Se mantiene el temor de que un repunte en los casos genera un descenso en la demanda del crudo, por lo que los precios de las principales mezclas tuvieron un ligero retroceso.

Ciudad de México, 7 de julio (SinEmbargo).- Petróleos Mexicanos (Pemex) informó que la Mezcla Mexicana de Exportación registró un retroceso del 0.23 por ciento, con lo que se ubicó en 37.45 dólares por barril.

La caída del crudo mexicano se dio en concordancia con la de los otros países, ante el temor de un aumento en los casos de COVID-19 en varios países del mundo, entre ellos EU, lo que podría generar una disminución de a demanda.

Por otro lado, el crudo Texas cerró el martes con un leve descenso del 0.02 por ciento, para ubicarse en los 40.62 dólares por barril.

Mientras el Brent cerró su cotización en 43.05 dólares un barril, un aumento del 0.09 por ciento con respeto a la sesión anterior.

Los recortes de producción que mantienen vigentes la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) y sus socios (OPEP+) continúan sosteniendo la cotización del crudo británico, según los analistas.

Sin embargo, se mantiene el temor de que un repunte en los casos genera un descenso en la demanda del crudo.

En Estados Unidos preocupan especialmente los rebrotes en los principales motores económicos del país, como California o Texas, que se sitúan ya cerca del colapso hospitalario y que en los últimos días se han visto obligados a retomar medidas de contención del virus.

En total, el país ha sobrepasado los 2.9 millones de contagios y las 130 mil muertes por el virus, según datos recopilados por la Universidad Johns Hopkins.

En el lado positivo, analistas encuestados por Global & Platts prevén que la Administración de Información Energética anuncie mañana la caída de 3.7 millones de barriles en los inventarios de crudo estadounidense por segunda semana consecutiva, así como una caída de 1,2 millones de las reservas de gasolina y de unos 500 mil barriles para los destilados como el diésel.