Ayer se dio a conocer una caída en el PIB de México, EU y Alemania. Hoy los resultados del resto de la eurozona tampoco fueron alentadores.

Italia tuvo una contracción de 12.4 por ciento; Francia mostró una disminución de 13.8; y España una caída de 18.5 por ciento.

Ciudad de México, 31 de julio (SinEmbargo).- La última semana de julio el peso se depreció, ante un incremento de la percepción de riesgo, en el mercado cambiario, debido a la publicación de indicadores económicos que muestran la dimensión del golpe del coronavirus sobre la actividad económica.

El peso cerró la sesión con una depreciación de 0.59 por ciento o 13 centavos. Sin embargo, durante la semana acumuló una ganancia similar al 0.30 por ciento, equivalente a 7 centavos, desde los 22.2770 en que se colocó el precio del dólar la semana anterior.

Al final del mes de julio, el peso logró recuperar 3.25 puntos porcentuales frente al dólar, 75 centavos de apreciación, frente a los 22.9570 que cotizó el dólar el último día de junio. El tipo de cambio anotó un máximo de 22.9070 el 8 de julio, y un mínimo de 21.9070 pesos el 28 de julio.

El dólar spot se vende en 22.2100 pesos, en tanto que en ventanillas de BBVA se coloca en los 22.49 pesos por cada billete verde. A lo largo de la sesión el banco de México observó un tipo de cambio cotice entre 22.1350 y 22.3000 pesos por dólar.

El IPC (S&P/BMV IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cerró este viernes con pérdidas debido a los resultados negativos de la economía mundial. En lo que va del año el indicador acumula una pérdida de -14.98 por ciento.

Durante la semana retrocedió 337.78 puntos, equivalente a -0.90 puntos porcentuales.

El IPC terminó la jornada en las 37 mil 216 unidades, un descenso de 0.56 por ciento, equivalentes a -208 puntos.

El PIB de la Eurozona se contrajo durante el segundo trimestre a una tasa trimestral de 12.1 por ciento, siendo el peor desempeño desde que inicia la serie en 1995. A tasa anualizada la caída fue del 40.3 por ciento, más profunda que la contracción anualizada de Estados Unidos de 32.9 por ciento.

Italia tuvo una contracción de 12.4 por ciento; Francia mostró una disminución de 13.8; y España una caída de 18.5 por ciento.

El consumo del mes de junio en Estados Unidos mostró un incremento mensual de 5.6 por ciento, después del aumento de 8.2 por ciento en mayo, mientras que los ingresos personales disminuyeron a una tasa mensual de 1.1 por ciento, ubicando la tasa de ahorro en un nivel de 19 por ciento, aún por encima del promedio del 2019 de 7.94 por ciento. “Lo anterior indica que aún existe cautela por parte de los consumidores en Estados Unidos”, aseguró Gabriela Siller, analista de Banco Base.

“Cabe recordar que el resurgimiento de casos de coronavirus a nivel global, eleva la probabilidad de que los gobiernos implementen nuevas medidas de confinamiento, frenando el proceso de recuperación económica. A pesar de que, la caída de la economía global (incluida la de México) probablemente ya tocó fondo, tomará varios años regresar a los niveles de producción que se tenían antes de la crisis de coronavirus”, expresó Siller.

Ayer Banco de México anunció ajustes a las facilidades para proveer de recursos a instituciones bancarias con el objetivo de dar financiamiento a MIPYMES y personas físicas, las cuales habían sido anunciadas inicialmente el 21 de abril. Los recursos de las facilidades pueden ser usados para operaciones de arrendamiento y factoraje financiero de MIPYMES, por su parte se especifica que los recursos derivados de la facilidad pueden ser usados para créditos hipotecarios y automotrices de personas físicas. Banxico también amplió el acceso a la facilidad a instituciones que actualmente no otorgan crédito a empresas que emiten deuda bursátil, al permitir que como garantía de financiamiento se utilicen los derechos a portafolios de créditos hipotecarios.

El estado de las finanzas públicas, al cierre de junio, mostraron un subejercicio de 100.3 mil mdp (equivalente a 4.6 por ciento de lo presupuestado para el periodo). Los ingresos presupuestarios fueron de 2 billones 603 mil mdp, lo cual significó una disminución real de 3.7 por ciento con respecto el primer semestre del año anterior.