El Departamento de Trabajo de EU informó de que 6.5 millones de personas encontraron empleo o fueron recontratadas en mayo. Sin embargo, preocuparon también las previsiones de la OCDE, que estima tasas de paro generalmente muy superiores a las de la crisis financiera de 2008 para finales de este año en el conjunto del grupo.

Nueva York, 7 de julio (EFE).- Wall Street cerró en rojo este martes y su principal indicador, el Dow Jones de Industriales, bajó un 1.51 por ciento al resurgir la preocupación por el impacto de los rebrotes de la COVID-19 sobre la economía de Estados Unidos, entre datos sombríos.

Al término de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones recortó 396.85 puntos y se situó en 25 mil 890.18 unidades, lastrado por grandes cotizadas como Boeing (-4.81), Goldman Sachs (-3.86), American Express (-3.70) y Raytheon (-3.65).

El selectivo S&P 500 retrocedió un 1.08 por ciento o 34.40 puntos, hasta 3 mil 145.32 enteros; y el índice compuesto del mercado Nasdaq, que aglutina a las principales empresas tecnológicas, se descolgó de su récord de ayer al perder 89.76 puntos, hasta 10 mil 343.89 enteros.

Por sectores, las mayores pérdidas fueron para las compañías energéticas (-3.18 por ciento), las financieras (-2.07) y las industriales (-1.94), mientras que solo cerraron en verde las de los bienes esenciales (1.01).

El parqué neoyorquino interrumpió la bonanza de los últimos cinco días y volvió a centrarse en los sombríos datos del coronavirus, que ha infectado a más de 2.93 millones de personas en EU y está cerca de colapsar los hospitales de Arizona, California y Texas.

El principal epidemiólogo del Gobierno, Anthony Fauci, dijo en una entrevista retransmitida por redes sociales con el director de los Institutos Nacionales de Salud, Francis Collins, que EU “sigue estando en la primera ola” de la COVID-19 y que las comunidades que no llegaron a tocar “suelo” ahora están “volviendo a repuntar” con nuevos casos.

Las acciones de firmas asociadas a la reapertura económica sufrieron hoy importantes pérdidas, como las aerolíneas American Airlines (-6.95) y United Airlines (-7.55); la operadora de cruceros Carnival (-6.60); o la cadena de hoteles MGM (-3.41).

El Departamento de Trabajo informó de que 6.5 millones de personas encontraron empleo o fueron recontratadas en mayo, pero la cifra no acabó de levantar los ánimos del mercado por el temor a que los rebrotes en estados golpeados por la COVID-19 impidan el retorno a sus puestos de más gente, ya que a finales de ese mes seguía habiendo 21 millones de desempleados.

Preocuparon también las previsiones de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), que estima tasas de paro generalmente muy superiores a las de la crisis financiera de 2008 para finales de este año en el conjunto del grupo, y de entre el 8.15 y 9.84 por ciento en el caso de EU.

Varias farmacéuticas experimentaron hoy fuertes subidas: Novavax subió un 31.62 por ciento tras conocerse la noticia de que recibirá 1 mil 600 millones de dólares del Gobierno para acelerar la producción de 100 millones de dosis de una posible vacuna de la COVID-19; y Regeneron, que recibirá 450 millones para la producción y suministro de su tratamiento experimental, repuntó un 2.17 por ciento.

Corvus Pharmaceuticals, por su parte, se disparó un un 80.83 por ciento tras empezar un ensayo clínico para un tratamiento con anticuerpos.

En otros mercados, el petróleo de Texas bajó hasta los 40.62 dólares el barril y al cierre de Wall Street, el oro ascendía a 1 mil 808.30 dólares la onza, el rendimiento del bono del Tesoro descendía al 0.64 por ciento y el dólar ganaba terreno frente al euro, con un cambio de 1.1271.