En su tradicional encuentro matutino con la prensa, el mandatario subrayó que “lo que cada vez es más evidente es que se fabricó la versión que originalmente se le presentó al pueblo de México”, mejor conocida como la llamada “verdad histórica”.

Ciudad de México, 21 de enero (SinEmbargo).– El Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo esta mañana que cada vez es más claro que la “verdad histórica” sobre los 43 normalistas de Ayotzinapa desaparecidos fue fabricada, pero lamentó que un “pacto de silencio” no permita avanzar en esa investigación que consideró “de Estado”.

El mandatario fue cuestionado por el tema durante su conferencia de prensa matutina, luego de que el periódico Reforma revelara las declaraciones de un testigo protegido identificado como “Juan”. En ellas, cuenta que la organización criminal Guerreros Unidos habría asesinado a 20 indigentes para simular que sus restos eran los de los 43 estudiantes normalistas de Ayotzinapa, desaparecidos la noche del 26 de septiembre de 2014, en Iguala.

También acusó en la Fiscalía General de la República (FGR) que los jóvenes fueron detenidos por un convoy de operación conjunta entre militares, policías y sicarios, por lo que Luis Cresencio Sandoval, titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), prometió colaborar con las autoridades.

Hoy, López Obrador aseguró que la información publicada por Reforma está en el expediente de la FGR. “No sé cómo lo obtuvieron, pero es real. No es apócrifo. Y sí ya se tienen detenidas a más personas”, confirmó desde el Salón Tesorería de Palacio Nacional.

“Ya hay una detención de un capitán del Ejército y está abierta la investigación. No hay todavía ningún resultado definitivo. Lo que cada vez es más evidente es que se fabricó la versión que originalmente se le presentó al pueblo de México. Eso ya todo indica que no obedece a lo que sucedió”, sostuvo.

Frente a los medios de comunicación, el Jefe del Ejecutivo federal recordó que hasta ahora hay 80 presos y no se tiene todavía qué fue lo que sucedió, pese a que existe la “voluntad de aclarar las cosas porque yo no puedo mentirle a los padres, a las madres de familia”.

“No le puedo mentir al pueblo de México. Lo vamos a terminar aclarando aunque nos lleve tiempo. Nos ha costado trabajo porque hay esta especie de pacto de silencio. Y yo tengo mucha confianza en que vamos a saber lo que sucedió y no queremos sólo basarnos en una versión”, subrayó.

El Presidente aclaró que “se le están dando garantías a los que están detenidos”, por ello, pidió que “tomen en cuenta que todos los que nos ayuden informando van a tener consideración en el marco de la legalidad, pero se les va a proteger porque se está buscando romper el pacto de silencio”.

“Por ejemplo, esa declaración que dio a conocer Reforma, pues ahí ya se dice qué fue lo que sucedió. Lo dice un testigo, pero no podemos decir ‘esto fue lo que pasó’ hasta no probar todo e investigar más porque no se trata de hacer otra faramalla, otra versión falsa nada más para decir ‘sí se cerró el caso’. […] Es todo un desafío, pero tenemos la voluntad de hacerlo”, insistió.

Además, señaló que sigue abierta la investigación y que los avances son resultado “del compromiso con los padres de los jóvenes de saber lo que sucedió y sobre todo encontrar a los jóvenes. Ese es mi compromiso. Entonces estamos trabajando de manera coordinada el Poder Judicial, porque es un asunto de Estado el que podamos esclarecer este hecho tan lamentable de injusticias cometidas”.

“Está ayudando el Poder Judicial, la Fiscalía, hay una Fiscalía especial, se mantiene al grupo de asesores que negaron la versión de que los jóvenes habían sido quemados en un basurero. Desmontaron esa horrenda mentira y ahora se está haciendo la investigación, se están dictando órdenes de aprehensión, se está avanzando mucho en la investigación, pero no todavía no está concluida”, finalizó.