Las bancadas del PAN y del PRI pidieron a la ex Presidenta chilena no abandonar a México en este proceso para “garantizar” que este nuevo cuerpo de seguridad nacional cuente con un mando civil y no un militar como lo informó el Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Esta mañana, la ex Presidenta de Chile firmó un acuerdo con el Gobierno de México para ofrecer asistencia técnica y determinar los hechos en el caso de los 43 estudiantes desaparecidos de la Escuela Normal Rural “Raúl Isidro Burgos” de Ayotzinapa.

Ciudad de México, 8 de abril (SinEmbargo/EFE).- La Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet aseguró que desde esta institución “asistirán” el proceso de reglamentación de la recién aprobada Guardia Nacional.

En una sesión especial en el Senado de la República, las bancadas del PAN y del PRI pidieron a la ex Presidenta chilena no abandonar a México en este proceso para “garantizar” que este nuevo cuerpo de seguridad nacional cuente con un mando civil y no un militar como lo informó el Presidente Andrés Manuel López Obrador en días pasados.

“La oficina va acompañar el proceso (de creación de la Guardia Nacional)”, dijo Bachelet, quien felicitó a los legisladores del Congreso de la Unión por los cambios y reformas constitucionales referentes. “Sé que ha sido un tema muy discutido pero en el Congreso hubo un acuerdo”, apuntó.

La expresidenta de Chile explicó que ahora viene el proceso de tres leyes específicas (secundarias), etapa en la que su oficina “no solo va a acompañar el proceso de las leyes, también va a acompañar el proceso de educación, formación”.

La Senadora de Morena, Martha Lucía Mícher adelantó que se firmaría un acuerdo para acompañar la puesta en marcha de la Guardia Nacional, pues dijo, “resulta clave -más allá de cómo esté conformada la institución y su dirección- garantizar un modelo con visión de DDHH”.

El Presidente del Senado, Martí Batres dio a conocer en su cuenta de Twitter la asistencia de Bachelet en el Salón de Plenos del Senado, donde también asistió el Presidente de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo.

Esta sesión fue convocada por la Mesa Directiva del Senado a último momento, donde acudieron 78 legisladores de diferentes coordinaciones políticas.

Bachelet también se reunió este lunes con el Ministro Presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Arturo Zaldívar, quien aseguró que es un “privilegio conocer a una mujer ícono de la democracia y ejemplo de una vida en y por la Libertad”.

Bachelet y Zaldívar se reunieron para dialogar sobre logros y retos en la protección de los derechos humanos en México. Foto: SCJN

En su cuenta de Twitter, Zaldívar compartió una fotografía en la que se observa al funcionario estrechar la mano de la Alta Comisionada de la ONU y las banderas de dicha organización y de México detrás de ellos.

Esta mañana, la ex Presidenta de Chile firmó un acuerdo con el Gobierno de México para ofrecer asistencia técnica y determinar los hechos en el caso de los 43 estudiantes desaparecidos de la Escuela Normal Rural “Raúl Isidro Burgos” de Ayotzinapa.

En el evento donde asistió el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard y la Secretaria de Gobierno, Olga Sánchez Cordero, Bachelet aseguró que en México nadie “debe ser sometido por más tiempo al calvario” que enfrentan familiares de las más de 40 mil víctimas de desapariciones; también dijo a las familias de los 43 normalistas desaparecidos que “cuentan con todo mi apoyo y el de mi oficina, nos solidarizamos con su lucha y exigencias”.

“Les reitero mi más afectuoso reconocimiento a su dignidad, su valentía y entereza”, dijo a los familiares de los normalistas.

Al Gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador le expresó: “Valoro la voluntad del Gobierno mexicano a colaborar con mi oficina para que las legítimas exigencias de las víctimas y sus familias se traduzcan en acciones concretas de búsqueda, verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición. Sólo de esta forma, podremos decir nunca más, nunca más”.

Bachelet celebró y reconoció “la voluntad del Gobierno del Presidente Andrés Manuel López Obrador para iniciar una nueva etapa en el caso Ayotzinapa, que permita superar los cuestionamientos formulados por distintas instancias nacionales e internacionales a la investigación realizada por la extinta Procuraduría General de la República”.

Dijo que el el objetivo será alcanzar la verdad y la justicia sobre la desaparición forzada de los 43 estudiantes de la escuela normal “Raúl Isidro Burgos” de Ayotzinapa y de otros crímenes perpetrados la noche del 26 al 27 septiembre 2014 en Iguala, Guerrero.

“Llegar a la verdad, la justicia, la reparación y las garantías de no repetición en cumplimiento de los estándares internacionales en el caso Ayotzinapa es una obligación del Estado mexicano. A la vez, es una oportunidad para potenciar cambios de fondo en el sistema judicial que permitan alcanzar el anhelo de justicia de quienes han sufrido graves violaciones a sus derechos humanos y saldar la deuda histórica que existe con las víctimas de la violencia”, destacó Bachelet.

La ex mandataria recordó que “según cifras oficiales, hay más de 40 mil personas cuyo paradero se desconoce”. Por ello hizo un llamado a las autoridades mexicanas a que se comprometan con la búsqueda de desaparecidos en el país y consideró que para las familias los efectos de una desaparición duran hasta que se alcanza la justicia:

“Los efectos de la desaparición de un ser querido perduran hasta que se esclarece su suerte o paradero, se haga justicia, prolongando y amplificando el sufrimiento que se causa a familiares y personas allegadas, y afecta a toda la sociedad e impide la democracia. Nadie debe ser sometido por más tiempo a este calvario“.

-Con información de EFE