Desde Palacio Nacional, el Presidente consideró que debe haber una renovación en el Coneval, ya que que el ex titular, Gonzalo Hernández Licona, quien llevaba 13 años al frente tenía una formación distinta a la que ahora distingue a su Gobierno.

Ciudad de México, 29 de julio (SinEmbargo).– El Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo hoy que “no, no, no” va a desaparecer el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), sólo se ajusta. Y volvió a criticar los órganos autónomos.

“Y de él [del reportero] salió que si ya se tenía al Inegi, por qué no hacía la medición [de pobreza] el Inegi. Ojo. Mucho ojo. Que la medición la hiciera el Inegi, no que se dejara de hacer la medición, que es diametralmente distinto, es otra cosa. En lo medios se difundió, no en todos, no quiero generalizar, que ya no queríamos hacer la medición de pobreza. Vimos como una posibilidad que la hiciera el Inegi. La otra posibilidad, que es por la que se optó, es que siga el Coneval, nada más con un plan de austeridad”, aseguró durante su conferencia de prensa matutina.

AMLO manifestó su desacuerdo con ese tipo de organismos creados durante el periodo neoliberal, pues su finalidad era “simular que les preocupaba la pobreza”. Foto: Gobierno de México

Asimismo, el mandatario consideró que debe haber una renovación en el Coneval, ya que que el ex titular, Gonzalo Hernández Licona, quien llevaba 13 años al frente tenía una formación distinta a la que ahora distingue a su Gobierno.

“Él es de una corriente de pensamiento más cercana al neoliberalismo. No quiero hablar de las escuelas, ese es un asunto de ustedes, de investigarlo, porque yo tengo que ser respetuoso de las personas. A veces tengo que dar pruebas puntuales. Pero les pido que se investigue”, señaló frente a los medios de comunicación.

Además, el Jefe del Ejecutivo federal manifestó su desacuerdo con ese tipo de organismos creados durante el periodo neoliberal, pues su finalidad era “simular que les preocupaba la pobreza, cuando, al mismo tiempo, mientras ponían estas cortinas de humo, estaban saqueando al país los que se creían amos y señores de México, que, al mismo tiempo, eran los promotores de estas ideas, de estas concepciones neoliberales, y tenían a sus voceros en los medios de comunicación y en la academia”.

El Presidente informó que ahora se aplicará la política de austeridad en el Coneval. Foto: Gobierno de México

Reiteró que las autoridades no tenían lazos con la gente ni comunicación directa con el pueblo. “Imagínense un organismo encargado de evaluar la pobreza donde los representantes no conocen las regiones más pobres de México. Todo es un trabajo de gabinete, por eso, además de todo, resultan estos organismo onerosos, costosísimos, edificios rentados de lujo para tener al Coneval, al instituto que mide la pobreza, es, no sólo una contradicción, es algo ofensivo; antes el director del Coneval ganaba 200 mil pesos mensuales, ahora ya el que está, ya el sueldo es de 90 mil pesos, pero eran 200 mil”, subrayó.

¿POR QUÉ NO MIDE INEGI LA POBREZA?: AMLO

López Obrador dijo el pasado 25 de julio que no descartaba la desaparición del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), el organismo que mide la pobreza.

“No lo descartamos porque la verdad, abusaron con la creación de todos estos organismos. Crearon aparatos burocráticos sin beneficio. Llenaron de oficinas, de instituciones supuestamente autónomas, se puso de moda todo eso y existen instituciones”, respondió a un reportero en Palacio Nacional.

Criticó los “sueldos elevadísimos” no sólo en Coneval, sino en otros órganos autónomos como el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI).

AMLO durante su conferencia matutina de este lunes en Palacio Nacional. Foto: Gobierno de México

“Lo que planteas, si se tiene el Inegi, ¿por qué el Inegi no hace esa función? Más de 200 trabajadores y los de arriba bien servidos. Sueldos de 200 o hasta 300 mil pesos mensuales. ¿Para qué se optó por eso? Para simular”, afirmó el Jefe del Ejecutivo federal

Durante su conferencia de prensa matutina, insistió en que el Coneval no funcionó en el periodo de mayor pobreza en México.

“Todo era simulación. Pura apariencia. Era la manera de cooptar, para decirlo elegantemente. Ahora, si lo decimos de manera coloquial, tendríamos que recurrir al ídolo de los conservadores [Porfirio Díaz] que de manera muy franca hablaba del maiceo. Decía: Ese gallo quiere maíz”, dijo el mandatario.

Asimismo, recordó que con el impulso de la sociedad civil se dio paso al Instituto Anticorrupción mediante un consejo, directivos, con sueldos, oficinas y gasto; sin embargo, en ese momento, aclaró, la corrupción no era delito grave.

“¿Para qué crear un Instituto Anticorrupción si no modificas primero la ley. Pero no, todo era simulación, pura apariencia. Era la manera de cooptar”, indicó.

Gonzalo Hernández Licona, ex titular de Coneval, durante la presentación del Informe 2010-2014 de pobreza en niños. Foto: Isaac Esquivel, Cuartoscuro

ES FALSA UNA POSIBLE SALIDA POR CRÍTICAS: AMLO

El reciente despido de Gonzalo Hernández Licona no se debió a una sanción, afirmó el Presidente Andrés Manuel López Obrador el 23 de julio, luego de que el ex titular del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo (Coneval) informara a medios nacionales sobre recortes en el presupuesto de la institución.

“No fue eso. Sí me enteré que andan diciendo eso. Pero nosotros no somos injustos. Si lo que calienta es que nos comparen. Eso sí calienta. Pues terminó su ciclo“, aseguró el Presidente en su conferencia de prensa en palacio Nacional.

López Obrador acompañado de integrantes de su gabinete frente a los medios de comunicación. Foto: Gobierno de México

El primer mandatario mexicano destacó que no se debió a las críticas al plan de austeridad de su administración, sino que la Secretaria del Bienestar, María Luisa Albores, le planteó que ya era tiempo de que se dieran cambios en el Coneval.

Añadió que la decisión de cesar al funcionario se dio hace un más de un mes, antes de que Hernández hiciera pública su queja por los recortes presupuestales ordenados por el Gobierno, que a su parecer le quitan al Coneval “herramientas para seguir su labor en el futuro”.

“Me planteó la Secretaria del Bienestar que consideraba que ya era tiempo que se dieran los cambios ahí, le dije que sí, que los fuera viendo. Tan no fue así que esto se decidió antes de que escribiera su artículo. Esta decisión se tomó hace más de un mes y su artículo lo escribió hace 15 días”, dijo el mandatario en su conferencia de prensa matutina, y señaló que Hernández, que dejó el cargo el lunes, llevaba 13 años como secretario ejecutivo del organismo que mide la pobreza en el país.

Dijo que también se planteó para tomar el instituto al académico Armando Batra, quien no quiso ingresar al Coneval por tratarse de un puesto más administrativo.

“Entonces nos recomendaron al nuevo que es un investigador de prestigio, con doctorado, creo que en la escuela de Economía de la UNAM. Y no tengo el gusto de conocerlo, pero la Secretaria del Bienestar hizo la investigación”, planteó López Obrador.

Hernández Licona denunció las medidas de austeridad aplicados en esta nueva administración federal al Coneval. Foto: Moisés Pablo, Cuartoscuro

LA DESTITUCIÓN

El lunes, la Secretaría de Bienestar destituyó a Hernández Licona como Secretario Ejecutivo del Coneval, en medio de la crisis presupuestal que venía denunciando el organismo que mide la pobreza en México.

En conferencia de prensa, Hernández Licona, quien llevaba casi 13 años al frente del Coneval, informó que María Luisa Albores, Secretaria de Bienestar, designó a José Nabor Cruz Marcelo como nuevo titular del Consejo.

Hernández Licona denunció las medidas de austeridad aplicados en esta nueva administración federal al Coneval. Detalló que el problema de los recortes era que se ataca a la Dirección General Adjunta, que a decir de Licona, “son los que conocen los temas técnicos y quienes hacen la chamba día a día”.

Sin ese personal, detalló Licona, se afecta la realización de las evaluaciones de los programas sociales y de la evolución salarial, ya que el Coneval siempre ha sido una dependencia “austera”.