WSJ: Higa compró en Malinalco y en 10 meses vendió la casa a Videgaray, sin ganar un peso

18/03/2015 - 7:44 pm
Luis Videgaray, Secretario de Hacienda Foto: Cuartoscuro
Luis Videgaray, Secretario de Hacienda y Crédito Público.  Foto: Cuartoscuro

 Ciudad de México, 18 de marzo (SinEmbargo).– Nuevos detalles sobre la controvertida venta de una casa en Malinalco, Estado de México, a Luis Videgaray Caso, titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), muestran que el vendedor, Grupo Higa, no tuvo ninguna ganancia en la transacción, a pesar de que el funcionario público la compró 10 meses después de que la empresa de Juan Armando Hinojosa Cantú la adquirió, revela esta noche una investigación de The Wall Street Journal.

El prestigiado diario neoyorquino afirma que esta información “socava la sugerencia del señor Videgaray que el trato fue hecho exclusivamente por interés comercial”.

En un texto firmado por el reportero Juan Montes, el periódico afirma que, de acuerdo con datos del Registro Público de la Propiedad, revisados por The Wall Street Journal, muestran que Juan Armando Hinojosa, “el hombre que está en el centro de las acusaciones de tráfico de influencias turbulentas de la administración del presidente Enrique Peña Nieto”, vendió la propiedad a Videgaray en octubre de 2012 al mismo precio que la firma inmobiliaria de Hinojosa la compró 10 meses antes.

El periódico compara datos del gobierno que muestran que los precios al consumidor subieron un 3.5 por ciento en el tiempo entre las dos ventas. Entre el cuarto trimestre de 2011 y 2012, los precios inmobiliarios en el Estado de México, donde se encuentra la casa, también subieron un promedio de 3.5 por ciento.

La venta de la casa en un exclusivo resort de golf en las afueras de Malinalco puso Videgaray a la defensiva, de acuerdo con WSJ. “A pesar de que no ha sido acusado de un acto ilegal, ésta y otras ofertas de propiedad han alimentado un escándalo por supuesto tráfico de influencias y expuesto los amplios vínculos entre políticos y empresarios del Estado de México”.

Videgaray Caso ha negado las acusaciones de irregularidades, y en una respuesta escrita a las preguntas del propio The Wall Street Journal dijo que la compra de la propiedad se realizó a valor de mercado “tanto en términos de la cantidad pagada y la tasa de interés”

De acuerdo con el diario, las empresas propiedad de Hinojosa Cantú han ganado cientos de millones de dólares en proyectos de obras públicas durante el tiempo en que Peña Nieto fue Gobernador del Estado de México, de 2005 a 2011, y donde Luis Videgaray sirvió como Secretario de Finanzas, entre 2005 y 2009. Esas ganancias de contratos, dice el periódico, se han extendido ahora que Peña es Presidente.

La compra “fue inusual”, describe la nota de WSJ, pues Videgaray tomó una hipoteca con una pequeña firma inmobiliaria propiedad de Hinojosa en lugar de una institución financiera. Esa empresa le prestó unos 532 mil pesos, de acuerdo con lo divulgado el mes pasado por el propio titular de la SHCP. La tasa de interés aplicada fue del 5.31 por ciento, que está por debajo de la tasa promedio de más del 12 por ciento que los bancos locales ofrecían en 2012, según datos del Banco de México.

“Videgaray defendió la tasa de interés que pagó, diciendo que era más alta en comparación con los rendimientos de renta fija en el mercado. La tasa de interés se contrató ‘con un prestamista privado que no aplica los costos bancarios de capitales vinculados a los requisitos de capital, las cargas regulatorias y similares’”, cita.

Por razones financieras, agrega, el funcionario dijo que él pagó la hipoteca en su totalidad 15 meses más tarde.

“Si bien entiendo que algunos pueden tener preocupaciones con respecto a esta transacción, reitero que no existen conflictos de interés”, expuso Videgaray.

“Las acusaciones de tráfico de influencias surgieron en noviembre, cuando un equipo de periodistas locales de investigación reveló que otra empresa de propiedad del señor Hinojosa construyó y mantuvo el título a la mansión de la familia presidencial en la Ciudad de México. La oficina del mandatario ha negado las acusaciones. La esposa del presidente, Angélica Rivera, dijo que ella iba a comprar la casa del señor Hinojosa en cuotas con el dinero de su carrera como actriz de telenovelas”, refiere el periódico de la Gran Manzana.

También afirma que Hinojosa, de 59 años, se negó a comentar sobre ambas ofertas, y no ha hecho declaraciones públicas sobre ambos casos.

The Wall Street Journal destaca que los índices de aprobación de Peña Nieto han caído a su mínimo, luego de que él forcejeó para contener el escándalo de la propiedad de su esposa, justo cuando el país estaba paralizado con el secuestro de 43 estudiantes por la policía local en el sur de México y entregados en manos de una banda de narcotraficantes locales para ser asesinados.

“A medida que aumentaba el control sobre las operaciones inmobiliarias, el señor Peña Nieto nombró a un nuevo contralor federal el mes pasado y le pidió revisar esas transacciones inmobiliarias. Pero la Contraloría [Secretaría de la Función Pública] ha dicho que su organismo no tiene la jurisdicción para investigar los contratos personales vinculados a las casas”, explica el diario.

También el mes pasado, recuerda, la Cámara de Diputados aprobó una serie de reformas constitucionales destinadas a tomar medidas enérgicas contra la corrupción. Las iniciativas, que se espera pasen en el Senado de la República en abril, buscan otorgar mayor poder a una oficina de auditoría federal independiente y crear tribunales especiales para manejar los casos de corrupción.

Videgaray mismo dijo que las recientes medidas contra la corrupción representan un paso crucial en el desarrollo de México.

Pero, de acuerdo con el WSJ, “los desafíos son abundantes”. Se espera que las nuevas autoridades anticorrupción asuman el cargo el próximo año, mientras que la ley no alcanzaría a revisar la transacción de la propiedad de Videgaray, pues el periodo legal en lo relativo a la compra terminaría en octubre, según Eduardo Bohórquez, director de Transparencia Mexicana, a quien cita la investigación del reportero Montes.

Los registros de propiedad revisados por el periódico muestran que en diciembre de 2011, la empresa de Hinojosa, denominada Bienes Raíces H & G, pagó 7.5 millones de pesos, por la casa en el campo de golf cerca de Malinalco. Luego, 10 meses después, esa compañía vendió la propiedad de 16 mil 146 metros cuadrados a Videgaray por el mismo importe.

“Parece claro que el vendedor no tenía un interés comercial en la venta”, dijo Macario Schettino, economista y columnista independiente, en una cita del diario.

El propietario anterior de la casa pagó 1.1 millones de pesos en 2000 y la vendió a Bienes Raíces H & G en 6.4 millones de pesos, de acuerdo a los registros de la propiedad.

“Videgaray dijo que el acuerdo de propiedad fue transparente y que los registros que documentan la compra son de dominio público, aunque se negó a una petición para mostrar un recibo de la transacción real”, plantea la información del periódico neoyorquino, que también cita a Videgaray: “La transacción es el resultado de años de trabajo en los sectores público y privado y representa una gran parte de mi patrimonio. Daría la bienvenida a una investigación a fondo de la adquisición de vivienda por las nuevas autoridades anticorrupción, ya que proporcionará certeza de mi integridad para los que dudan hoy en día”.

en Sinembargo al Aire

Opinión

más leídas

más leídas