Con este nombramiento, el Fiscal podrá recibir mensualmente alrededor de 38 mil 142.3 pesos, no importando que sea funcionario público, pues la reciente reforma al reglamento del SNI así lo permite. Sin embargo, dicha reforma dejó fuera a mil 632 investigadores de instituciones privadas para recibir el apoyo.

Ciudad de México, 10 de junio (SinEmbargo).– El Fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero, fue aprobado como investigador del Sistema Nacional de Investigadores (SNI), lo cual causó varias críticas y reacciones al respecto, ya que el miembro del Gabinete de Andrés Manuel López Obrador no sólo lleva intentándolo 11 años, sino que ahora que entró, fue aprobado en el nivel III, es decir, el más alto rango.

La noticia se dio a conocer esta mañana por el periódico Reforma, luego de ello salieron a las redes sociales las opiniones de académicos, periodistas, políticos y usuarios de Internet que sobre todo señalaron que el mérito del titular de la Fiscalía General de la República (FGR) se debe tratar como un caso de “influyentismo”, pues consideraron que la gestión de Elena Álvarez-Buylla al frente de Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y el Gobierno actual le habrían dado el beneficio.

Una de las primeras en pronunciarse en contra del nombramiento de Gertz en el SNI fue la escritora y politóloga Denise Dresser, quien mencionó que el organismo investigador “da palo a los científicos e investigadores”, mientras que al Fiscal de la República lo premia y lo enaltece luego de no aceptarlo por 11 años, en los cuales lo intentó cinco veces y en todas fue rechazado.

“Para los científicos/investigadores/académicos, palo del SNI. Para Gertz Manero, premio del SNI.La 4T no acaba con los ‘privilegios’; se los da a los suyos”, escribió la también investigadora.

El analista político Jesús Roldán sostuvo que el caso de Alejandro Gertz, quien recibió el nombramiento académico el pasado mes de abril, es un ejemplo claro de “favoritismo y corrupción”.

Además, recalcó que el funcionario federal saltó todo un proceso que a todos los demás les lleva años lograr, pues primero se debe ingresar como “candidato”, para luego pasar por los niveles hasta llegar al III, por lo que subrayó que es algo sumamente injusto para quienes “sí aportan y por muchísimo más que él”.

“¿No que no existen ciudadanos de primera? Este es un aberrante caso de favoritismos, de corrupción y de apoyo a ‘cuates’, como el que la directora del Conacyt benefició al Dr. Alejandro Gertz Manero, Todos deben iniciar desde ‘candidato’, hacen méritos por años para escalar nivel”, escribió.

Quien también participó en las críticas hacia el Fiscal fue la titular de la Secretaría de Gestión Social del CEN del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Lorena Piñón Rivera, quien recordó que Gertz viene intentando entrar al SNI desde 2010, por lo que su sorpresiva admisión deja ver que el partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) “privilegia a los suyos”.

Además hizo hincapié en que hay investigadores mexicanos en el extranjero que no reciben los apoyos necesarios prometidos por el Conacyt.

“Gertz Manero, desde el 2010 fue rechazado 5 veces por el Conacyt para ingresar al SNI por no cumplir requisitos. La gestión de @ElenaBuylla lo admite y en grado III, el más alto. Morena privilegia a los suyos cuando investigadores en el extranjero siguen sin apoyos del Conacyt”, comentó.

También dijo que uno de los requisitos para ingresar como investigador en el Sistema es cumplir semanalmente con 20 horas de clases y 20 horas de investigación, lo cual “suena imposible” para quien está al frente de la FGR desde 2018.

El sociólogo y estudiante del Centro Público de Investigación y Educación Superior Especializado en Ciencias Sociales (CIDE), Antonio Villalpando-Acuña, refirió de manera sarcástica que el caso de Gertz Manero lo “inspiró” para concursar en el SNI con sus “estados de Facebook”, y de no ser admitido, “gritará que lo están dañando”.

“Inspirado en la meteórica carrera académica de Gertz Manero, voy a meter mis estados de Facebook para concursar en el SNI. Sí me andan dando el SNI-I de perdis. Y si no, me tiro al piso y grito que me están matando”.

Por su parte, el columnista de Reforma, Gerardo Lozano, aseguró que debido a este tipo de acciones es que se “aleja el voto” de la ciudadanía -haciendo referencia a las pérdidas electorales que tuvo Morena en la Ciudad de México- y sentenció que el nombramiento de Gertz representa la “vergüenza que es el Conacyt”, pues ni siquiera está en la academia y está ejerciendo como servidor público.

“El Conacyt está hecho una verdadera vergüenza. Por eso alejan el voto de algunos sectores. Muchas personas investigadoras de universidades privadas se quedaron sin esto y a él se lo dan cuando no está en la academia y es servidor público”, tuiteó.

También el columnista de Excelsior, Ricardo Ortiz Esquivel, cuestionó que si ahora que Alejandro Gertz tiene su ingreso en el SNI se comprometerá con las investigaciones de la Fiscalía y recordó que aún no hay una resolución en el caso de Emilio Lozoya.

“Ahora que la directora del Conacyt aprobó el ingreso del Fiscal General Alejandro Gertz Manero al SNI como investigador nivel III, ¿se completarán las investigaciones que realice el señor Fiscal o las dejará como el caso Lozoya y las que no conviene tocar?”.

“¿Cuánto cobrará por ser investigador nivel III? ¿Le dieron el pase por ser un cuate de la directora del Conacyt y del Presidente López Obrador? ¿Cuánto se tarda alguien en ser nivel III? Todo para los cuates…”, tuiteó.

Por otro lado, académicos remarcaron que probablemente Gertz Manero no cumplió con los requisitos que solicita el SNI para aspirar a un puesto de investigador, además de que no tendrá tiempo para ejercer en la academia y que con este suceso sólo se demuestra la inequidad y el influyentismo gubernamental.

Otros cuestionaron si el funcionario recibirá la beca que se les da a los investigadores.

“¿Creen que el Fiscal Alejandro Gertz Manero haya cumplido esos requisitos que exige el @Conacyt_MX para ser SNI nivel III? Además, no creo que tenga el tiempo suficiente para realizar investigación de alto nivel, siendo un alto funcionario federal”, escribió un usuario.

“Independientemente de que si cumple los requisitos (que lo dudo y mucho) ¿Cómo para qué necesita Gertz Manero el dinero y nombramiento de SNI III?”, tuiteó otro usuario de Internet.

“Gertz Manero no termina ni las investigaciones de la Fiscalía pero es SNI III”, sentenció la usuaria Kalycho Escoffié.

Después de 11 años de intentos, el Fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero, consiguió que se aprobara su ingreso al Sistema Nacional de Investigadores (SNI) y no sólo eso, sino que lo hará en el nivel III al instante, informó esta mañana el diario Reforma.

“Se resolvió por unanimidad de los tres integrantes de este órgano colegiado, que el Dr. Alejandro Gertz Manero cumple con los requisitos necesarios para ingresar al Sistema Nacional de Investigadores”, se lee en el dictamen al que tuvo acceso el medio.

La resolución sobre Gertz fue firmada por el presidente de la Comisión Especial Dictaminadora, Ernesto Villanueva Villanueva, con fecha del 19 de abril pasado, y en ella se justifica que el nivel otorgado se debe a “su obra y su trascendencia nacional e internacional”.

Reforma señaló que en el documento, dirigido al director adjunto de Investigación Científica y Tecnológica de Conacyt, Ángel Moreno Fuentes, se expone que el titular de la FGR sí cumple con los requisitos de ingreso, desde el grado de doctor hasta realizar habitual y sistemáticamente investigación científica.

También el currículum de Gertz “sostiene que cumple con los lineamientos de acreditar docencia y desempeñar su labor en el país”.

Cabe recordar que Gertz Manero inició en 2010 su proceso para ingresar al SNI, pero por cinco veces consecutivas obtuvo el rechazo del sistema, ya que se resolvió que carecía de méritos.

Ya al frente de la FGR, el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred) emitió una recomendación a Conacyt por presuntas “actuaciones de trato diferenciado” en agravio del Fiscal a través de las comisiones dictaminadoras.

Incluso, María Elena Álvarez-Buylla, titular del Conacyt, defendió a Gertz Manero diciendo que había un ejercicio arbitrario en las evaluaciones además de falta de objetividad.

“Se ha detectado un ejercicio arbitrario de las funciones de evaluación, así como parcialidad y falta de objetividad por parte de los evaluadores al momento de aplicar los criterios de evaluación previstos en la normativa, lo cual genera incertidumbre entre los solicitantes y puede conducir a la actualización de prácticas discriminatorias”, sostuvo la investigadora.