De acuerdo con el análisis, sólo cuatro de los 47 países analizados actúan de manera decidida contra el cohecho internacional, y nueve países aplican con poca eficacia las leyes contra las empresas que pagan sobornos al participar de operaciones comerciales o de inversión en el extranjero.

Ciudad de México, 13 de octubre (SinEmbargo).- Las asociaciones civiles Transparencia Internacional y Transparencia Mexicana mostraron un nuevo informe sobre el estado de la corrupción transnacional y su impunidad en 47 países del mundo, y éste arrojó en el periodo 2016-2019 México no ha sancionado ningún caso por cohecho internacional como el de Odebrecht.

“La corrupción en negocios internacionales ha quedado en evidencia por escándalos económicos y financieros de gran calado como el caso Odebrecht y otras operaciones globales que involucran lavado de dinero y contratos multimillonarios en materia de energía, obra pública y salud, por mencionar algunos sectores”, dice el documento.

De acuerdo con el reporte, los 47 países analizados en el informe “Exportando Corrupción 2020” realizan el 80 por ciento de las exportaciones mundiales.

De 2016 a 2019, estos países abrieron 421 investigaciones y 93 casos, y concluyeron en 244 sanciones, de las cuales 125 fueron sanciones sustantivas.

Empero, sólo cuatro de los 47 países analizados actúan de manera decidida contra el cohecho internacional, y nueve países aplican con poca eficacia las leyes contra las empresas que pagan sobornos al participar de operaciones comerciales o de inversión en el extranjero.

Casi tres cuartas partes de los países (34 de los 47 países analizados) actúan poco o nada en casos de cohecho internacional; México es uno de ellos.

De acuerdo con información pública disponible en fuentes oficiales, como la Fiscalía General de la República (FGR), México inició tres investigaciones en el periodo de reporte (2016-2019), las cuales no se han presentado ante el Poder Judicial de la Federación y en consecuencia no se ha identificado la presunta responsabilidad o sancionado a los posibles responsables. Tampoco se han recuperado los activos desviados o fruto de estos posibles ilícitos.

Según el informe, las cifras publicadas por las autoridades investigadoras de México contrastan con lo informado por otras autoridades investigadoras en el mundo.

Entre 2016 y 2019, por ejemplo, las autoridades de Estados Unidos reportan cuatro investigaciones y procesos judiciales por soborno a servidores públicos mexicanos o radicados en México, o a empresas mexicanas que sobornaron en el extranjero. Los cuatro casos fueron sancionados en Estados Unidos, pero no se investigaron o sancionaron en México.

“Derivado de estas investigaciones, el Departamento de Justicia (DOJ) y la Comisión de Bolsa y Valores de los Estados Unidos (SEC) recuperaron más de mil millones de dólares por las sanciones impuestas a las empresas que operaron indebidamente en México y otros países”, se lee en el reporte.