el sentir de los manifestantes que marchaban para exigir justicia, pero aseguró que había infiltrados que lo que buscaron fue provocar a su administración.

“Los que atacaron el Palacio de Gobierno, los que incluso se atrevieron a prenderle fuego a un policía fueron gente que buscaba otra cosa, buscaban provocar, pero no lo lograron”, indicó.

“En el arranque de la manifestación había 150 personas que marchaban como normalmente, pero luego llegaron grupos que estaban amotinados, muchos de ellos que no son de Jalisco”, agregó.

El Gobernador Alfaro informó que 22 hombres y dos mujeres fueron detenidos durante las manifestaciones de esta tarde por actos de vandalismo y agresión a elementos policiales. “No se cometió ningún acto de violencia contra los manifestantes”, defendió.

El caso de un joven fallecido tras ser arrestado violentamente por policías municipales en el estado de Jalisco ha levantado este jueves indignación en todo el país.

Las redes sociales se inundaron en las últimas horas de mensajes condenando los hechos sucedidos hace un mes, con la etiqueta #JusticiaParaGiovanni, emulando la protesta en Estados Unidos por la muerte de George Floyd, asfixiado por policías.

Un video difundido en redes muestra el arresto violento de Giovanni López, un albañil de 30 años, el pasado 4 de mayo.

Frente a algunos de los familiares del joven, una decena de policías del municipio de Ixtlahuacán de los Membrillos – a unos 40 kilómetros de Guadalajara, capital de Jalisco- lo esposaron de manera agresiva y se lo llevaron a la comisaría.

La familia aseguró que tras la detención no supieron nada de Giovanni hasta el 5 de mayo, cuando en la comisaría les avisaron que fue trasladado grave al Hospital Civil de Guadalajara, donde murió ese mismo día.

–Con información de EFE.