La Comisión de Desarrollo Metropolitano, Urbano, Ordenamiento Territorial y Movilidad de la Cámara de Diputados presidida por la legisladora de Movimiento Ciudadano, Pilar Lozano Mac Donald, informó que emitirá una opinión “de peso que sume y no que reste” y “plural” respecto a la iniciativa del mandatario federal.

Ciudad de México, 29 de abril (SinEmbargo).- La Comisión de Desarrollo Metropolitano, Urbano, Ordenamiento Territorial y Movilidad de la Cámara de Diputados ya discute la iniciativa enviada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador para ajustar el presupuesto federal ante la crisis por la pandemia de coronavirus.

Al respecto, la Comisión presidida por la Diputada de Movimiento Ciudadano, Pilar Lozano Mac Donald, informó que emitirá una opinión “de peso que sume y no que reste” y “plural” respecto a la iniciativa del mandatario federal.

“Nosotros estaremos trabajando en hacer la opinión, la cual, de entrada debe presentar la posición clara sobre la naturaleza y sentido del Fondo Metropolitano”, dijo la presidenta de la Comisión durante la sesión de este miércoles.

Mac Donald reconoció la situación derivada de la emergencia sanitaria por COVID-19, por lo que expreso que “no están cerrados” a no aportar, además consideró necesario establecer que únicamente se tocará el ejercicio fiscal 2020 y no se sumarán los subejercicios anteriores.

“No significa que éstos se incluyen en lo aprobado de los 3 mil 300 millones de pesos asignados al Fondo Metropolitano en el Presupuesto de Egresos de la Federación del presente año”, dijo.

En la discusión, la Diputada por Morena, Aleida Alavez propuso que se presente una reserva al dictamen de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública en un artículo transitorio para que, en su caso, los recursos que se decidan reorientar se destinen prioritariamente a las zonas metropolitanas más afectadas económica y socialmente por la contingencia sanitaria. Así como verificar el estado de la asignación de recursos del Fondo.

Por su parte, la Diputada del PRI, Ana Lilia Herrera Anzaldo se manifestó en contra de la reasignación debido a la pérdida de empleos por la pandemia, pues consideró que los recursos del Fondo podrían reactivar la economía. Por ello, propuso programas de trabajo temporal y un salario solidario.

A su postura en contra se sumó la legisladora del MC, Adriana Medina Ortiz, y argumentó que el Congreso perdería control sobre el presupuesto federal mientras haya una crisis económica.

CRÍTICAS A LAS INICIATIVA

Organizaciones de la sociedad civil y ciudadanos criticaron la iniciativa propuesta por el Jefe del Ejecutivo al considerar que tintes autoritarios.

“Las reformas a la Ley de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria que propone el Ejecutivo, en el marco de la emergencia provocada por Covid-19, anulan de facto la participación de la Cámara de Diputados respecto a cambios significativos en el presupuesto que actualmente prevé la ley”, señalaron en un pronunciamiento organizaciones como México Evalúa, Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), el Centro de Estudios Espinosa Yglesias y la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM).

Las y los firmantes destacaron que las reforma violenta la división de poderes en el renglón presupuestario, dijeron que es limitada porque no atiende las deficiencias actuales de la Ley de Egresos para atender una emergencia o caída en la recaudación y criticaron que ignore el presupuesto suplementario.

LA PROPUESTA

El Presidente envió la semana anterior una iniciativa preferencial al Congreso para modificar el presupuesto de egresos frente a la crisis económica que el nuevo coronavirus aceleró. Hoy explicó que “por primera vez” envió una iniciativa de este tipo porque en anteriores administraciones se actuaba con discrecionalidad.

“Por primera vez estoy mandando una iniciativa al Congreso para pedirles que me autoricen hacer modificaciones al presupuesto y ajustarlo a la nueva realidad”, planteó sobre la necesidad de destinar mayores recursos de la federación a resarcir los embates que el COVID-19 deje en el país.

Explicó que en la división de poderes corresponde al Congreso, específicamente a la Cámara de Diputados, designar los recursos del presupuesto, sin embargo destacó que en las administraciones anteriores las cámaras aprobaban las partidas y el Ejecutivo “hacía lo que quería” y “trasladaba recursos de una partida a otra, endeudaba al país aún cuando no estaba autorizado en la Ley de Ingresos”, es decir, había discrecionalidad en los recursos, afirmó.

Dijo que en el periodo neoliberal se aprobaban partidas con montos grandes de los que sólo se ejercían pocos recursos y en otras el recurso asignado terminaba siendo mucho menor que el que se ejerció.

En la iniciativa para modificar la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria se contempla adicionar un Artículo 21 Ter.