¡Compras inteligentes!: sí a cuidar el planeta y sí a lo hecho en México. Nopal Mitla, Kuru, Fitos, Seasons y Botanicus, son sólo algunas de las marcas mexicanas que ofrecen opciones para el cuidado del cuerpo y la belleza, sin dañar el planeta y a los seres que viven allí.

Sí a cuidar el planeta y sí a lo hecho en México. Foto: Shutterstock.

Sí a cuidar el planeta y sí a lo hecho en México. Foto: Shutterstock.

Ciudad de México, 9 de abril (SinEmbargo).- El cuidado de la piel y la belleza no siempre están peleados con el planeta y los seres vivos que lo habitan. Aunque existen muchísimas marcas cosméticas en el mercado mundial que utilizan materias primas contaminantes o que prueban sus productos en animales, también hay opciones que se preocupan por cuidar el entorno y además son 100 por ciento mexicanas.

“Año tras año nacen nuevas empresas y consumidores verdes en México fomentando así la creación de una economía sustentable. Sin embargo, todavía es grande la necesidad de conectar a ambas partes y así crear un estilo de vida verde”, dijo recientemente Begoña Ortiz, directora de Las Páginas Verdes.

¡Compras inteligentes!: sí a cuidar el planeta y sí a lo hecho en México. Aquí una lista de 5 marcas mexicanas ecofriendly y cruelityfree que abren las opciones para ser consumidores responsables.

NOPAL MITLA

Foto: Sitio web de la marca.

Nopal Mitla es una marca creada por estudiantes del IPN. Foto: Sitio web de la marca.

El nombre lo dice todo, esta marca está inspirada en un alimento muy mexicano: el nopal. Esta planta es utilizada en todos los productos de Nopal Mitla.

La idea del proyecto comenzó cuando los creadores eran estudiantes en la vocacional #15 del área médicas-biológicas ubicado en Milpa Alta, considerada la “cuna del nopal”, en aquel entonces los alumnos aprendían sobre los efectos y beneficios del nopal en la alimentación.

Al ingresar a la Escuela Superior de Comercio y Administración del Instituto Politécnico Nacional, decidieron aplicar el nopal en la cosmética, inspirados en los mexicas, quienes utilizaban la planta en heridas e infecciones de la piel, así como para mantenerla suave e hidratada.

Fue así como nació su concepto de Cosmética Natural Mexicana. El primer producto creado por los politécnicos fue la loción astringente antiacné. Luego se asesoraron en Poliemprende de la Escuela Superior de Comercio y Administración (ESCA) Tepepan donde fueron apoyados para perfeccionar el modelo de negocios

Con el proyecto, los alumnos participaron en el Encuentro de Emprendimietos Tecnológicos y de Éxito Empresarial y arrasaron con el primer lugar.

“Tenemos un fuerte compromiso con nuestro país, creemos en la creación de nuevas empresas y proyectos que lo impulsen e incentivamos a consumir lo hecho en México”, dicen los jóvenes emprendedores.

KURU

Foto: Sitio web de Kuru.

La tapa de los esmaltes que produce Kuru está hecha con madera reciclada rodeada con encaje de bolillo, además, el cristal del envase es ecológico. Foto: Sitio web de Kuru.

Kuru proviene de la cultura huichol y su nombre significa “fortaleza”. Lala Brunet, creadora de los esmaltes artesanales, busca promover y rescatar los colores y materiales utilizados en las culturas prehispánicas de México.

Cada temporada Kuru se inspira en los colores que van de acuerdo a las diferentes tendencias. Los esmaltes, señalan, están dirigidos a personas seguras y atrevidas que desean innovar cada día al utilizarlos. Sin excepción, todos los esmaltes están hechos a mano, por si fuera poco, cada producto con que se realiza es 100 por ciento mexicano.

La marca nacida en Puebla en 2013, está libre de las cuatro sustancias tóxicas dañinas que habitualmente contienen los esmaltes; tolueno, formaldehido, ftalatos y alcanfor; además no contienen gluten ni parabenos ni plomo.

Además de apegarse a la cultura ecofriendly, Kuru es también amigable con las especies, ya que es una firma certificada como Libre de crueldad animal, “buscamos como cuidar todos los detalles alrededor de nuestro planeta, así que, no te preocupes de usar Kuru; incluso si eres vegano, celiaco, vegetariano, Kuru es para ti”, aseguran.

FITOS ECO-COSMÉTICA

Foto: Facebook de la marca.

Foto: Facebook de la marca.

Fitos nació formalmente en el año 2011, pero tres años antes los creadores comenzaron a realizar una extensa labor de investigación y pruebas

La marca mexicana apuesta por la creación de una alternativa de bienestar y salud para el cuerpo, pero siempre con respeto hacia el medio ambiente y a los seres vivos.

“Diseñamos productos únicos basados en la fitoterapia, aromaterapia y herbolaria ancestral, siempre exaltando lo bueno y eliminando lo malo”, aseguran sus creadores.

Los productos de esta firma son naturales y libres de tóxicos. Sus ingredientes base son activos herbales y los aromas son naturalmente provenientes de flores, frutos, semillas, plantas, cortezas, de la tierra misma, amigables con el planeta y con la piel de quien los utiliza.

Abogamos por el uso de nuestras formulaciones, como parte de un estilo de vida equilibrada y responsable que incluye una dieta saludable, ejercicio, un cuidado personal consiente e inteligente con un profundo respeto por el medio ambiente.

SEASONS

Foto: Facebook de la marca.

Foto: Facebook de la marca.

Seasons, una empresa 100 por ciento mexicana inspirada en el medio ambiente y sus beneficios. Esta firma vegana elabora tratamientos especializados con ingredientes naturales y libres de tóxicos.

Sus investigaciones se basan en la piel y los efectos cambiantes de cada temporada, es por ello que ofrecen productos adecuados al clima que se presenta en cada estación del año.

BOTANICUS

Botanicus fue fundada en Cuernavaca, Morelos en el 2002. Foto: Sitio web de la marca.

Botanicus fue fundada en Cuernavaca, Morelos en el 2002. Foto: Sitio web de la marca.

Botanicus crea productos de belleza y cuidado personal inspirados en conocimientos tradicionales sobre el uso de aceites esenciales y extractos naturales.

La firma fue fundada en Cuernavaca, Morelos en el año 2002. Sus creadores buscan impulsar la ayuda social y el comercio justo, por lo que los talleres artesanales en los que desarrollan sus artículos, se encuentran en zonas rurales de México.

Además, colaboran con proveedores que apoyan causas sociales y ecológicas. Botanicus ofrece jabones y champús biodegradables que no son probados en animales, lo cual la hace en una empresa cien por ciento mexicana cruelityfree y ecofriendly.