Hoy el compositor cumpliría 92 años y, para homenajear las más de quinientas películas y series a las que puso banda sonora y las más de veinte cintas galardonadas.

Ciudad de México, 16 de noviembre (AS).- Ennio Morricone compuso la banda sonora de grandes clásicos como El bueno, el feo y el malo o La misión, pero no fue hasta 2015 con el estreno de Los odiosos ocho de Quentin Tarantino cuando el músico italiano se llevó el Premio Óscar a mejor banda sonora que tanto ansiaba.

Eso sí, ya había obtenido el Óscar honorífico en 2006 y este año ha sido galardonado con el Premio Princesa de Asturias de las Artes en 2020.

El pasado 6 de julio, Ennio Morricone falleció con los premios que se merece y con más de 500 títulos en su currículum.

Su carrera inicial estuvo marcada por ir de la mano de las famosas películas wéstern de Sergio Leone (de hecho, también fue un wéstern -aunque más moderno, concretamente, más tarantiniano- el que le consiguió el Óscar).

Sin embargo, nunca se encasilló en este género y actualmente es considerado uno de los compositores más versátiles de la historia del cine. En España también tuvo un hueco con varios de los directores más venerados del país. Pedro Almodóvar le fichó para Átame (1989) y Luis Buñuel le eligió para Leonor (1975).

Hoy el compositor cumpliría 92 años y, para homenajear las más de quinientas películas y series a las que puso banda sonora y las más de veinte cintas galardonadas, en AS rememoramos las obras maestras que, sin la música de Ennio Morricone, no hubieran sido las mismas.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE AS. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.