Ciudad de México, 14 de noviembre (SinEmbargo).– Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, aseguró esta mañana que él fue quien dio la instrucción de que elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) se encargaran de la seguridad de Evo Morales, ex mandatario de Bolivia.

Luego de que Reforma y El Universal publicaran hoy que miembros del extinto Estado Mayor Presidencial (EMP) fueron designados por el Gobierno federal para escoltar al ahora asilado político, el Jefe de Estado mexicano recordó que ese cuerpo de élite ya no existe, pues fue trasladado a la Sedena.

Sin embargo, explicó que por esa razón puede ser que algunos de los elementos de seguridad de Enrique Peña Nieto o Felipe Calderón actualmente se encuentren velando por la protección del político boliviano, quien renunció a la Presidencia de su país el domingo pasado.

El Presidente arribó esta mañana a su tradicional encuentro matutina con la prensa. Foto: Gobierno de México

“Yo di la instrucción de que esa dependencia se encargara de la seguridad de Evo Morales. Si estos elementos cuidaban a los ex presidentes, pues sí puede ser nada más que ahora tiene otra función”, dijo AMLO en conferencia de prensa.

Asimismo, recordó que antes ocho mil elementos del Estado Mayor Presidencial cuidaban al Presidente. “Era un abuso, un exceso, una extravagancia. No creo que cuiden al Presidente Trump tantos elementos. Ocho mil elementos que ganaban más que los soldados, que los marinos, que los policías, un cuerpo de élite. Se tomó la decisión de cancelar, de que ya no exista este cuerpo de élite. Se decidió que no haya Estado Mayor Presidencial. Además de que eran muchos, gastaban también muchísimo”, afirmó López Obrador.

Desde Palacio Nacional, detalló que el año pasado gastaron sólo en mantenimiento de unidades y en viajes, dos mil millones de pesos, “por eso en Presidencia el año pasado gastó tres mil 600 millones, porque ahí están esos dos mil de gasto, los rastrillos, el gel, gasto en el Internet, el mantenimiento de aviones, helicópteros”.

“Ahora vamos a ejercer en Presidencia 800 millones. Vamos a ahorrar dos mil 400 millones. Nuestros adversarios sólo ven la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio. Ya no hay Estado Mayor. Esos elementos se fueron a la Secretaría de la Defensa. Todos. Y cuando se necesita, como ya son miembros activos en la Defensa, ya pertenecían a las Fuerzas Armadas, pero estaban como comisionados, ahora regresan. Cuando se requiere de algo, como la protección del ex Presidente de Bolivia, pues elementos de la Defensa, ya no del Estado Mayor ayudan en esa labor. Por ejemplo, el avión que se utilizó para traer al Presidente de Bolivia, es un avión que manejaba el Estado Mayor Presidencial que ahora lo tiene la Secretaría de la Defensa”, precisó el tabasqueño.

Evo Morales, quien hace unos días renunció a la Presidencia de Bolivia, ofreció una conferencia de prensa en el Museo de la Ciudad de México. Foto: Moisés Pablo, Cuartoscuro

Por otra parte, afirmó que es respetuoso de la Constitución. “Somos libres y somos soberanos. Le reconozco al Gobierno de Estados Unidos, en particular al Presidente Trump, que no haya opinado sobre nuestra decisión libre y soberana. Nosotros no tenemos por qué pedirle permiso a nadie. Somos respetuosos de la soberanía de otros pueblos porque queremos que respeten nuestra soberanía. Y en este caso, ninguna nota diplomática, ninguna llamada o ninguna expresión de inconformidad. Hay respeto a México y a su Gobierno porque nosotros respetamos al Gobierno de Estados Unidos y a su Presidente. Hay respeto mutuo”, sostuvo.

De acuerdo con información difundida por el periódico Reforma, al menos 15 agentes, entre ellos un asistente y escoltas del ex Presidente Enrique Peña Nieto, cuidan a Morales Aynma, quien se encuentra asilado en México.

Se trata de elementos adscritos al Segundo Batallón de Servicios Especiales de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), según las fuentes citadas por el diario.

Este cuerpo de agentes actualmente tiene la tarea de cuidar a algunos funcionarios públicos y a sus familias, visitantes extranjeros e invitados. Además, de cubrir la seguridad en eventos de Presidencia.

La reportera Érika Hernández dio a conocer que durante la conferencia que ex Presidente boliviano encabezó ayer en el Museo de la Ciudad de México, 15 elementos fueron asignados para cuidarlo durante el evento y su traslado al Palacio del Ayuntamiento, en se le reconoció como Huésped Distinguido de la Ciudad de México.

El ex Presidente Enrique Peña Nieto durante la la octava edición del de la carrera Molino del Rey. Foto: Archivo/Cuartoscuro

Dispositivo de seguridad, integrado por elementos el extinto Estado mayor Presidencial, que acompañan al ex Presidente boliviano Evo Morales. Foto: Cuartoscuro

“Mientras el ex mandatario de Bolivia se encuentre en el País, un grupo de escoltas estará cuidándolo en turnos de 12 y 24 horas”, señaló el diario.

Entre el grupo que acompañó a Morales estaban escoltas que resguardaban Palacio Nacional, así como un militar, quien era uno de los coordinadores de seguridad de los eventos de EPN.

Al constatar en el archivo fotográfico de la agencia Cuartoscuro, se puede apreciar que al menos uno de los elementos que acompañaba al ex Presidente Peña Nieto, también escoltó a Morales Ayma este miércoles al trasladarse al Museo de la Ciudad de México en donde ofreció una conferencia de prensa.

En imágenes difundidas por la agencia de fotografía, se observa el dispositivo de seguridad que se implementó para cuidar al ex Mandatario durante los eventos que protagonizó este miércoles, conformado por camionetas Suburban blindadas.

El ex Presidente de Bolivia podrá recibir un apoyo de la “4T” de casi 160 mil pesos durante su asilo en México.

Dispositivo de seguridad implementado para cuidar al ex mandatario boliviano. Foto: Cuartoscuro

Camionetas tipo Suburban. Foto: Cuartoscuro

Gerardo Fernández Noroña, Diputado por el Partido del Trabajo, propuso que cada legislador que forma parte de la Cuarta transformación otorgue una cuota mensual de 500 pesos mexicanos para darle sustento económico a Evo, según publicó el diario Reforma.

El político renunció el domingo pasado a la Presidencia de Bolivia, luego de que policías y militares le dieran la espalda e incluso le exigieran dimitir, y ante las protestas que se desataron por el presunto fraude en la elección del pasado 20 de octubre.

Aceptó el asilo político ofrecido por “razones humanitarias” por el Gobierno mexicano y llegó este martes a la capital mexicana.

Este martes, la Senadora opositora Jeanine Áñez, del Movimiento Socialdemócrata, asumió como presidenta interina de Bolivia, dos días después de la renuncia de Morales.

La Senadora de la Unión Demócrata asumió la Presidencia interina de Bolivia, luego de que la línea sucesora quedara rota, al dejar Morales el poder y con él todos los cargos oficialistas que hubieran podido sucederle.

Desde México, Morales denunció en Twitter que en su país ha tenido lugar “el golpe más artero y nefasto de la historia”, al reaccionar a la proclamación de la senadora Áñez como presidenta interina.