Author image

Pedro Mellado Rodríguez

02/07/2022 - 12:05 am

Alfaro y MC se juegan todo en el 2024

“Si el PRI perdiera la gubernatura del Estado de México en el 2023, el partido naranja quedaría perfilado como la tercera fuerza política del país rumbo a los comicios del 2024. Eso fortalecería las aspiraciones de Alfaro Ramírez (…)”.

El 2024 será un año clave para Enrique Alfaro Ramírez, Gobernador de Jalisco y potencial aspirante a la Presidencia de la República, pero también será un punto de quiebre que definirá el futuro del Partido Movimiento Ciudadano.

Movimiento Ciudadano podría hundirse en las elecciones del 2024 o convertirse en la segunda fuerza política indiscutible del país, inclusive, por encima de los veteranos PRI y PAN.

El partido que en el ámbito nacional coordina el Senador Dante Delgado Rannauro dependerá de las decisiones que tome para postular candidato en Jalisco y para decidir si en la contienda presidencial compite sólo o como parte de una gran alianza opositora.

Esta última decisión también podría definir su futuro en Jalisco, para retener la gubernatura o para entregarla a Morena o a varios de sus rivales coaligados.

Al mismo tiempo que la batalla por la Presidencia de la república, en los comicios del 2024 se jugarán los gobiernos de dos entidades clave: el Distrito Federal, bastión emblemático de Morena y la gubernatura de Jalisco, fuente de identidad y poder del Partido Movimiento Ciudadano.

La Ciudad de México es la segunda entidad más importante del país, tanto por su población como por su potencial de votantes, y Jalisco es la tercera.

Estado de México, cuya gubernatura se disputará en el 2023 es el último bastión importante que le queda al PRI y la entidad más fuerte de la república, tanto por su población como por sus votantes potenciales.

En Jalisco, a dos años de distancia de los comicios por la gubernatura, los partidos políticos ya empezaron a tomar posiciones y a prefigurar algunas definiciones para tratar de arrebatarle a Movimiento Ciudadano la gubernatura que le da identidad y que ha sido base de su proyecto político, iniciado en Tlajomulco de Zúñiga, Jalisco, en 2009, donde Enrique Alfaro Ramírez ganó la Presidencia Municipal.

Después Enrique Alfaro contendió por primera vez por la gubernatura de Jalisco en el 2012 y perdió por apretado margen con el priista Jorge Aristóteles Sandoval Díaz, quien le ganó por cuatro puntos porcentuales de diferencia.

En 2015 Alfaro conquistó la Presidencia Municipal de Guadalajara al vencer a su principal rival, Ricardo Villanueva Lomelí, del PRI, actual rector de la Universidad de Guadalajara, y en 2018 dio el gran salto a la gubernatura, que ganó con un margen cómodo.

En los comicios del 2024 Movimiento Ciudadano podría enfrentar dos rivales formidables: por una vertiente, su principal contrincante, representado por el partido Morena, y por otra vía, una coalición opositora que hasta el momento estaría en proceso de aglutinar al PRI, PAN Y PRD.

Además, como accesorio, esta coalición agregaría al partido estatal Hagamos, que junto con el PRD Jalisco son patrimonio del jefe del grupo político de la Universidad de Guadalajara y cacique de esa institución desde hace 33 años, el exrector (1989-1995) Raúl Padilla López, quien estaría preparando una jugada que pretendería fuera de victoria, para cobrarle agravios al actual Gobernador Enrique Alfaro y a su partido Movimiento Ciudadano.

En el frontispicio del Teatro Degollado de Guadalajara está labrada en fuego la leyenda: “Que nunca llegue el rumor de la discordia”.

Sin embargo, en el caso particular de Movimiento Ciudadano ese sería un elemento que podría debilitarle en la contienda por la gubernatura en el 2024.

Para el aplauso de las galerías y para tranquilizar los ánimos ansiosos y desbordados, Alfaro Ramírez habla reiteradamente de que los proyectos individuales nunca podrían estar por encima de los proyectos institucionales del partido.

Pero hay una latente inquietud en las filas de Movimiento Ciudadano, porque el Alcalde de Guadalajara, Pablo Lemus Navarro, es el mejor posicionado para ganar la postulación para la gubernatura, pero no es el favorito de Alfaro Ramírez, quien quizá preferiría para esa posición al Senador Clemente Castañeda; al Alcalde de Tlajomulco de Zúñiga, Salvador Zamora, o al Secretario de Asistencia Social, Alberto Esquer.

Pablo Lemus Navarro llegó a la Alcaldía de Zapopan en el 2015, postulado por Movimiento Ciudadano; se reeligió en el 2018 y en el 2021 su destino dio un giro inesperado al ser postulado para contender ahora por la Presidencia Municipal de Guadalajara, en sustitución de Ismael del Toro Castro, quien pretendía reelegirse.

Por extrañas razones, atribuibles oficialmente a problemas familiares y extraoficialmente a presuntas amenazas de algún grupo delictivo, Del Toro tuvo que dejarle el espacio libre a Lemus Navarro, quien ganó la Alcaldía tapatía.

Exdirigente de Jóvenes Empresarios y expresidente del Centro Empresarial de Jalisco, Lemus Navarro es muy independiente de Alfaro. Incluso, entre sus amigos cercanos del sector privado, existe la certeza de que la exigencia de Alfaro a Lemus, de sometimiento incondicional, no ha sido bien recibida y ha generado roces entre ellos.

El pasado sábado 25 de junio del 2022, al tomar posesión de su cargo como dirigente estatal del PRI en Jalisco, Laura Haro Ramírez, anunció el inicio de las negociaciones con las presidentas del PAN y del PRD en la entidad, Diana Araceli González Martínez y Erika Natalia Juárez Miranda, respectivamente, para integrar una alianza para que sus partidos compitan con un candidato común en la elección de Gobernador del 2024.

Inusualmente, las dirigentes del PAN y PRD estuvieron presentes en el evento priista, al cual también acudió el dirigente nacional tricolor Alejandro Moreno Cárdenas.

De concretarse esta alianza, seguramente formaría parte de ella el partido estatal Hagamos, del grupo político de la Universidad de Guadalajara que encabeza el cacique Raúl Padilla López, confrontado actualmente con el Gobernador Enrique Alfaro.

¿Quién podría ser el candidato de esta coalición de partidos? Sin figuras visibles en Jalisco, PAN, PRI y PRD podrían aceptar una comedida propuesta de Padilla López para que su cachorro, el actual rector de la UdeG, Ricardo Villanueva Lomelí, pudiera ser su candidato a la gubernatura.

El pasado 26 de mayo del 2022, día en el que la UdeG realizó una marcha multitudinaria para exigir aumento de presupuesto al Gobierno de Jalisco, Villanueva Lomelí admitió que no desdeñaba la posibilidad de ser candidato a la gubernatura.

A estas alturas no habría que descartar que si Lemus Navarro no lograra la postulación por Movimiento Ciudadano, la coalición opositora le ofrecería la candidatura en bandeja de plata y seguramente el cacique de la UdeG, Padilla López, cabildearía fuerte para convencer a su amigo empresario de aceptar la encomienda.

La consultora regiomontana Massive Caller dio a conocer una encuesta realizada en Jalisco el pasado sábado 25 de junio del 2022. El partido Morena aparece como primero en las preferencias con 33.5 por ciento y ubica en segundo lugar a Movimiento Ciudadano, con 26.5 por ciento.

Aunque Morena esté muy bien posicionado como partido en Jalisco, por el momento no tiene algún precandidato a la gubernatura con suficiente fuerza, prestigio y reconocimiento social para aspirar a la postulación y al triunfo.

Al PAN la consultora Massive Caller le atribuye 12.6 por ciento de preferencias; al PRI 12 por ciento y a Hagamos 3.6 por ciento. La suma de los activos de estos potenciales aliados electorales sumaría en estos días 28.2 por ciento. Si conservarán una fuerza similar rumbo al 2024, tendrían, potencialmente, un piso razonable para meterse en la contienda.

Si el PRI perdiera la gubernatura del Estado de México en el 2023, el partido naranja quedaría perfilado como la tercera fuerza política del país rumbo a los comicios del 2024. Eso fortalecería las aspiraciones de Alfaro Ramírez de buscar la candidatura presidencial por una coalición opositora integrada a su gusto y capricho.

Sin importar cuál sea el papel que le corresponda jugar a Alfaro Ramírez en el 2024, ese año será clave para su futuro político y para el de Movimiento Ciudadano.

Pedro Mellado Rodríguez
Periodista que durante más de cuatro décadas ha sido un acucioso y crítico observador de la vida pública en el país. Ha cubierto todas las fuentes informativas y ha desempeñado todas las responsabilidades posibles en medios de comunicación. Su columna Puntos y Contrapuntos se ha publicado desde hace más de tres décadas, en periódicos como El Occidental, Siglo 21 y Mural, en Guadalajara, Jalisco. Es profesor de periodismo en el ITESO, la Universidad jesuita de Guadalajara.
en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas