Hugo Carvajal, ex jefe del espionaje venezolano está libre bajo fianza, pero las autoridades retuvieron su pasaporte y no tiene permitido abandonar la comunidad de Madrid. Según los términos de su libertad, además tiene que presentarse ante el tribunal cada 15 días. La próxima vez será el viernes.

Madrid, España, 13 de noviembre (AP).— La policía española no ha podido localizar al mayor general Hugo Carvajal, ex jefe del espionaje venezolano, que está buscado por la justicia estadounidense por supuesto narcotráfico, dijeron las autoridades a The Associated Press el miércoles.

El diario digital El Español reportó el viernes que un tribunal revirtió un fallo previo que rechazaba un pedido de extradición a Estados Unidos y ordenó a las autoridades que ejecutasen la solicitud.

Un vocero de la Audiencia Nacional explicó el miércoles que por el momento la resolución del caso no es pública.

La abogada de Carvajal, María Dolores de Argüelles, señaló que su cliente no podía considerarse prófugo porque la defensa no fue notificada oficialmente de la concesión de la extradición por parte del tribunal, y no se emitió ninguna citación ni orden de detención en su contra.

Carvajal está libre bajo fianza, pero las autoridades retuvieron su pasaporte y no tiene permitido abandonar la comunidad de Madrid. Según los términos de su libertad, además tiene que presentarse ante el tribunal cada 15 días. La próxima vez será el viernes.

La Fiscalía antidroga de España recurrió la decisión tomada por la Audiencia Nacional a mediados de septiembre, cuando rechazó la extradición a Estados Unidos, donde está buscado por supuesto tráfico de drogas, entre otros cargos.

La extradición tiene que ser aprobada por el Gobierno de España, que suele reunirse los viernes. Se pueden presentar apelaciones ante el Tribunal Constitucional español y el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, pero esto no tendría por qué detener el proceso.

Estados Unidos quiere extraditar a Carvajal desde que el ex jefe de la inteligencia militar venezolana huyó a España a finales de marzo tras respaldar públicamente los esfuerzos de la oposición para derrocar al Presidente Nicolás Maduro.

La Fiscalía de Nueva York sostiene que Carvajal debería ser juzgado en el país por “narcoterrorismo” como integrante de un grupo de funcionarios venezolanos acusados de “inundar” Estados Unidos de droga.

La Agencia Antidroga de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) relaciona a Carvajal con un envío de 5.6 toneladas de cocaína interceptado en México en 2006 y lo acusa de ayudar a proteger a las guerrillas colombianas.