De acuerdo con la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias de España, el ex funcionario salió de la cárcel de Alhaurín de la Torre ubicada en Málaga, en donde estaba recluido desde que fue detenido el pasado 12 de febrero.

Ciudad de México, 27 de febrero (SinEmbargo).- El ex director general de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, es trasladado a una prisión en Madrid.

De acuerdo con la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias de España, el ex funcionario salió de la cárcel de Alhaurín de la Torre ubicada en Málaga, en donde estaba recluido desde que fue detenido el pasado 12 de febrero. 

“Por cuestiones de seguridad” el organismo español no precisó más detalles sobre el traslado de Lozoya Austin ni la hora de llegada a la capital de España.

Según los primeros reportes, el ex director de Pemex podría llegar en unas horas o incluso en algunos días, dependiendo del topo de traslado y de la ruta.

Se especula que su traslado responde a que en los próximos meses enfrentará el proceso de extradición a México en la Audiencia Nacional.

LA DETENCIÓN EN ESPAÑA

Emilio Lozoya Austin, ex director general de Petróleos Mexicanos (Pemex), fue detenido el 12 de febrero en Málaga, España, confirmó el Fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero.

Lozoya se encontraba escondido en un paraíso en el Mediterráneo. En Málaga, también España, en mayo pasado fue detenido su presunto socio en negocios ilegales, el empresario mexicano Alonso Ancira, dueño de Altos Hornos de México (AHMSA). El empresario cayó el 28 de mayo en el aeropuerto español de Palma, en esa isla mediterránea. Se negó entonces a ser extraditado, y pidió su libertad.

Lozoya, sobre el que existe una orden de busca y captura desde mayo de 2019 por su presunta implicación en la trama de sobornos de la constructora brasileña Odebrecht, se escondía en una urbanización de Málaga (sur), donde fue localizado por la Policía española.

La Policía Nacional española informó en un comunicado de que el fraude lo habría cometido entre 2012 y 2013 como presunto responsable de un “entramado de corrupción”.

A partir de la orden de busca y captura dictada en mayo del pasado año, los investigadores españoles obtuvieron indicios de su presencia en distintas localidades españolas, pero, según la misma fuente, su “alto poder adquisitivo y sus lazos internacionales complicaban su localización”.

Finalmente, tras nueve meses de investigaciones, las pesquisas llevaron a la Policía hasta Málaga, donde fue detenido en los alrededores de una urbanización por agentes del Grupo de Localización de Fugitivos Internacionales y agentes de la Unidad de Drogas y Crimen Organizado (UDYCO).

Luego de su detención, el ex funcionario fue puesto a disposición del Juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno, quien le dictó prisión provisional por “fundado riesgo de fuga” y no consta en España arraigo laboral ni domiciliario.

De acuerdo con Europa Press, su abogado se traslado a España y visitó a Lozoya en la cárcel de Alhaurín de la Torre. Ahí, se entrevistó con “diversos letrados en Madrid”, de los que informó a su cliente.

Tras el auto de prisión provisional, las autoridades mexicanas tienen 45 días para enviar la documentación correspondiente sobre los cargos que pesan contra Lozoya, tras lo cual la Audiencia Nacional convocará una vista de extradición en la que decidirá si se le entrega o no.

-Con información de Europa Press