México

Gobernadores que se van fueron negligentes con ellas: ni para contar los feminicidios

25/05/2022 - 12:05 am

Durante los últimos seis años, los seis estados que elegirán Gobernador en las próximas elecciones no mostraron una tendencia a la baja en feminicidios. Existe además la sospecha de un posible subregistro, ya que aunque reportan una cifra baja de estos crímenes, el número no es acorde con el clima de violencia que se vive en esas entidades.

Ciudad de México, 25 de mayo (SinEmbargo).- En las seis entidades que tendrán elecciones el próximo 5 de junio, los gobernadores salientes dejan pendientes en materia de atención a la violencia contra las mujeres, como el cumplimiento de las alertas contra violencia y el registro de muertes violentas de mujeres, señaló el Observatorio Ciudadano Nacional de Feminicidio (OCNF).

Aguascalientes, Durango, Hidalgo, Oaxaca, Quintana Roo y Tamaulipas acumulan, de 2017 a marzo de 2022, 516 feminicidios, y ninguna de estas entidades muestra una tendencia sostenida a la baja de este crimen, de acuerdo con el registro que lleva el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNP).

Tal como se puede observar en estas cifras oficiales, de estos estados el más violento para las mujeres es Oaxaca, con un acumulado de 209 feminicidios de 2017 a lo que va de 2022. El priista Alejandro Murat recibió la entidad con 58 feminicidios anuales; los siguientes dos años bajó, pero para 2021 la cifra quedó en 43 asesinatos violentos. 

La entidad que sigue en cuanto feminicidios, es Quintana Roo, con 70 en los últimos seis años. El estado que es gobernado por Carlos Joaquín González, quien llegó a la entidad de la mano de los partidos Acción Nacional (PAN) y de la Revolución Democrática (PRD), acumula en su administración 70 feminicidios con un aumento drástico: en 2017 registró 4 casos y en 2021, 25.

En tercer lugar está Tamaulipas, con 64 casos. El Gobernador panista Francisco Javier García Cabeza de Vaca recibió la entidad con 1 feminicidio en 2017 y en 2021, la cifra llegó a 27. En total de su administración sumarían 64 casos.

Sin embargo, para el OCNF las cifras no cuadran con el clima de violencia que se vive en general, por lo que esta organización tiene la sospecha de que las entidades no están cumpliendo con investigar como feminicidio toda muerte violenta de mujeres.

Además, indicó, otro factor común que se ha identificado es que aunque hay tres entidades con Alerta de Género —de las que renuevan su gobierno—, las acciones que se han realizado han sido superfluas, en específico en el combate a las redes de trata con fines de explotación sexual.

María de la Luz Estrada, Coordinadora del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio, explicó, por ejemplo, que en el caso de Durango el que la cifra de feminicidios sea tan baja no puede suponer una política atinada en combate a la violencia contra las mujeres en una entidad en la que hay redes de trata.

VEN SUBREGISTRO DE CIFRAS

En entrevista con SinEmbargo, María de la Luz Estrada explicó algunas de las características de estas entidades que tendrán elecciones. Si bien en Durango, Quintana Roo y Oaxaca hay una declaratoria de violencia de género, lo que han analizado es que los números hacen ver que puede existir un subregistro en los casos de feminicidio.

Por ejemplo, mencionó, Aguascalientes reportó 9 feminicidios en 2021 y aunque es una entidad pequeña se logró documentar que  la autoridad no estaba acreditando bien el delito.

En el caso de Durango, mencionó que aunque la entidad tiene declaratoria, “se ha invisibilizado el tema de trata, entonces no sólo se debe hablar de feminicidios, sino de la trata porque el tema no quedó ni claro ni se profundizó en el informe de la declaratoria”.

En los primeros meses de 2022 se lleva registro de 229 feminicidios. Foto: Isabel Mateos, Cuartoscuro

En Tamaulipas, mencionó, hay un conjunto más amplio, ya que sólo se cuentan con los datos que da la autoridad ya que las organizaciones no han podido trabajar por un “riesgo eminente” de seguridad.

“Es un estado de mucha violencia y no se acredita el feminicidio porque no puede haber solo cuatro feminicidios de un total 64 asesinatos de mujeres. Debe haber un subregistro. Tamaulipas es un estado donde hay organizaciones, pero las que trabajaban con el Observatorio en temas de violencia desistieron por un tema de seguridad, entonces no sabemos qué está pasando, sólo se puede observar que no se está acreditando. El trabajo de las compañeras que abordaban temas de violencia dejó de hacerse hace mucho tiempo”, añadió Estrada.

La experiencia del OCNF es que en Tamaulipas “casi nadie opina, no se quiere participar por temas de seguridad; se ha invisibilizado la violencia y no se investiga, no se acredita el delito. Las cifras no cuadran, es un estado muy violento. Habra qué ver y revisar suicidios, accidentes porque llama la atención en un país en el que las mujeres se suicidan o se accidentan”, remató Estrada.

En lo que respecta a Quintana Roo, dijo que es un estado con declaratoria y de acuerdo con el Observatorio habría que revisar cómo va avanzando en las medias:

“En apariencia solo reporta 25 feminicidios pero también es una entidad que ha batallado con la acreditación; es otro estado en el que la trata vinculada al tema de desapariciones se ha profundizado poco […] tiene mecanismos pero hay que revisar cómo cumplen las medidas de las alertas porque vienen rezagadas hasta dos años en los dictámenes. Ahí la alerta se estableció por violencia feminicida y violencia sexual vinculada a la trata”.

Sobre el caso de Hidalgo, entidad gobernada por el priista Omar Fayad, indicó que es otro estado del que también hay sospecha de subregistro con casos que se registran como suicidios.

De acuerdo con Estrada, en este estado se observó el tema de desaparición por la colindancia con el Estado de México y Puebla, donde están los corredores de la trata y aunque Hidalgo no se ha decretado la Alerta aquí, las autoridades han intentado impulsar algunas medidas por una preocupación con el tema de desapariciones y al menos se tiene una radiografía.

En al menos 14 estados crecieron los feminicidios en el último año. Foto: Francisco Balderas, Cuartoscuro.

En el caso específico de Oaxaca, refirió, sería de los seis estados en elecciones el que registra más violencia contra las mujeres y con otro factor que es la generada por el crimen organizado.

Este es el panorama para los candidatos a gobernar estas seis entidades, en las que de acuerdo con los más recientes sondeos aventaja Morena.

El pasado 21 de abril, la encuesta de la firma FactoMétrica publicó que la coalición oficialista liderada por Morena, del Presidente Andrés Manuel López Obrador, aventaja en cinco estados a alianza opositora.

Sería Aguascalientes la única entidad en la que ganaría la alianza Va por México, ya que lidera la intención del voto con un 40.7 por ciento de intención del voto, seguido por Morena con un 36.5 por ciento.

En Durango la coalición “Juntos Hacemos Historia” integrada por Morena-PT-PVEM y NA está por delante de la coalición PAN-PRI-PRD con un 42.4 por ciento frente a un 41.3 por ciento, respectivamente.

En Hidalgo la unión Morena-PT-NA alcanza un 52.1 por ciento en intención del voto frente a un 27.3 por ciento de la alianza Va por México en segundo lugar.

En tanto, en Oaxaca la coalición Morena-PT-PVEM se ubica en primer lugar con 56.4 por ciento y en segundo lugar con el 19.2 por ciento está la unión PRI-PRD.

En Quintana Roo la delantera también la lleva la coalición Morena-PT-PVEM con el 42.1 por ciento, seguida del partido Movimiento Ciudadano con el 23.4 por ciento.

Mientras que en Tamaulipas Morena-PT-PVEM registran el 48.1 por ciento y la alianza PAN-PRI-PRD suma el 39 por ciento.

Daniela Barragán
Es periodista por la UNAM, con especialidad en política por la Carlos Septién. Los últimos años los ha dedicado al periodismo de datos, con énfasis en temas de pobreza, desigualdad, transparencia y género.
en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas