México

Gobierno exhibe ecocidio

“No queremos inversión a cualquier precio”: AMLO a Blinken por Vulcan; muestra daños

22/05/2024 - 1:44 pm

La firma Vulcan Materials adquirió una serie de canteras de piedra caliza cerca de Playa del Carmen en la década de 1990, cuando la zona no era un destino turístico tan popular como ahora, y desde entonces, el material se lo lleva a Estados Unidos para arreglar las calles de las ciudades y las carreteras.

Ciudad de México, 22 de mayo (SinEmbargo).– El Presidente Andrés Manuel López Obrador respondió esta mañana a Anthony Blinken, Secretario de Estado de Estados Unidos, quien criticó ayer la medida del Gobierno de clausurar el terreno de la empresa Vulcan Materials en Playa del Carmen, Quintana Roo.

A través de su conferencia de prensa, el mandatario explicó que la empresa Vulcan, desde los sexenios de Carlos Salinas de Gortari y Ernesto Zedillo, recibió un permiso para extraer grava y arena, y para explotar un banco de materiales en Playa del Carmen; pero que tras violar las leyes ecológicas, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró el banco, y el Gobierno resguardó el terreno.

“Para los que conocen, [Vulcan] está junto a este centro vacacional Xcaret. Ahí desde [Carlos] Salinas, pero con Julia Carabias, que ahora es la paladina del medio ambiente, les dan permiso y empiezan a escarbar, incluso a utilizar dinamita. […] Entonces empiezan a extraer material, violan todas las leyes ecológicas, y todo ese material se lo llevan a Estados Unidos para arreglar las calles de las ciudades de Estados Unidos y las carreteras de Estados Unidos, destruyendo nuestro territorio”, señaló.

“Entonces llegamos al Gobierno, hablamos con ellos y les pedimos que ya no siguieran cometiendo ese ecocidio, y al mismo tiempo la Procuraduría [Federal de Protección] del Medio Ambiente clausuró el banco. Ya lleva el banco como dos o tres años clausurado. Nosotros, con el interés de llegar a un arreglo, les dijimos: ‘Les compramos’”, agregó.

López Obrador compartió el Gobierno federal había llegado a un acuerdo con la empresa para que se respetara la clausura; sin embargo, tiempo después fue alertado de que esto no había ocurrido, motivo por el que acudió al sitio, y se dio cuenta de que seguían sacando material pese a la clausura y el acuerdo.

“Ya sabían que iba yo el fin de semana, pero el lunes, el martes, el miércoles, que sabían que no iba yo, seguían sacando material. Y de repente voy, porque no lo creía. Alguien me dijo: ‘No están respetando el acuerdo, siguen sacando material’. Entonces fui como un lunes, un martes, un miércoles y ahí estaban las dragas. Ahí ya intervino la Procuraduría. Ya tenía clausurado, pero ya fueron más estrictos en vigilar que ya no siguieran destruyendo el área”, contó.

Por ello, el Presidente señaló que la empresa rechazó la propuesta y que empezó a ejercer presiones con legisladores en el Congreso para exigirle a Anthony Blinken que no permitiera la supuesta expropiación de un territorio que compró una empresa estadounidense en otro país.

“Rechazaron de plano la propuesta y empezaron a hacer presiones en el Congreso, hasta ayer, que creo que fue el señor [Anthony] Blinken al Congreso y los congresistas que apoyan a Vulcan en este ecocidio le dijeron que cómo iba a permitir que expropiáramos nosotros la propiedad de una empresa estadounidense. Yo creo que el Secretario de Estado no sabía bien de qué se trataba porque lo único que alcanzó a decirles es que esas actitudes o esas acciones, supuestas, de parte nuestra afectaban la inversión, cuando no”, dijo.

“Que no era una buena forma de atraer inversión. Claro que no. Nosotros no queremos traer inversión a cualquier precio, mucho menos que venga la inversión a destruir nuestro territorio. No. Mejor que no vengan o que se vayan a otra parte”, aclaró.

En octubre de 2023, el Presidente López Obrador dijo que antes de que concluya su Gobierno declarará Área Natural Protegida los terrenos de la mina Calica, filial de la estadounidenses Vulcan Materials, ello a pesar de tener o no un acuerdo de compra-venta. Foto: Archivo, Cuartoscuro.

Asimismo, el Presidente afirmó que no se trata de una expropiación, sino de una clausura porque se violaron las leyes mexicanas y se destruyó el territorio nacional. “Queríamos buscar una salida, ofreciéndoles que el área impactada ellos tendrían que rehabilitarla, porque ellos destruyeron esa área, que íbamos a ver si se podía poner algo ecológico, aprovechando las albercas naturales que provocaron con toda la excavación que hicieron para sacar la arena y la grava”.

“Las mil 500 hectáreas de selva las íbamos a convertir en Reserva Natural Protegida, es decir, no tocarlas. Pero que no queríamos que ellos nos regalaran las mil 500 hectáreas, que se las comprábamos. No quisieron”, ahondó.

“Sí va a continuar la clausura. Mientras yo esté de Presidente, no vamos a permitir que sigan destruyendo el territorio. Lo que yo sostengo es que sería una aberración que se permitiera seguir destruyendo el territorio con un banco de materiales para construir las carreteras en Estados Unidos. Puede ser que les dejen a salvo sus derechos, su propiedad, pero que no exploten o que no dediquen esa propiedad a una actividad que destruye el territorio”, concluyó.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer que su Gobierno se ha propuesto que en el primer trimestre de 2024 se de por terminado el litigio con la empresa Calica, la cual explota materiales en la Riviera Maya, y es una filial de la estadounidense Vulcan Materials. Foto: Cuartoscuro
El Presidente Andrés Manuel López Obrador se había propuesto que en el primer trimestre de 2024 se diera por terminado el litigio con la empresa Calica, filial de la estadounidense Vulcan Materials. Foto: Cuartoscuro

Finalmente, el titular del Ejecutivo presentó un video en el que mostró la devastación de la zona provocada por la empresa Vulcan, algo que calificó como un “ecocidio”.

En el video hay tomas que permiten observar el trabajo de las máquinas, y también se explicó cómo llegó la empresa al país. A su vez, destacó que el daño al ecosistema es incalculable, así como la cantidad de materiales extraídos.

Ayer, Anthony Blinken, Secretario de Estado de Estados Unidos, durante su comparecencia ante el Comité de Relaciones Exteriores del Senado de Estados Unidos, declaró que la “confiscación de empresas privadas no es una buena forma de atraer inversiones”.

Blinken respondió a una petición del Senador Tim Kaine, también presidente del Subcomité de Relaciones Exteriores del Senado para el Hemisferio Occidental, quien señaló que el Gobierno mexicano había invadido con policías y militares el predio de Vulcan Materials en Quintana Roo, por lo que sostuvo que ese tipo de acciones son “malas” para la relación comercial entre México y Estados Unidos.

“Tenemos una empresa, Vulcan Materials, que tiene presencia en Virginia, Tennessee y otros estados del país. Poseen un puerto [Punta Venado] y tierra en México. El Presidente [Andrés Manuel López Obrador] ha tratado de apropiarse de ese terreno en dos ocasiones, incluso con invasiones policiales y militares”, dijo Kaine, antes de pedirle a Blinken que se comprometiera a “dejarle claro al Gobierno mexicano que apropiarse de la propiedad privada de empresas estadounidenses sería muy malo para esta importante relación que tenemos con México”.

“Creo que esto está sujeto a un procedimiento de arbitraje en este momento. Le hemos planteado el punto de manera genérica al Gobierno de México, incluido al Presidente [Andrés Manuel López Obrador], de que la confiscación de empresas privadas no es una buena forma de atraer inversiones”, respondió Blinken.

SENADORES AMENAZAN A MÉXICO

El pasado 10 de mayo, la y los senadores estadounidenses Tommy Tuberville, Katie Britt, Bill Hagerty y Tim Kaine, enviaron una carta a la Secretaria de Relaciones Exteriores (SRE) de México, Alicia Bárcena, para instarla a tomar medidas con respecto al supuesto “maltrato” del Gobierno mexicano a Vulcan Materials Company, con sede en Alabama, y cuya filial se dedicaba a la extracción de piedra caliza y realizaba operaciones en Quintana Roo.

En 2022, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) anunció la clausura de extracción de piedra caliza en Playa del Carmen, Quintana Roo, por parte de la empresa Calica, filial de Vulcan Materials Company. Meses más tarde, la Administración del Presidente Andrés Manuel López Obrador presentó una denuncia ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en contra de la empresa estadounidense por el desastre ambiental al sur del país.

senate-letter-barcena

“Si se confiscan la tierra y el puerto de Vulcan, nos veremos obligados a considerar todos los recursos disponibles a nuestra disposición para garantizar que ninguna entidad o individuo se beneficie del robo de esta propiedad”, advirtieron los legisladores estadounidenses a la Canciller Alicia Bárcena.

La firma Vulcan Materials adquirió una serie de canteras de piedra caliza cerca de Playa del Carmen en la década de 1990, cuando la zona no era un destino turístico tan popular como ahora.

El Gobierno mexicano le ha bloqueado a la filial los permisos para hacerlo desde fines del 2018, por lo que ésta pidió un arbitraje en el marco del Acuerdo de Libre Comercio de América del Norte, que todavía no ha sido resuelto.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador mostró imágenes de cómo se puede apreciar que hay una grúa.
El Presidente Andrés Manuel López Obrador mostró imágenes de cómo se puede apreciar que hay una grúa, presuntamente de la empresa Vulcan, el pasado 2 de mayo de 2022. Foto: Moisés Pablo, Cuartoscuro

“Vulcan ha operado un negocio ambientalmente galardonado en México durante más de tres décadas, impulsando el crecimiento económico en la región. La hostilidad del Gobierno mexicano hacia Vulcan es injustificada, y pone en peligro la relación bilateral de larga data entre México y Estados Unidos. Continuaré luchando por la prosperidad de las empresas estadounidenses y espero que esta situación se resuelva rápida y justamente”, dijo el Senador Tuberville.

Por su parte, el Senador Britt insistió en que la conducta del Presidente López Obrador es inaceptable e ilegítima, según las leyes mexicanas y el Derecho Internacional. “Proyectos de infraestructura clave en Alabama y en todo el sureste de Estados Unidos siguen en peligro debido a la anarquía de esta administración presidencial mexicana. Siempre defenderé los intereses económicos y de seguridad de Alabama y Estados Unidos”, abundó.

Asimismo, el Senador Hagerty acusó que la situación de la empresa ha sido recibida con una fuerte reprimenda bipartidista en el Senado, e instó a la administración de Biden a presionar inmediatamente al Gobierno mexicano para que cambie de rumbo. “Las acciones del Presidente López Obrador hacia esta empresa han socavado el Estado de Derecho, las normas diplomáticas, y las relaciones económicas, comerciales y de inversión dentro de América del Norte”, aseguró.

La empresa filial de Vulcan se encuentra en Playa del Carmen. Foto: Sac-Tun.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador reveló en octubre que además del predio donde Vulcan Materials explotó la zona para la extracción de piedra caliza en Playa del Carmen, Quintana Roo, la compañía también tiene dos mil hectáreas concesionadas más de selva.

“Hay una denuncia internacional, ellos alegan que la clausura fue ilegal y piden que se les paguen mil 500 millones de dólares. Nosotros planteamos lo opuesto: que destruyeron el territorio. Vamos a defender que ya no se pueda seguir usando como banco de material esta zona, además tienen cerca de dos mil hectáreas más concesionadas y es selva, no es posible permitir que sigan explotando”, dijo el mandatario entonces.

En la carta, los Senadores afirmaron que, junto con el resto de la delegación de Alabama, se unieron para defender a la transnacional en su actual disputa con México. Hasta el momento no se ha conocido la respuesta del Gobierno de México.

en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video