Son al menos 16 políticas mujeres líderes que dirigen países y/o territorios autónomos y han sido reconocidas por la prensa internacional debido a su gestión y desempeño para enfrentar la pandemia.

Ciudad de México, 7 de junio (SinEmbargo).- El rol de liderazgo y capacidad de repuesta de mujeres presidentas y/o primeras ministras frente a la COVID-19 es un aspecto que ha llamado la atención durante las últimas semanas. La destacada gestión de mujeres líderes, aunque no debería de ser noticia, ha sorprendido porque aún hay muchas barreras para que puedan acceder a espacios de poder, liderazgo y a los comités de toma de decisiones en el manejo de crisis, explica la ONU Mujeres para las Américas y el Caribe.

Son al menos 16 políticas mujeres líderes que dirigen países y/o territorios autónomos y han sido reconocidas por la prensa internacional debido a su gestión y desempeño para enfrentar la pandemia.

“En pleno siglo XXI no debería sorprendernos que destaquen mujeres líderes políticas y sus capacidades. Sin embargo, sorprende y es noticia. Esto es porque aún existen demasiadas resistencias y obstáculos para que las mujeres tengan igualdad de condiciones para acceder y ejercer en los espacios de decisión”, señaló María Noel Vaeza, directora Regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe.

La directora regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe consideró, en un escrito compartido por la oficina de ONU Mujeres México a SinEmbargo, que una de las dificultades de las mujeres para acceder a puestos de decisión en el mundo, es porque aún persiste – y de manera muy arraigada– la idea de que deben demostrar sus capacidades y habilidades para dirigir.

De acuerdo con datos de la ONU Mujeres, sólo 20 de 193 países pertenecientes a la ONU son gobernados por mujeres, es decir, apenas poco más del 10 por ciento: “Más de la mitad de las mujeres jefas de estado y de gobierno están en Europa. Casi todos los gobiernos de los países nórdicos (Dinamarca, Finlandia, Islandia, Noruega) están encabezados por una mujer, con la excepción de Suecia”.

“Tres mujeres jefes de estado o de gobierno están en el poder en las Américas, que es la mitad del número en comparación con 2015. La región experimentó una disminución significativa en el número de mujeres jefes de estado o de gobierno entre 2015, cuando había seis, y 2017 cuando el número se redujo a solo uno”, señala el organismo en un comunicado sobre el tema.

 La inquietud del porqué países dirigidos por mujeres han respondido mejor y de manera más efectiva contra el coronavirus comenzó cuando Avivah Wittenberg-Cox, presidenta de una consultora sobre igualdad de género, líder en Europa, publicó en la revista Forbes un artículo titulado “¿Qué tienen en común los países que mejor están respondiendo al coronavirus? Que están gobernados por mujeres”. El texto enlistaba a por lo menos siete líderes de naciones y su desempeño ante la crisis: la canciller alemana, Ángela Merkel y a las primeras ministras de Islandia, Katrín Jakobsdottir; Noruega, Erna Solberg; Dinamarca, Mette Frederiksen; Finlandia, Sanna Marin; Taiwan, Tsai Ing-wen, y Nueva Zelanda, Jacinda Ardern.

“Esta pandemia revela que las mujeres tienen lo que se necesita cuando aumenta el calor en nuestras Casas de Estado. Muchos dirán que estos son países pequeños, o islas, u otras excepciones. Pero Alemania es grande y líder, y el Reino Unido es una isla con resultados muy diferentes. Estos líderes nos están regalando una forma alternativa atractiva de ejercer poder. ¿Qué nos están enseñando?”, escribió la fundadora de European Professional Women’s Network, una de las redes de mujeres profesionales más importantes de Europa.

El artículo fue replicado en diversos medios, así como las reflexiones y análisis sobre el tema se presentaron en la prensa de varios países. Algunas publicaciones incluso ampliaron la lista con más ministras, aunque fueran países pequeños e islas, pero que también actuaban de manera efectiva, tal es el caso Paula-Mae Weekes, Presidenta de la isla de Trinidad y Tobago, y Silveria Jacobs, Primer Ministra de Sint Maartens, país ubicado en la parte sur de la isla del Caribe, parte del Reino de los Países Bajos.

Posteriormente, la revista Forbes amplió la lista de mujeres líderes exitosas y en otra publicación incluyó a más  presidentas y ministras más: Sahle-Work Zewde, Etiopía; Salomé Zourabichvili, Georgia; Sheikh Hasina, Bangladesh; Saara Kuugongelwa, Namibia; Bidya Devi Bhandari, Nepal; a Carrie Lam, Presidenta Ejecutiva de Hong Kong, territorio autónomo de China, e incluso, aunque su llegada fue controvertida, también nombró a Jeanine Áñez Chávez, Presidente interina de Bolivia.

La Diputada federal Gabriela Cuevas, quien es actualmente la presidenta de la Unión Interparlamentaria, expresó en una entrevista publicada por ONU Mujeres que las “líderes han tenido una particular disciplina, sensibilidad y capacidad de respuesta frente a esta pandemia, y por ello han podido desarrollar mejores políticas para ahora y para el futuro”.

Para la directora regional de la ONU, María Noel Vaeza, la crisis sanitaria ha provocado la confirmación poderosa de que la capacidad de las mujeres lideres tienen una distinción notoria: el ejercicio de un liderazgo transformativo, horizontal, transparente y empático.

“Esto no implica que nuevamente intentemos justificar los derechos políticos de las mujeres desde una experiencia exitosa, porque el punto no puede ser quiénes gestionan mejor para desde ahí reconocer derechos, sino alertar a que mientras se siga manteniendo a la mitad de la población por fuera de los espacios de decisión, las posibilidades de conocer talentos, otras formas de gestión y enriquecerse en la diversidad, permanecen limitadas”.

***

ALEMANIA

Ángela Merkel , 65 años, doctorada en Física, es la primera mujer en convertirse en Canciller federal de Alemania, cargo que ocupa desde 2005. Este es su cuarto año de mandato; sin embargo, en 2018 anunció que no está interesada en ser reelegida como canciller en 2021.

La gestión de Merkel frente al Coronavirus ha sido altamente elogiada en la prensa internacional. Foto: AP.

La gestión de Merkel frente al coronavirus ha sido altamente elogiada en la prensa internacional. Artículos con encabezados como: “El éxito de la canciller científica que encandila al mundo”, en El País. O “Merkel brilla por su gestión de la pandemia, gracias a su rigor científico, calma y desmonte de histerias”, “Ángela Merkel: la científica que está derrotando al coronavirus”, dan cuenta de su popularidad. Medios como The Atlantic, New YorkTimes o Forbes también han escrito para reconocer su desempeño.

“La canciller de Alemania, se levantó temprano y con calma dijo a sus compatriotas que se trataba de un error grave que infectaría hasta el 70 por ciento de la población. “Es grave”, dijo, “tómalo en serio”. Ella lo hizo, y ellos también. Las pruebas comenzaron desde el primer momento. Alemania saltó sobre las fases de negación, ira y falta de sinceridad que hemos visto en otros lugares. Los números del país están muy por debajo de sus vecinos europeos, y hay indicios de que podría comenzar a relajar las restricciones relativamente pronto”, señala Avivah Wittenberg-Cox, en su columna en Forbes.

BANGLADESH

Sheikh Hasina es la Primera Ministra de Bangladesh. El 30 de diciembre pasado fue reelegida. Este es su tercer mandato. El país que gobierna cuenta con al menos 161 millones de personas y a la fecha cuenta con solo 811 fallecimientos por coronavirus, 60 mil 391 casos confirmados y 12 mil 804 recuperados.

Sheikh Hasina Wazed es la actual Primera ministra de Bangladesh. Foto: ONU​.

De acuerdo con una publicación en el portal del Foro Económico Mundial, el gobierno de Hasina evacuó a cientos de ciudadanos de Bangladesh de China. En los aeropuertos internacionales y puertos terrestres instaló dispositivo de detección que han examinado a mas de 650 mil pasajeros a inicios de febrero.

“El gobierno también se movió rápidamente para transformar dos centros religiosos en instalaciones de cuarentena temporales. Además, después de que se detectó el primer caso, el gobierno cerró las instituciones educativas y alentó a todas las empresas no esenciales a mover sus actividades en línea”, detalla la publicación.

DINAMARCA

Mette Frederiksen, 42 años, es la Primera Ministra de Dinamarca desde el 27 de junio de 2019. Es la más joven en gobernar en la historia del país escandinavo, que cuenta con una población de 5.8 millones de habitantes. En Dinamarca se contabilizan 586 muertes por coronavirus, y a la fecha van 11 mil 875 casos confirmados y 10 mil 653 personas recuperadas.

Foto: vía AP

Dinamarca es uno los primeros países en cerrar fronteras y la vida pública, pero sin confinamiento. Empezó a levantar restricciones a mediados de abril. Fue el primer país en abrir parcialmente guarderías y escuelas y algunos pequeños negocios. A mediados de mayo, dio por controlada la epidemia de COVID-19.

“Hemos conseguido tener bajo control el contagio de coronavirus gracias a un esfuerzo colectivo sólido”, dijo en una comparecencia la primera ministra danesa, la socialdemócrata Mette Frederiksen, que habló de que existen “motivos fundamentales para el optimismo”, detalla la agencia EFE.

De acuerdo con la agencia española, a pesar que Dinamarca empezó la reapertura escalonada desde hace más de un mes, la tasa de contagio se mantiene en el 0.7, según los últimos datos.

ETIOPÍA

Sahle-Work Zewde, 68 años, reconocida diplomática de las Naciones Unidas. Es la primera mujer en ser electa como Presidenta de Etiopía, cargo que ocupa desde octubre de 2018.

Licenciada en Ciencias Naturales por la universidad de Montpellier- Francia, trabajó al menos una década en la ONU, donde estuvo involucrada en proyectos de paz de la República Centroafricana. El un artículo del medio europeo Elmundo.es la llamó “La guardiana feminista del Cuerno de África”.   Sus primeras palabras como presidenta fueron: “Necesitamos convertirnos en una sociedad que rechace la opresión de las mujeres”.

Sahle-Work Zewde es la primer mujer electa como Presidenta de Etiopía y es la única Jefa de estado en Africa. Foto: EFE.

Etiopía confirmó en marzo su primer caso de coronavirus. La ministra etíope de Sanidad, Liya Tadesse urgió a los etíopes a “no entrar en pánico, sino mantener la calma y hacer todo lo posible para detener la propagación de la enfermedad” en el país.

En un video realizado en mayo, la mandataria llamó a la unidad. “Esta es una crisis global. La demora en la acción significa la muerte”, dijo. Además, entre las medidas, el Gobierno anunció un indulto para al menos cuatro mil presos por delitos menores.

FINLANDIA

Sanna Marin es la Primera Ministra más joven del mundo. A sus 34 años de edad fue elegida, en diciembre de 2019, para gobernar Finlandia.

Feminista convencida y defensora de los derechos de las minorías sexuales, se crió en una familia formada por su madre lesbiana y su pareja décadas antes de que la ley finlandesa reconociera el matrimonio homosexual, de acuerdo con la agencia EFE.

Marin fue electa Primera Ministra de Finlandia en diciembre de 2019. Foto: EFE

Declaró el estado de emergencia a mediados de marzo, cuando aún no tenía víctimas mortales por la COVID-19 y aplicó fuertes restricciones para evitar la propagación del virus, entre ellas el aislamiento de la región de Helsinki y el cierre de fronteras, escuelas, locales de ocio y centros culturales.

“Mediante una respuesta temprana, hemos logrado frenar la progresión de la epidemia y hasta ahora hemos sido capaces de evitar un pico pronunciado de la enfermedad. Esto ha sido posible gracias a todos los que han actuado de forma responsable”, dijo Marin en rueda de prensa.

A mediados de mayo, ya con la pandemia bajo control, la Ejecutivo finlandés ordenó la reapertura de las escuelas y guarderías, pero recomendó que todas las universidades y otros centros de enseñanza superior continuaran la educación a distancia al menos hasta el inicio del próximo curso académico.

GEORGIA

Salomé Zurabishvili, 68 años, es la primera mujer en ser elegida, por votación directa, como Presidenta de Georgia. La política georgiana, antigua diplomática francesa e hija de exiliados inició su mandato desde el 16 de diciembre de 2018.

Estudió en el Instituto de Estudios Políticos en París, Francia y realizó un programa de maestría en la Escuela de Asuntos Internacionales y Públicos de la Universidad de Columbia, en Nueva York. Foto: @Zourabichvili_S

Georgia es otro de los países reconocidos como caso ejemplar de control. La nación escandinava resaltó por su preparación anticipada y rápida actuación. Desde enero implementaron acciones inmediatas para contener la COVID-19 y y pronto lanzaron una campaña informativa en aeropuertos.

De acuerdo con el periódico Eurasianet, “Georgia fue uno de los primeros países de Europa en tomar medidas efectivas”. “Las contramedidas inmediatas para contener el brote [del nuevo coronavirus] han sido muy oportunas y adecuadas”, dijo al portal eurasiático Nino Giguashvili, un experto en salud pública georgiana con sede en Praga.

Este país, con una población de 3 millones 781 habitantes, cuenta con 808 casos de COVID-19, 663 recuperados y 13 fallecimientos.

ISLANDIA

Katrín Jakobsdottir, feminista y ambientalista, se convirtió a sus 41 años de edad en la Primera ministra de Islandia. Es la segunda mujer en asumir como mandataria de Islandia después de Johanna Siguroardottir.

Jakobsdottir fue criada en el seno de una familia de intelectuales, poetas, académicos, jueces y políticos, y hoy por hoy es considerada la política más confiable de Islandia.

Jakobsdottir fue criada en el seno de una familia de intelectuales. Es considerada la política más confiable de Islandia. Foto: Facebook

Test masivos, rastreo y aislamiento han permitido a Islandia mitigar la amenaza de la pandemia como pocos países. Ninguna nación ha realizado en proporción más pruebas de la COVID-19 que Islandia. La aplicación de test inició en febrero, casi un mes antes de su primer caso positivo. Se aplicaron al menos al 13.4 por ciento de la población, que ronda entre los 360 mil habitantes.

Islandia, que registró la última muerte por COVID-19 hace un mes y apenas ha detectado contagios en las semanas recientes, inició el 4 de mayo la primera fase de su desescalada con una amplia reanudación de la vida pública, que incluyó una reapertura lenta y gradual de las universidades. Los siete campus de la Universidad de Islandia llevan abiertos desde entonces, pero con bastantes restricciones, debido a las reglas de higiene y de distancia social, así como de concentraciones de personas en espacios públicos.

La estrategia adoptada y la rapidez en actuar colocan a Islandia como un caso ejemplar. Aunque también la condición de isla-estado de Islandia, con un único gran aeropuerto internacional y la densidad de población más baja de Europa, también garrón un papel importante para sus exitosos resultados.

NAMIBIA

Saara Kuugongelwa es la Primera ministra de Namibia, un país ubicado suroeste de África. El nombramiento de Kuugongelwa fue en 2015, cuando tenía 47 años. Es la primera mujer Jefa de Gobierno en la historia de su país, previamente era ministra de Finanzas. Estudió Economía en Estados Unidos, donde vivió parte de su juventud en el exilio.  Se graduó de la la Universidad de Lincoln, Pensilvania, Estados Unidos.

La Mandataria ha sido alabada por su capacidad de gestión financiera.

De joven vivió exiliada y después de regresar a Namibia comenzó a trabajar como Oficial de Escritorio en la Oficina del Presidente durante unos meses en 1995. Foto: Gobierno de Namibia

El Gobierno ya trabajaba en fortalecer su capacidad de evaluar y analizar los riesgos para la salud e integrar los resultados en sus planes de preparación y respuesta ante emergencias desde julio del 2019, incluso antes que se hablara de la pandemia. Un boletín de la OMS, pone en evidencia la importancia que le tomaron al Análisis y Mapeo de Vulnerabilidad y Riesgos (VRAM) y “a mejorar la preparación y las capacidades de respuesta a todos los peligros con impacto en el sector de la salud”.

Namibia tiene solo 29 casos confirmados de COVID-19 y 16 personas recuperadas. No se ha reportado ninguna la muerte.

NEPAL

Bidhya Devi Bhandaries doblemente pionera en el país del Himalaya: fue primera en ocupar el Ministerio de Defensa y la primera Presidenta desde la aprobación de la Constitución nepalí, en 2015, y la segunda desde el fin de la monarquía, en 2008.

En marzo de 2018, fue reelegida con el 74 por ciento de la votación. Devi Bhandari es feminista, luchadora por la igualdad de género y líder emblemática del comunismo en Nepal.

Bidhya Devi Bhandaries doblemente pionera en el país del Himalaya: fue primera en ocupar el Ministerio de Defensa y la primera Presidenta. Foto: Gobierno de Nepal

De acuerdo con Forbes “La presidenta de Nepal, Bhandari , otorgó dos meses de su salario al Fondo de Prevención, Control y Tratamiento de Infecciones por Coronavirus”.

En Nepal se registran 13 muertes por coronavirus, 3 mil 235 casos y 365 recuperadas.

NORUEGA

Erna Solberg es socióloga, politóloga, estadista y economista. Es la Presidenta desde 2013.

“Dicharachera y cercana. Pero también firme y determinada. Son algunas de las cualidades que mejor explican el éxito de la conservadora Erna Solberg”, la describió la periodista Gloria Moreno en un artículo de La Vanguardia.

Erna Solberg es una política, socióloga, politóloga, estadista y economista noruega. Es la Presidenta de Nepal desde 2013. Foto: Gobierno Noruega.

La líder del país nórdico ha sido elogiada por actuar rápido pero también por la comunicación y empatía por acercarse a los niños. De acuerdo a la información remedios internacionales, Solberg hizo una rueda de prensa exclusiva para los niños en los que les explicó con detalle la situación del coronavirus.

“La originalidad y la evidencia de la idea nos quita el aliento”, escribió la experta en género, Avivah Wittenberg-Cox.

En marzo se aprobó una legislación de urgencia que le da amplios poderes para tomar medidas en relación con la pandemia.

Noruega tiene 5 millones de habitantes y han perdido la vida por el coronavirus 238 personas. Hasta este fin de semana, llevan 8 mil 52 casos confirmados.

NUEVA ZELANDA

Nueva Zelanda, dirigido por la líder del Partido Laborista, Jacinda Ardern, es un país altamente elogiado a nivel mundial por su gestión frente a la pandemia de la COVID-19. El Gobierno de este país oceánico prevé haber erradicado dentro de sus fronteras el virus para el 15 de junio, afirmaron hace unos días fuentes del Ministerio de Sanidad.

La Primera Ministra de Nueva Zelanda Jacinda Ardern reaccionó con firmeza al brote de coronavirus y el país tiene mayormente controlada la pandemia. Su objetivo ahora es eliminar directamente el virus. Foto: Mark Mitchell, Pool photo vía AP.

El último contagio el 22 de mayo, una persona que tuvo relación con un foco identificado, y cumple hoy su décimo tercer día consecutivo sin nuevos casos del nuevo coronavirus.

Sin embargo, un portavoz de Sanidad indicó a EFE que toman como referencia el 18 de mayo, cuando el último caso de “infección local por fuente desconocida” terminó su tratamiento.

De continuar así y con la referencia del 18 de mayo, el próximo 15 de junio se cumplirían 28 días del alta del último caso de contagio sin rastrear -detectado el 29 de abril- y podrán afirmar que han erradicado el virus dentro del país.

TAIWÁN

Taiwán, gobernador por la independentista del Partido Demócrata, Tsai Ing-wen, se adelantó a todos: desde diciembre desplegó medidas preventivas ante rumores de una “ eumonía atípica” en China, y la isla, que sólo ha tenido siete muertos por COVID-19, quiere compartir su historia de éxito en la Organización Mundial de la Salud (OMS), pero escollos políticos se lo impiden.

La Presidenta de China Taiwán, Tsai Ing-wen, de 59 años la primera mujer en ocupar el cargo. Foto: EFE

El secreto de la buena gestión taiwanesa ante la COVID-19 se inició con un hecho fortuito: el experto Luo Yi-jun, subdirector del Centro de Control de Enfermedades de la isla, no podía dormir en la madrugada del 31 de diciembre, y para distraerse comenzó a leer un foro en internet donde le llamó la atención un hilo de comentarios sobre una posible nueva enfermedad en la ciudad china de Wuhan.

Los mensajes, que incluían advertencias del médico chino Li Wenliang (quien fallecería semanas después por coronavirus, después de haber sido acusado por las autoridades de difundir “falsos rumores”), llevaron a Luo a alertar al sistema de prevención de emergencias taiwanés, que se puso en marcha de inmediato.

TRINIDAD Y TOBAGO

Paula-Mae Weekes es la presidenta de la isla de Trinidad y Tobago. El 19 de marzo asumió el cargo como mandataria de la pequeña isla con un total de 1.39 millones de habitantes. A la fecha tienen 117 casos confirmados y ocho muertes.

SINT MAARTENS

Sin Maartens es un pequeño país ubicado en la parte sur de la isla del Caribe, y forma parte del Reino de los Países. La isla es gobernada por Silveria Jacob, Primer Ministra desde noviembre de 2019.

Silveria Jacob, Primer Ministra desde noviembre de 2019. Foto: Especial

Como parte de las actividades que realiza la Jefa de Estado de esta pequeña isla, ha solicitado a la población que trabaje en su confinamiento como si fuera otro huracán y que se quede en casa por dos semanas para detener el contagio. Vale recordar que Jacob es que ha estado en negociaciones con los Países Bajos para obtener asistencia financiera desde 2017 cuando dos poderosos huracanes azotaron la isla, Irma y María.

El país cuenta, hasta la fecha, con 77 casos confirmados, 15 muertos y 66 recuperados.

Con información de EFE