Las imágenes compartidas no tardaron en hacerse virales y fueron varios los internautas que criticaron los actos de Fernández, su hijo y Molina.

Ciudad de México, 27 de noviembre (SinEmbargo).- Claudio Fernández, uno de los tres empleados de la funeraria que se tomó fotos con el cuerpo de Diego Maradona, asegura que está recibiendo amenazas de muerte.

Durante una entrevista concedida a Radio 10, Fernández se disculpó por las fotografías que hicieron enfurecer a los seguidores de D10S. “Estábamos acomodando antes de llevarlo, y mi hijo, como todo pibe, levantó el pulgar y sacaron la foto. Pido respeto y perdón a todos”, apuntó.

En medio de la polémica, Fernández aseguró que tanto él como los otros dos involucrados, entre los que se encuentra su hijo Ismael de 18 años, están recibiendo amenazas de muerte.

“Me conocen porque soy del barrio. Me dicen que nos van a matar, que nos van a romper la camioneta”, reveló.

Por otra parte, uno de los primeros responsables que se identificó fue Diego Molina. Matías Morla, abogado de Maradona, compartió el perfil de Facebook de Molina junto con el mensaje “Diego Molina es el canalla que se sacó una foto junto al féretro de Diego Maradona. Por la memoria de mí amigo no voy a descansar hasta que pague por semejante aberración (sic)”.

Después de que el periodista argentino Diego Poggi denunciara en redes sociales a quienes se tomaron fotos junto al féretro de Maradona, la funeraria Pinier, empresa contratada para ofrecer los servicios fúnebres a “Pelusa”, prescindió de los servicios de los tres empleados.

Las imágenes compartidas no tardaron en hacerse virales y varios internautas criticaron los actos de Fernández, su hijo y Molina.

“Que enfermo tenés que estar para posar al lado del cajón. De cualquier cajón, con cualquier muerto (sic)”, opinó una de las usuarias.

Otro de los indignados señaló: “Hasta dónde llega el nivel de idiotez, por favor”.

El astro argentino Diego Armando Maradona falleció a los 60 años de edad el pasado 25 de noviembre a causa de un paro cardíaco.