En los inversores se mezclaron los temores por el aumento de los casos de coronavirus en EU y Europa, además del peso de la decisión de la mayoría republicana del Senado de cerrar la puerta a una posible votación de un nuevo paquete de estímulos económicos en EU. También, ensombrece la cercanía de las elecciones presidenciales, a una semana de realizarse.

Ciudad de México, 28 de octubre (SinEmbargo/EFE).- A media semana los mercados mundiales estuvieron marcados por el pesimismo que dejó el aumento de casos de coronavirus. Además ensombrecieron los malos resultados trimestrales sumados a la incertidumbre que dejan las próximas elecciones generales en Estados Unidos.

Los inversionistas reaccionan con pesimismo por el aumento de los casos de la COVID-19 en EU y Europa y la certeza de que serán necesarias nuevas medidas de confinamiento y cierre económico, lo que impactará de nuevo en la recuperación, que en verano comenzó a mostrar débiles señales de mejora.

El peso cerró la sesión con una depreciación de 26 centavos, o 1.24 por ciento. El dólar spot se vende en 21.2050 pesos, en tanto que en ventanillas de Inbursa se coloca en los 21.90 pesos por cada billete verde. A lo largo de la sesión el Banco de México observó un tipo de cambio entre 21.1090 y 21.2490 pesos por dólar.

El IPC (S&P/BMV IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cerró este miércoles con fuertes pérdidas en línea con sus pares internacionales, por tercer sesión al hilo, debido al aumento de los temores sobre una recuperación económica más lenta, debido al regreso de las medidas de contención de la pandemia, sobre todo en Europa.

El IPC se coloca en las 37 mil 393.71 unidades, un descenso de 1.6 por ciento, equivalentes a -607.6 puntos.

Las emisoras con mayores bajas al interior fueron Gentera (antes Grupo Compartamos) a 5.16 pesos cada título, una caída porcentual de -13.64 por ciento; América Móvil, -7.32; Alsea, -7.08; Maxcom Telecomunicaciones, -6.25; Cultiba, embotelladora PepsiCo, -6.11; y Volaris, con una caída de -5.85 por ciento en sus acciones.

Wall Street terminó con caídas este miércoles y su principal indicador, el Dow Jones de Industriales, se dejó un 3.4 por ciento en la Bolsa de Nueva York, con -943.24 puntos, hasta 26 mil 519.95 unidades.

El selectivo S&P 500, por su parte, perdía un 3.5 por ciento o 119.65 puntos, hasta 3 mil 271.03 unidades; y el índice compuesto Nasdaq, en el que cotizan las principales tecnológicas, retrocedía un 3.7 por ciento o 426.48 unidades, hasta situarse en 11 mil 004.87.

Wall Street respondió a los resultados de Microsoft castigando a la acción con caídas por los pronósticos de ingresos menores a lo esperado, al igual que a  tras anunciar pérdidas y malas proyecciones sobre el transporte aéreo por la COVID-19.

Al aumento de los casos de coronavirus en EU se une la decisión de la mayoría republicana del Senado de cerrar la puerta a una posible votación de un nuevo paquete de estímulos económicos en el país antes de las elecciones generales, que se celebrarán dentro de una semana y en la que las encuestas dan como favorito al demócrata Joe Biden.

“La incertidumbre sobre la COVID-19, la restricción de movilidad y la política estadounidense se traduce en volatilidad que continuará alta lo que queda de año”, opinó Mark Haefele, jefe de inversiones de UBS.

El nerviosismo ha vuelto a los inversores por la expansión del coronavirus, las restricciones a la movilidad en Europa y la proximidad de las elecciones en EU, una cita que suele generar incertidumbre, lo que se ha traducido en fuertes caídas en las bolsas europeas, superiores incluso al 4 por ciento.

El panorama se completa con un desplome del precio del petróleo y con la afluencia del dinero hacia activos seguros como el dólar o la deuda de países solventes, mientras que el oro baja por la fortaleza de la moneda estadounidense.

Al cierre, Fráncfort ha bajado un 4.17; Milán, un 4.06; París, un 3.37; Madrid, un 2.66; y Londres, un 2.55 por ciento.

Los mercados europeos han sido más castigados que los asiáticos. Tokio ha caído un 0.29 por ciento y Hong Kong, un 0.32, mientras que Seúl ha subido un 0.62 por ciento.