México, por su parte, adelantó y extendió el receso de primavera de las escuelas en todo el país debido a preocupaciones por la enfermedad. El Secretario de Educación, Esteban Moctezuma, dijo el sábado que el último día de clases será el 20 de marzo y el receso finalizará el 20 de abril. Por ser el lunes feriado nacional, quedan solo cuatro días de clases.

PANAMÁ, 14 de marzo (AP) — Suspensiones de vuelos de Europa y Asia. Prohibiciones de entrada de extranjeros por tierra, mar y aire. Nada de aglomeraciones públicas de más de 50 personas. Y hasta cierre de restaurantes y antros.

Esas son las medidas que se seguían imponiendo en países de América Latina el fin de semana para contener y mitigar la propagación del nuevo coronavirus, que sumaba más contagios y una nueva víctima mortal en la región.

Panamá, adonde los casos de la enfermedad pasaron de 36 a 43, fue el más reciente en anunciar drásticas medidas aeroportuarias, con la suspensión de los vuelos procedentes desde Europa y Asia por 30 días a partir de la medianoche del sábado.

“La salud de los panameños está por encima de cualquier situación económica o política”, dijo el Presidente Laurentino Cortizo en su cuenta de Twitter, al anunciar la medida. Más tarde, el Canciller Alejandro Ferrer dijo en rueda de prensa que se conversará con las aerolíneas para realizar vuelos especiales para traer de vuelta a panameños en Europa y llevar de vuelta a europeos en Panamá afectados por la medida.

Horas antes, el Gobierno de Ecuador también anunció la prohibición de ingreso por cualquier medio y vía de extranjeros al país desde el domingo. Para los nacionales y extranjeros residentes la medida aplicaría a partir del lunes.

Las autoridades de salud de ese país también anunciaron un incremento de los casos para un total de 28 y la muerte de una segunda persona por coronavirus, que se convierte en la cuarta en la región tras los reportados antes en Argentina (2) y Panamá (1).

El Gobierno de Ecuador también anunció la prohibición de ingreso por cualquier medio y vía de extranjeros al país desde el domingo.Foto: Dolores Ochoa, AP

Chile también anunció a inicio de la jornada que ampliaría sus medidas de mayor control y cuarentena para los pasajeros que lleguen vía aérea de China, Irán, Francia y Alemania, una medida que ya aplicaba a los procedentes de Italia y España, naciones europeas con los mayores casos reportados después de China, adonde se originó la pandemia.

El Ministro chileno de Salud, Jaime Mañalich, dijo que dos cruceros fueron puestos en cuarentena, uno de ellos el Azamara que partió de la ciudad argentina de Ushuaia el 9 de marzo con 675 pasajeros y 398 tripulantes a bordo. La embarcación se dirigía al Puerto Chacabuco, donde no podrá desembarcar y se harán pruebas para detectar la enfermedad.

Refirió que el segundo corresponde al crucero Silver Explorer con 120 tripulantes y 111 pasajeros. En este caso, desembarcó una persona de 83 años, de nacionalidad británica, que se encuentra en buenas condiciones de salud en el Hospital Coyhaique, pero resultando positivo de Covid-19.

Las autoridades chilenas reportaron 18 nuevos casos de la enfermedad para totalizar hasta ahora 61. La víspera el Presidente Sebastián Piñera prohibió todos los eventos públicos de más de 500 personas debido a la presencia del COVID-19 en un país con una creciente ola de protestas sociales.

En Venezuela se detectaron ocho nuevos casos de los cuales seis son hombres y dos son mujeres, anunció la noche del sábado el ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez, en una transmisión de la televisora estatal. Con esto la cifra total se elevó a 10.

De los nuevos casos, tres son viajeros provenientes de España, dos estuvieron en Estados Unidos, uno en la ciudad colombiana de Cúcuta y dos se contagiaron en los estados venezolanos de Apure y Cojedes, indicó Rodríguez.

Asimismo, Rodríguez informó que las autoridades decidieron suspender por 30 días los vuelos procedentes de República Dominicana y Panamá como parte de las medidas para combatir la pandemia. El presidente Nicolás Maduro acordó el 12 de marzo suspender por un mes los vuelos desde Europa y Colombia.

Moctezuma advirtió que la intención no es que los niños se junten a jugar como en vacaciones normales, y que todos deben aplicar el “aislamiento preventivo”. Foto: Arnulfo Franco, AP

Previamente, la Vicepresidenta Delcy Rodríguez pidió a todas las personas que hayan ingresado al país en marzo, provenientes de Europa, que se sometan a cuarentena obligatoria en sus hogares por dos semanas.

México, por su parte, adelantó y extendió el receso de primavera de las escuelas en todo el país debido a preocupaciones por la enfermedad. El Secretario de Educación, Esteban Moctezuma, dijo el sábado que el último día de clases será el 20 de marzo y el receso finalizará el 20 de abril. Por ser el lunes feriado nacional, quedan solo cuatro días de clases.

Moctezuma advirtió que la intención no es que los niños se junten a jugar como en vacaciones normales, y que todos deben aplicar el “aislamiento preventivo”.

Las autoridades requieren que todas las escuelas creen comisiones de salud y multipliquen las clases de higiene sobre las mejores prácticas dentro y fuera del aula. Quedan suspendidas las actividades tales como deportes y ceremonias, y los docentes deben estar atentos si algún niño se enferma.

Las autoridades federales de salud dijeron el viernes por la noche que el número de casos confirmados en el país se elevó a 26, comparado con 11 el día anterior. El sábado los gobiernos de Jalisco y Nuevo León confirmaron dos casos más cada uno.

Las autoridades aún no han prohibido las grandes aglomeraciones, pero alientan el “aislamiento social” para frenar la propagación. Se han cancelado eventos tales como una feria de turismo y el intento de realizar la clase de boxeo más grande del mundo, pero el festival musical Vive Latino se realizaba según lo previsto en Ciudad de México el sábado por la noche.

El Presidente salvadoreño Nayib Bukele, que días antes suspendió la entrada al país de viajeros procedentes de Europa y Asia, prohibió el sábado las aglomeraciones de más de 75 personas y ordenó el cierre de bares y antros durante un periodo de 14 días. También ordenó la conversión de un centro de convenciones en un hospital temporal con 2 mil camas y 200 unidades de cuidado intensivo. El Salvador no ha reportado ningún caso hasta el momento.

La Asamblea Legislativa de ese país decretó el sábado estado de emergencia, estado de calamidad pública y desastre natural en todo el territorio por 30 días. Eso limita la circulación en lugares afectados o que se encuentran en riego epidémico, prohíbe las concentraciones de personas y se suspende todos los espectáculos públicos.

El Presidente guatemalteco Alejandro Giammattei suspendió actividades que superen a 100 personas incluyendo eventos religiosos de Samana Santa, según reportó el diario Prensa Libre. El rotativo reportó que las clases se suspenden por 21 días en todos los niveles, y que eventos deportivos a partir del domingo serán sin público o pospuestos. En Honduras se decretó la máxima alerta y la prohibición de aglomeraciones de más de 50 personas.

En Bolivia, los casos se incrementaron a 10, cuatro días después de confirmarse los dos primeros infectados, dos bolivianas que regresaron de Italia. Ahora la epidemia se trasmite por contagio local, dijo el ministro de Salud, Aníbal Cruz.

Hasta el momento se han contabilizado más de 400 casos del nuevo virus en América Latina, con Brasil a la cabeza.

En todo el mundo 150 mil personas se han infectado y más de 5 mil han fallecido, pero la mitad de los que alguna vez tuvieron el virus se han recuperado. La mayoría de los enfermos presenta síntomas leves como fiebre o tos, pero para las personas mayores o que tienen otros problemas de salud pueden ser peores, incluso neumonía.