México

Castillo llamó a AMLO

El Presidente de Perú pediría asilo en Embajada de México, pero lo detuvieron antes

08/12/2022 - 9:29 am

Ayer, Pedro Castillo fue destituido por el Congreso de Perú “por permanente incapacidad moral” luego de intentar disolver el Parlamento, lo que ha tensado la situación política en todo el país.

Ciudad de México, 8 de diciembre (SinEmbargo).- El Presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó la mañana de este jueves que Pedro Castillo, ahora expresidente de Perú, llamó ayer a su oficina para pedirle asilo en la Embajada de México que está en aquel país; sin embargo, ni siquiera pudo llegar, pues las autoridades lo detuvieron antes.

Ayer, el Congreso peruano cesó al Presidente Pedro Castillo poco después de que éste disolviera el Legislativo e instalara un Gobierno de emergencia, en la mayor crisis política desde que había llegado al poder hace poco más de un año.

Castillo fue destituido por “incapacidad moral” por 101 votos a favor, seis en contra y 10 abstenciones, por lo que sería sucedido en el poder por su Vicepresidenta Dina Boluarte, quien tomó juramento este miércoles.

“Ayer que pasaron estos hechos, pues yo lo que imagino es que ya tenían todo para destituirlo. Imagínense el precepto legal: incapacidad moral. Está en la Constitución, eh. Y cuando me imagino ya él siente que lo van a destituir, pues toma una decisión de desaparecer el Congreso. Pues eso lo que precipitó fue su destitución y además les dio el argumento, entre comillas, porque se vuelven muy constitucionalistas, muy respetuosos de la legalidad para destituirlo”, dijo hoy López Obrador.

Durante su conferencia de prensa matutina, informó que en medio de ese complejo contexto fue que Pedro Castillo se comunicó con él para solicitar que se le otorgara asilo en la sede diplomática de México en Perú, motivo por el que buscó a Marcelo Ebrard, titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), a quien le dio la instrucción de que se le abriera la puerta.

“Entonces habló aquí en la oficina para que me avisaran que iba hacia la Embajada, pero seguramente ya tenían intervenido su teléfono, y que iba a solicitar el asilo, y que si le abrían la puerta de la Embajada. Busqué a Marcelo Ebrard y le informé, y le dije que hablara con el Embajador y que se abriera la puerta de la Embajada con apego a nuestra tradición de asilo. Pero al poco tiempo, tomaron la Embajada con policías y también con ciudadanos. Rodearon la Embajada y él ya creo que ni siquiera pudo salir. Ya lo detuvieron de inmediato”, narró el mandatario mexicano.

Desde Palacio Nacional, también aprovechó para hacer un llamado a respetar los derechos humanos de Pedro Castillo, a proteger a su familia, y a actuar con “legalidad verdadera” en el caso.

“Yo ya fijé mi postura desde ayer. La política exterior de México tiene como principio la no intervención y la autodeterminación de los pueblos, y nos vamos a ceñir, nos vamos a ajustar a los principios de política exterior”, insistió el Jefe del Ejecutivo federal luego de ser cuestionado al respecto.

El Presidente destituido de Perú, Pedro Castillo, es escoltado por la policía en la comisaría donde está detenido en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre de 2022.
El Presidente destituido de Perú, Pedro Castillo, es escoltado por la policía en la comisaría donde está detenido en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre de 2022. Foto: Renato Pajuelo, AP

En su intervención, lamentó lo sucedido “porque desde que ganó legal, legítimamente, Pedro Castillo fue víctima de acoso, de confrontación”, ya que “no aceptaron sus adversarios, sobre todo las élites económicas, políticas de ese país el que él gobernara, entre otras cosas”.

“Y eso es lo que más lamento porque lo consideraban serrano. Una vez me comentó que cuando caminaba por Lima, habían señoras que cuando pasaba, hacían esto [se tapa la nariz con la mano]. Muy ofensivo. Se tapaban la nariz”, contó el Presidente de México.

Por ello, afirmó que su movimiento ha “padecido de ese racismo que no se debe de permitir en ningún lugar del mundo”. “Las mujeres del conservadurismo en la época de [Benito] Juárez, cuando iban al baño, decían: ‘Voy al Juárez’. Entonces muy lamentable”, recordó.

Además, el político tabasqueño destacó que Pedro Castillo siempre estuvo acosado y que “lo fueron debilitando hasta que lograron destituirlo, pero es la decisión que tomaron estas élites”.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó la mañana de este jueves que Pedro Castillo, ahora expresidente de Perú, llamó ayer a su oficina para pedirle asilo en la Embajada de México que está en aquel país; sin embargo, ni siquiera pudo llegar, pues las autoridades lo detuvieron antes.
El Presidente Andrés Manuel López Obrador confirmó la mañana de este jueves que Pedro Castillo, ahora expresidente de Perú, llamó ayer a su oficina para pedirle asilo en la Embajada de México que está en aquel país; sin embargo, ni siquiera pudo llegar, pues las autoridades lo detuvieron antes. Foto: Galo Cañas Rodríguez, Cuartoscuro

“Yo no creo que sea lo mejor para los pueblos. Lo lamento mucho por el pueblo de Perú porque es mucha inestabilidad. Cinco presidentes en seis años. ¿Quién sufre? El pueblo. Todo por los intereses de las élites, la señora hija del expresidente de [Alberto] Fujimori, [Mario] Vargas Llosa que está allá muy cerca de la realeza en España, y así estos grupos políticos, económicos, élites. No piensan en el pueblo”, acusó.

Ante dicha situación, Andrés Manuel López Obrador destacó la importancia de “recoger la lección porque esto se está aplicando en distintas partes”. “Son golpes blandos. Ya no es la intervención militar, ya es ir con el control de los medios de información, que los manejan los oligarcas de los países, ir socavando autoridades legal, legítimamente constituidas, más si se trata de gente surgida del pueblo o que quiere hacer algo en beneficio del pueblo y no pertenece a las élites. Entonces van implementando campañas de desprestigio, magnificando errores que se cometen y siguen siendo los medios instrumentos para manipular y justificar actos contrarios a la democracia”, señaló.

Frente a los medios de comunicación, el Jefe de Estado mexicano ejemplificó que “esto pasó en Brasil, acaba de pasar en Argentina, ahora es Perú”. De eso modo, recomendó a quienes “quieren dedicarse al noble oficio de la política” que lo hagan “porque sinceramente desean servir a los demás y quieren transformar”, y no querer “continuar con más de lo mismo”.

“La política, entre otras cosas, es hacer historia, es transformar. No es ocupar cargos, no es la parafernalia del poder, mucho menos hacer dinero. La política es una actividad del más alto nivel moral, de la más alta jerarquía espiritual. Entonces ¿cuál es la lección? Hay que gobernar para el pueblo. No se debe confiar en los que supuestamente son líderes de opinión, que pertenecen a la llamada clase política. Ahí hay mucha falsedad”, aseguró.

El entonces Presidente de Perú, Pedro Castillo, a la izquierda, y el mandatario chileno Gabriel Boric, a la derecha, posan para la foto con sus ministros en Santiago, Chile, el martes 29 de noviembre de 2022.
El entonces Presidente de Perú, Pedro Castillo, a la izquierda, y el mandatario chileno Gabriel Boric, a la derecha, posan para la foto con sus ministros en Santiago, Chile, el martes 29 de noviembre de 2022. Foto: Esteban Felix, AP

No obstante, López Obrador condenó que todavía se piense que “la política es estar bien con los potentados, con los dueños de los medios de información, es estar bien con los intelectuales alcahuetes”.

“No. Hay que estar bien con el pueblo por dos razones. Una que es fundamental, por humanismo, porque gobernar es atender a todos, pero fundamentalmente a los más necesitados. Esa es una razón. Y la otra es que el pueblo no es malagradecido. El pueblo es leal. Si se voltea a ver al pueblo, si se respeta al pueblo, si se ayuda al pueblo; se cuenta con el pueblo, se tiene siempre una base social para sostener a un Gobierno que busca cambios y que busca transformación. No hay más que eso”, sostuvo.

Por último, el mandatario consideró que si existe esa base social, se puede avanzar y hemos hablado de ejemplos”. “O sea, ¿por qué se revirtió el golpe de Estado en Bolivia? Porque los indígenas, los pobres que se quedaron callados y que actuaron con mucha prudencia y que no cayeron en la trampa de la violencia, cuando ya pensaron los golpistas que tenían el control y llaman de nuevo a elección, los que se habían quedado callados de manera prudente, vuelven a votar por le movimiento que los volteó a ver. ¿Por qué gana Lula [da Silva] en Brasil? Porque a los que ayudó no se olvidaron de él. ¿Dónde gana? En las zonas más pobres”, agregó.

¿QUÉ PASARÁ CON LAS RELACIONES DIPLOMÁTICAS Y CON LA CUMBRE DE LA ALIANZA DEL PACÍFICO?

Legisladores cantan el himno nacional dentro del Congreso después de que el Presidente peruano Pedro Castillo disolviera el hemiciclo el día en que tenían previsto votar por la destitución del Presidente en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre.
Legisladores cantan el himno nacional dentro del Congreso después de que el Presidente peruano Pedro Castillo disolviera el hemiciclo el día en que tenían previsto votar por la destitución del Presidente en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre. Foto: Guadalupe Pardo, AP

Más adelante, el Presidente de México descartó romper la relación con Perú luego de la destitución y detención del exmandatario Pedro Castillo. Sin embargo, mencionó que la presidencia pro tempore de la Alianza del Pacífico está en vilo, ya que no hay condiciones para entregarla.

Andrés Manuel López Obrador tenía pensado viajar a Perú el próximo 14 de diciembre para asistir a la reunión, en la que también estarían los mandatarios de Chile, Colombia y Ecuador, para entregar la presidencia del organismo a Pedro Castillo.

Pero esta mañana, en su rueda de prensa diaria, dio a conocer que la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de México consultará con los integrantes de la Alianza, especialmente de Colombia y Chile, para determinar si su Gobierno mantiene la presidencia o debe ser entregada a otro país.

“No hay condiciones y lo lamentamos mucho porque ahora Relaciones va a tener que decidir, hay que consultar a los otros miembros de la Alianza del Pacífico, al Presidente de Chile [Gabriel Boric], al de Colombia [Gustavo Petro] para ver qué se hace: si mantenemos nosotros la presidencia o se le entrega a otro país, ver qué es lo que procede […] Vamos a esperar unos días. No es nuestro propósito intervenir”, dijo.

La exvicepresidenta Dina Boluarte recibe la banda presidencial tras prestar juramento como nueva Presidenta en el Congreso en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre de 2022.
La exvicepresidenta Dina Boluarte recibe la banda presidencial tras prestar juramento como nueva Presidenta en el Congreso en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre de 2022. Foto: Guadalupe Pardo, AP

¿DÓNDE ESTÁ PEDRO CASTILLO?

El expresidente peruano Pedro Castillo, quien la víspera disolvió ilegalmente el Congreso y fue destituido, permanecía el jueves en una gigantesca sede policial que tiene en su interior una cárcel donde también está preso el exmandatario Alberto Fujimori, quien cerró el Parlamento en 1992.

En el interior de la sede se realizó una audiencia virtual en la que la Fiscalía pidió al Juez Juan Checkley siete días de detención para Castillo mientras es investigado por rebelión, delito que es penado con hasta 20 años de cárcel. El Juez indicó que analizará el pedido, pero no dijo cuándo comunicará su decisión.

Castillo casi no habló y respondió con monosílabos y la voz quebrada las preguntas del Juez. Vestía una chamarra azul y camiseta oscura, la misma ropa con la que fue detenido la víspera. Lo acompañaban su exprimer Ministro, el catedrático de leyes, Aníbal Torres, y Víctor Pérez, quienes son sus abogados.

En esta foto proporcionada por la Oficina de Administración de la policía de Perú, el expresidente Pedro Castillo, segundo desde la izquierda, y el exprimer Ministro Aníbal Torres, en el extremo izquierdo, se sientan mientras el Fiscal Marco Huaman se encuentra en el centro dentro de una estación de policía en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre de 2022.
En esta foto proporcionada por la Oficina de Administración de la policía de Perú, el expresidente Pedro Castillo, segundo desde la izquierda, y el exprimer Ministro Aníbal Torres, en el extremo izquierdo, se sientan mientras el Fiscal Marco Huaman se encuentra en el centro dentro de una estación de policía en Lima, Perú, el miércoles 7 de diciembre de 2022. Foto: Administración de la policía de Perú vía AP

El Fiscal Marco Huamán indicó que existía peligro de fuga y añadió que la víspera Castillo se dirigía a la Embajada de México en Lima para asilarse y escapar de Perú.

La mayoría de los presidentes que gobernaron Perú en las últimas décadas tienen cuentas pendientes con la justicia por presunta corrupción: Alejandro Toledo (2001-2006) está bajo arresto domiciliario en Estados Unidos a la espera de extradición; Alan García, quien gobernó entre 1985 y 1990 y luego entre 2006 y 2011, se suicidó en 2019, pocos minutos antes de ser detenido mientras era investigado por los presuntos sobornos recibidos de la constructora brasileña Odebrecht; Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018) también fue sometido a cárcel domiciliaria y Ollanta Humala (2011-2016) cumplió prisión preventiva y está enjuiciado por lavado de activos.

-Con información de AP

en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video