El llamado del Gobernador panista destaca porque tan solo el 29 de junio cuestionó a la FGR por el operativo en el que fueron detenidos y posteriormente liberados familiares del presunto líder del cártel Santa Rosa de Lima.

Ciudad de México, 1 de julio (SinEmbargo/Pop Lab/EFE).– El Gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, llamó a que autoridades federales y estatales intervengan coordinadamente para enfrentar el contexto de violencia que vive la entidad, esto luego de que 24 hombres fueron asesinados en un centro de rehabilitación ubicado en Irapuato.

El Gobernador no suele comentar temas de violencia, ni aún cuando la entidad está bajo fuego. De hecho, no acude a las reuniones de seguridad (como sí lo hacen casi todos los mandatarios en el país) y ha nombrado a una vocera para esos temas, evitando aparecer él a cuadro. Sólo habla de seguridad cuando se trata de temas políticos: cuando está con los demás gobernadores del Partido Acción Nacional (PAN) o para responderle al Presidente de México, como lo hizo el pasado 29 de junio.

“Las vidas arrebatadas por la violencia duelen. Guanajuato y sus instituciones tenemos un compromiso absoluto con la Justicia. Hoy más que nunca es necesaria la intervención coordinada de autoridades federales y estatales, como única vía para afrontar con éxito esta situación”, expuso esta noche el mandatario en su cuenta de Twitter sobre el ataque en Irapuato.

El llamado del Gobernador panista destaca porque hace solo dos días cuestionó a la Fiscalía General de la República (FGR) por el operativo en el que fueron detenidas 31 personas, entre ellas familiares de José Antonio Yépez Ortiz, alias “El Marro“, identificado por autoridades como líder del cártel Santa Rosa de Lima, quienes posteriormente fueron liberadas por falta de pruebas.

Rodríguez Vallejo opinó el 29 de junio que la FGR “debió atraer el caso” para que las personas arrestadas permanecieran en prisión.

En esa ocasión también defendió al Fiscal de la entidad, Carlos Zamarripa Aguirre, al asegurar que fue ratificado por el poder Legislativo de la entidad, esto después de que López Obrador comentara en su conferencia matutina que el funcionario lleva ya más de una década en el puesto sin dar resultados.

Ahora, el Gobernador condenó el ataque armado registrado esta tarde, así como “la violencia generada por la delincuencia organizada” porque, dijo, ésta “no solamente priva de la vida a los jóvenes, sino además roba la paz de las familias guanajuatenses”.

Rodríguez Vallejo aseguró que está comprometido con las víctimas de la violencia en la entidad para que el caso se esclarezca.

“Mi compromiso personal e institucional se encuentra con las víctimas de quien hoy perdieron la vida o fueron heridas en este cobarde ataque. Estamos trabajando y no descansaremos hasta devolver la tranquilidad a Guanajuato. Tenemos que salir adelante”, añadió.

El Fiscal General Zamarripa Aguirre también se pronunció después de un silencio de casi dos meses en sus redes sociales. Informó que designó a un equipo especializado para la investigación y el esclarecimiento del crimen. “Capturaremos a los inculpados y los llevaremos ante la justicia”, afirmó.

FGR CUESTIONA AL GOBERNADOR

Las críticas al control de la seguridad de Guanajuato también han sido expresadas por e Alejandro Gertz Manero, Fiscal General de la República, quien opinó ayer que la Fiscalía General del Estado (FGE) de Guanajuato y Diego Sinhue Rodríguez Vallejo se equivocan al responsabilizar a la FGR por el trabajo que ellos no hicieron en el arresto de los familiares de “El Marro“.

“Qué tiene que ver la facultad de atracción con una conducta derivada de una orden de cateo del fuero común, que el propio fuero común cuando se la llevan les dice que ‘la incumplieron y se cometieron toda clase de ilegalidades’. Dígame usted, ¿usted cree que esa es la manera de tratar a la población y de tratar asuntos tan serios como son estos?”, dijo Gertz Manero al referirse, en entrevista en el programa “Los Periodistas”, a los señalamientos del Gobernador Rodríguez Vallejo sobre la atracción del caso.

Álvaro Delgado y Alejandro Páez, conductores de ese programa en la cadena La Octava, insistieron al Fiscal sobre la pifia de la autoridad local. Páez incluso le preguntó al titular de la FGR si no había sido “una burrada” de la Fiscalía General del Estado de Guanajuato.

Gertz Manero respondió que esos temas son delicados y por eso las fiscalías deben actuar con precisión y sin dejar margen a los errores si es que, verdaderamente, se quiere llevar ante la justicia a presuntos delincuentes.

“Nos están pidiendo que hagamos lo que sus propios jueces les dijeron que no debían de hacer? ¿A ese grado hemos llegado? Cuando nosotros pedimos una orden de cateo los jueces nos la ponen difícil; deveras, si no comprobamos una serie de datos y si cualquiera de nosotros se equivoca o se sale un milímetro de lo que el Juez contempla, se cae la orden”, expuso el Fiscal General de la República para ejemplificar las irregularidades de las autoridades guanajuatenses.

El funcionario descartó que la detención de familiares de “El Marro” se tratara de un montaje, como él había señalado horas antes en entrevista con Joaquín López Dóriga, y precisó que se refería básicamente a los errores cometidos por la Fiscalía guanajuatense.

ATAQUE EN IRAPUATO

El Secretario de Seguridad Ciudadana de Irapuato, Pedro Cortés Zavala, confirmó esta tarde que en el centro de rehabilitación ubicado en la calle Lerdo de la comunidad Arandas fueron asesinada 24 personas, además, otras siete personas resultaron heridas de gravedad y fueron trasladadas a diferentes centros médicos.

“Lo que refieren (testigos) es que llegaron sujetos, se metieron al lugar, los pusieron en el suelo y les dispararon”, refirió el funcionario en entrevista con medios cerca de donde ocurrió el ataque armado.

Al menos 24 jóvenes fueron asesinados en un anexo en la colonia Jardines de Aranda. Foto: Especial vía Cuartoscuro.

Explicó que al momento del ataque había alrededor de 35 personas en el lugar, por lo que se presume que algunas de ellas lograron escapar.

Luego de que el sistema de emergencias recibió el reporte la tarde de este miércoles, al lugar llegaron agentes de la Guardia Nacional y de las Fuerzas de Seguridad Pública del Estado para resguardar el lugar, el cual operaba de manera ilícita, informó el secretario de Seguridad.

Las autoridades no han reportado detenidos, ni que alguna persona internada en el citado centro de rehabilitación haya sido secuestrada.

De acuerdo con la Secretaría de Seguridad Ciudadana de Irapuato, el anexo operaba de manera clandestina, al no contar con los permisos municipales.

Hace apenas unos días, el Secretario de Seguridad Pública, Alvar Cabeza de Vaca, declaró en una reunión con legisladores que ha sido la falta de regulación desde las autoridades locales que los llamados anexos se han convertido en “semilleros de la delincuencia organizada”. La postura fue mal recibida por asociaciones de este tipo de establecimientos que se quejaron de la “criminalización” proveniente de la autoridad.

Luego de que el sistema de emergencias recibió el reporte la tarde de este miércoles, al lugar llegaron agentes de la Guardia Nacional y de las Fuerzas de Seguridad Pública del Estado para resguardar el lugar. Foto: Pop Lab.

CUATRO ATAQUES EN 7 MESES

Además de esta agresión, el pasado 6 de junio, en la calle Eratzicutzio de Irapuato, en otro ataque al anexo “Empezando una nueva vida” 10 personas fueron asesinadas.

Este mismo centro se ubicaba anteriormente en la colonia Progresiva del Jaral, en esta misma ciudad, donde a principios de febrero fue también objeto de una agresión a cargo de un comando de civiles armados, que incluso lanzaron granadas e incendiaron otras viviendas de esa calle.

El 5 de diciembre, personas con los rostros cubierto ingresaron también con violencia a un centro similar ubicado en la colonia Los Reyes y privaron de su libertad a 23 de los internos, quienes tras ser interrogados por integrantes de un grupo delictivo fueron liberados horas después.

24 hombres fueron asesinados en el ataque registrado hoy en Irapuato. Foto: Pop Lab.

ANEXOS, SEMILLERO DE DELINCUENTES: ALVAR

La irregularidad en la que operan los anexos de Guanajuato y la falta de regulación por parte de las autoridades estatales y municipales han convertido estos centros en “semilleros de delincuentes”, aseguró el Secretario de Seguridad Pública del Estado, Alvar Cabeza de Vaca Appendini.

Apenas el viernes, en una mesa de trabajo con los diputados locales, el funcionario estatal señaló que son los propios grupos criminales los que operan los anexos para que sirvan de asilo para delincuentes.

Sin mencionar cifras, dijo que se tienen detectados los anexos que funcionan para resguardar durante la noche a integrantes de grupos criminales que durante el día comenten sus “fechorías”.

“Algunos anexos se han convertido en semillero de delincuencia organizada, se sabe por algunos casos, que no comentaré con nombre, que pertenecen a la delincuencia. Van y cometen sus fechorías y luego el lugar de resguardo es el propio anexo, por eso el grupo rival va y ataca en los anexos”, dijo.

Para el Secretario de Seguridad Pública hace falta que se regule por parte de las autoridades municipales y estatales la operación de los centros.

“La mejor solución a los anexos es que todos trabajen conforme a la ley, que cuenten con su permiso municipal de desarrollo urbano, que estén dentro de cierta zona, que haya conocimiento y autorización por parte de la Secretaría de Salud, que se conozcan sus protocolos porque nadie puede inventarse un protocolo. Saber a quién se está tratando, los nombres de las personas, quién las llevó”, expuso.

Alvar Cabeza de Vaca manifestó que se han hecho revisiones en coordinación con la Secretaría de Gobierno, la Fiscalía estatal, la Guardia Nacional y la Sedena.

El resultado del diagnóstico es que “muchos no cuentan con los permisos” municipales y estatales, incluso tendrían que haber sido clausurados ya por las autoridades locales.

Además, afirmó que existen otros centros donde los mayores de edad son recluidos en contra de su voluntad, lo que se traduce en un delito por privación ilegal de la libertad.

–Con información de Pop Lab y EFE.